Francia 98: un convulsionado Ronaldo jugó la final

22 May 2018
1

DUDAS. Ronaldo había sufrido un ataque a un día de la final; igual la jugó.

“¡Ronaldo se muere! ¡Edmundo, Doriva, por favor, Ronaldo se muere!”. Roberto Carlos, que compartía la habitación con el delantero, dirigía el desgarrador pedido a sus compañeros que ocupaban una habitación contigua del Chateau de la Grande Romaine, el hotel de la periferia parisina, donde Brasil se concentraba. Transitaba la siesta del sábado 11 de julio de 1998. Al día siguiente, la “Verdeamarelha” debía jugar ante su par de Francia la final de la Copa del Mundo.

“Corrí a su habitación y vi a Ronaldo en un estado tremendo. Fue impresionante. Se retorcía, se golpeaba los brazos contra las piernas y de su boca salía espuma. Hacía un ruido muy extraño, como si quisiera respirar y no pudiese hacerlo. Salí corriendo al pasillo y me choqué con César Sampaio. Entramos, agarré fuerte a Ronaldo y Sampaio le sujetó la lengua. Un segundo después llegaron los médicos”, recordó Edmundo.

En un principio se había dicho que Ronaldo había sufrido un ataque de epilepsia. Años después, el cardiólogo italiano Bruno Carú precisó que se había tratado de una crisis cardíaca. Sea como fuere, todos coincidían en aquel momento en que el delantero -por entonces, en Inter de Italia- no debía salir a jugar la final. Pero eso no ocurrió: Ronaldo saltó al pasto aquel domingo 12 de julio. Hasta hoy muchos creen que lo hizo porque tenía un multimillonario contrato con Nike, que le exigía la presencia durante los 90 minutos en todos los partidos del Mundial. Mediante un comunicado la firma deportiva lo negó. “La final de la Copa de 1998 era el partido más importante de la vida de Ronaldo. Él y Mario Zagallo tomaron la decisión. Nike no tuvo ninguna influencia y jamás interfirió en la relación entre el entrenador y sus jugadores”, decía el texto. La duda persiste. Y persistirá para siempre.

La mascota del mundial “galo”

La mascota del Mundial de Francia 98 se llamó “Footix”. Se trataba de un gallo azul, con una pelota bajo el brazo y la leyenda “Francia 98” estampada en su pecho

Un torneo muy redituable

Ya desde la previa del mundial de Francia, la FIFA pegó un salto cuantitativo en cuanto a recaudación. La entidad madre del fútbol mundial colectó unos U$S 3.500 millones.

El Fair Play estuvo ausente

Durante los partidos de la Copa del Mundo 98, los árbitros mostraron la tarjeta roja en 21 ocasiones. La cifra representa aun hoy un récord en la historia de los mundiales.

Alemán histórico

En Francia, el alemán Lothar Matthaeus no sólo igualó al mexicano Antonio Carbajal en mundiales disputados (cinco; en 2002 se sumó el italiano Gianuigi Buffon), sino que también pasó a liderar la lista de los que más partidos jugaron en copas del mundo: 25.

Comentarios