La basura y los yuyos ocupan las veredas y avanzan sobre la calzada

23 Abr 2018

Un vecino se declara indignado por la falta de limpieza en la vía pública de numerosas zonas de la capital, tanto en calles como en avenidas. El lector envió la foto contigua, tomada en calle San Lorenzo al 3.700. Describe que cada vez hay menos espacio para pasar con un vehículo, como él debe hacer a diario. Basura, animales muertos, matorrales, ramas y hasta pedazos de troncos de árboles por todos lados obstaculizan el paso. Ya casi no hay espacio para caminar y circular en rodados se torna cada vez es más difícil porque se cierran los espacios. Esto ocurre, según el lector, “porque a los políticos no les interesamos los vecinos. Sólo saben pelearse entre ellos y ninguno hace nada por quienes los votamos y por quienes pagamos nuestros impuestos”, sostiene. Por eso, insiste en reclamar que actúe la Municipalidad capitalina.

PODARON UN ÁRBOL, NO RECOGIERON LAS RAMAS Y NADIE SE HACE CARGO


Mendoza al 2.700. Un viejo árbol fue totalmente podado. Inclusive, le cortaron hasta las ramas más importantes y gruesas. “Sólo falta que levanten la vereda y saquen el resto del árbol”, cuestiona el vecino envió la foto. “Decidieron talarlo y a nadie le importó, y los vecinos nos quedamos sin sombra, tanto para nosotros como para nuestras casas y los autos que estacionamos en la calle”. repudia. “Nadie se hizo cargo de la poda del ejemplar”, agrega. El lector descree que haya sido la Dirección de Espacios Verdes de la Municipalidad capitalina la que realizó el trabajo. Más bien se inclina porque haya sido un particular. El problema se agrava porque las ramas y los troncos resultantes de la poda están desde hace 10 días en la vereda y ocupan un pedazo de la calle, sin que nadie haya pasado a recoger los restos del árbol.

PÉRDIDAS DE AGUA Y BASURA DOMICILIARIA CONTAMINAN LAS CASAS DEL VECINDARIO


Las pérdidas de agua potable se siguen multiplicando por distintos puntos de la capital, se queja una vecina que se contactó con LA GACETA y compartió esta imagen. Manifiesta que hace tres meses se rompió un caño maestro de la red de agua potable -que administra la SAT- en calle Laprida al 1.400. “Necesitamos una solución urgente”, clama la lectora. “El pavimento se sigue agrietando -advierte con preocupación-, y el agua corre por la calzada y se estanca”. El otro problema, advierte la vecina, es que existen vecinos desaprensivos que arrojan basura a la vía publica, la cual se suma al agua estancada y termina generando un foco de contaminación en el lugar, que afecta a vecinos y a ocasionales transeúntes. Por ello, insiste en que la SAT o la Municipalidad capitalina se presenten y solucionen la pérdida.

EN YERBA BUENA, UN POSTE PUEDE CAERSE Y PROVOCAR UN GRAVE ACCIDENTE URBANO


“Hay postes abandonados, otros que sostienen el cableado de la telefonía fija o de la televisión por cable, y también están los que sostienen los cables del tendido eléctrico”. Así comienza el comentario de la lectora de Yerba Buena que puntualiza que en Chile 45 de esa ciudad se encuentra el poste de la foto, el cual en cualquier momento se puede caer. La vecina advierte que ya realizó varios llamados para que la SAT, EDET o la Municipalidad de la “Ciudad Jardín” se presenten con sus operarios en el lugar y hagan algo para que el mencionado poste recupere su normal postura vertical, antes de que se produzca algún accidente con adultos o con niños, o de que se desplome sobre una propiedad privada. La lectora comenta que no hubo solución hasta ahora, e implora que las autoridades se hagan cargo del problema.

UN VECINO NO LIMPIA LA VEREDA DE SU INMUEBLE Y SE JUNTAN YUYOS Y BASURA


Prácticamente ya no quedan calles ni avenidas, céntricas o en los barrios más populosos de San Miguel de Tucumán, donde los yuyales, los residuos acumulados y los restos de trabajos de construcción integren en paisaje diario que visualizan los tucumanos. Así lo afirma el vecino que envió esta foto, para dar cuenta de la existencia de un basural, con escombros y malezas, más el desarrollo de distintos tipos de alimañas, en Santa Fe al 2.000, una zona densamente poblada y no tan alejada del microcentro de la ciudad. “Es imposible transitar por la vereda, así que los vecinos tenemos que bajarnos a la calle, con el peligro que ello conlleva, para poder pasar por el lugar”, advierte preocupado. Sugiere que si el propietario del inmueble no limpia su vereda, debería hacerlo la Municipalidad y cobrarle el trabajo realizado.

ENTRE MALEZAS DESCANSA UN VEHÍCULO ABANDONADO DEL QUE SÓLO QUEDA CHATARRA


La imagen habla por sí sola, expresa una vecina, indignada por el lugar por donde los habitantes de la zona tienen que pasar todos los días. Se refiere al auto antiguo, abandonado en la vereda de la calle Gregoria Matorras 360, en la ciudad de Concepción, en el sur de Tucumán. Comenta que el vehículo debe haber sido dejado ahí por su propietario, cuando ya no le servía, hace mucho tiempo. El problema es que manos anónimas le extrajeron todo lo que podía tener algún valor económico y sólo dejaron chatarra. El panorama se completa con los yuyos que crecieron a su alrededor, además de que se criaron alimañas de distintos tamaños, que convierten al lugar en un foco de peligro. Reclama que la municipalidad destine operarios para retirar lo que queda del vehículo abandonado y para cortar las malezas.

Comentarios