“Trabajaré como cualquier juez”, reiteró Maggio después de jurar como magistrado

"Estoy en paz con mi moral y mi honestidad", dijo el el titular del Juzgado Penal N°2.

14 Abr 2018
1

LA GACETA / FOTO DE JORGE OLMOS SGROSSO

Después de quedar formalmente a cargo del Juzgado de Instrucción en lo Penal N°2 de esta ciudad, Facundo Maggio se dio media vuelta y saludó a sus familiares y amigos, entre ellos su esposa, Eloísa Rodríguez Campos, relatora del Ministerio Público Fiscal que dirige su tío, Edmundo Jiménez, y su suegra y la hermana de este, la ex camarista Elva Graciela Jiménez. Los periodistas lo seguían por atrás para interrogarlo acerca de los bemoles de su designación. Su pliego fue rechazado por la oposición y algunos oficialistas, y las organizaciones de derechos humanos con Estela de Carlotto a la cabeza cuestionaron que haya defendido a imputados en delitos de lesa humanidad: el rechazo volvió a aparecer ayer en una manifestación en el Palacio de Justicia. Pese a los pedidos de la prensa, Maggio siguió recibiendo felicitaciones. Luego de algunos minutos de tironeos, contestó las preguntas.

-¿Qué expectativas tiene al frente del Juzgado?

-No, trabajar como cualquier juez.

-Teniendo en cuenta las carencias del fuero penal y que la sociedad necesita respuestas, ¿cuál va a ser la tónica que dará a su función?

-Trabajar, como cualquier juez, con empeño y sacrificio.

-Hemos tratado de hablar con usted por los cuestionamientos que recibió su designación. ¿Qué significa jurar después de la polémica que hubo?

-Como cualquier juez tengo que trabajar. Estoy de turno en este momento (en el Juzgado N°2), pero trabajaré como cualquier juez.

-¿Qué dice a las organizaciones no gubernamentales que protestan afuera del Palacio?

-No las vi. Pero, nada, se están expresando, yo qué sé.

-Lo critican por haber defendido a imputados en delitos de lesa humanidad.

-Yo tengo que trabajar como cualquier juez.

-La oposición votó en contra de su nombramiento porque tiene dudas razonables sobre su independencia. ¿Qué dice al respecto?

-Trabajaré como cualquier juez, con toda la independencia.

-¿Qué significa “trabajar como cualquier juez”?

-No sé qué dudas puede tener la gente, pero yo digo que trabajaré como cualquier juez con independencia y honestidad sirviendo a la sociedad.

-¿Le importan las críticas?

-Sólo en lo que hace al desempeño de mi trabajo.

-¿Dará prioridad a las causas sobre hechos de corrupción?

-A todas las causas.

-¿Se excusará en el caso “Teves”? (Maggio intervino como actor civil).

-Todo lo que sean cuestiones de las causas las voy a trabajar en las causas. No llegué al juzgado todavía porque estoy hablando con ustedes.

-¿Se siente perseguido?

-Para nada. Pero a mí me acaban de designar juez y todos queremos que sirva a la sociedad. Entonces, tengo que irme a trabajar.

-Usted dice que sólo le importan las críticas al desempeño de su trabajo, pero, ¿no le pesa todo lo que pasó respecto de su nombramiento?

-No, yo respondí en los momentos oportunos frente a las instituciones que corresponde.

-También se cuestionó su capacidad moral.

-No, imposible, estoy en paz con mi moral, mi honestidad, mi trabajo. No tengo ninguna preocupación porque trabajaré como cualquier juez.

-¿Qué puede decir de su vínculo con el ministro público fiscal Jiménez?

-Nada, es el tío de mi mujer.

-¿Pero tiene algo que ver con su llegada a la Justicia provincial?

-No, para nada. No entiendo la pregunta. Insisto: es el tío de mi mujer.

Comentarios