Dante Spinetta: “‘Puñal’ es el disco más intenso que hice, atravesado por el dolor”

El músico viene de ganar un Gardel por su último trabajo, que presentará hoy en el Club Shampoo.

02 Jun 2018
1

ÉPOCA OSCURA. Dante Spinetta compuso “Puñal” tras un desamor. Prensa

HOY

• Desde las15 en Club Shampoo (avenida Roca 396).

Dante Spinetta estaba ilusionado con tocar en una casona de más de cien años, Yungas Haus, en Villa Nougués. Pero la lluvia y el frío obligaron a los organizadores de su show a buscar una alternativa para su presentación de hoy, y la opción será Club Shampoo, donde se hará el festival desde la tarde.

Antes de anunciarse el cambio (fue ayer a la tarde), Spinetta habló con LA GACETA para anunciar su propuesta. “Nos adaptamos a lo que esté pasando en la noche, pero pasamos por diferentes dinámicas: vamos de la psicodelia rock al power trío, y a momentos urbanos”, describió a su show, en vísperas de su llegada junto a su banda.

El músico, una de las mejores guitarras del rock argentino según la revista Rolling Stone, viene a recorrer su producción solista desde “El apagón” y “Pyramide” hasta “Puñal”. Este último, que firma como El Dante, recibió esta semana el Premio Gardel al mejor álbum de rock-pop alternativo. “Es una mezcla de todos los discos anteriores, donde conviven el mundo urbano con la mística del rock argentino y el R&B”, explicó.

- No dejás del todo lo urbano, si bien “Puñal” tiene un carácter más íntimo y, al mismo tiempo, más amplio musicalmente. ¿Te abrís hacia nuevos caminos?

- En este disco pude abrirme más que nunca. También es mi trabajo más vulnerable. Creo que es la etapa que atravieso. Hubo un momento en que estuve mucho más urbano, pero esta vez sentí la necesidad del alma de decir las cosas de otra manera. Es el más intenso que hice, atravesado por el dolor: cuando lo grabé venía de un desamor muy grande. Cuando estás en momentos oscuros encontrás que todo es oscuro; todo lo que guardaste en ese cuarto que no querés ver y que hay que ponerse a ordenar. En vez de tomármelo de una manera egocéntrica, de ignorarlo o de meterme en un ‘egotrip’ de rapero intocable, opté por mostrarme tal como estaba: más partido en algunas canciones y con la violencia de la ciudad. El resultado fue un disco real; el arte te da esa posibilidad de sublimar.

- Se cuela más que en otros trabajos la influencia de tu padre, Luis Alberto Spinetta. ¿Qué te pasa a vos con esta recurrente referencia?

- Creo que hay influencias en “Así será” o en “Mística”. Son canciones en las que el tono spinettiano es a propósito. Si los músicos argentinos no reconocemos influencias, ante todo de mi papá que es el mejor compositor de música contemporánea de Argentina, estamos perdidos. Y tenemos que tener influencias, como los brasileños tienen de Jobim, de Caetano, de Djavan... Yo lo llevo con mucho orgullo y también como una marca cultural insoslayable.

- ¿Qué pasa y qué va a pasar con Illya Kuryaki and The Valderramas?

- Está descansando. La banda no está rota, pero ambos estamos muy abocados a nuestras carreras solistas. No sabemos qué puede pasar.

- ¿Qué anduviste haciendo con Billy Bond en Estudios Ion?

- Bond está grabando temas de La Pesada. Fue un honor que me convocara porque había invitado a monstruos como Hugo Fatorusso, Fito Páez, Rubén Rada, Daniel Melingo... Toqué un solo en un tema y quedó buenísimo.

- ¿Cómo se arma tu banda?

- Somos un power trío: Pablo González en batería, Matías Méndez en bajo, y yo en guitarra y voz. Hay beats sonando en casi todos los tracks, y la verdad es que lo que está pasando en vivo es muy fuerte, porque el vivo resignifica las canciones. Las energías cambian tocándolas con el público. Todos los shows son muy especiales: empiezan de una manera y se van transformando con total naturalidad.


Comentarios