Si Lula no compitiera, ganaría el “Trump brasileño”

Los muestreos dicen que el ultraderechista Bolsonaro se impondría si las elecciones presidenciales fueran hoy, pero sin el ex presidente El líder del Partido de los Trabajadores sigue siendo el gran favorito, pero las causas judiciales pueden poner freno a su carrera

01 Feb 2018

RÍO DE JANEIRO.- El ultraderechista Jair Bolsonaro sería el ganador de las elecciones presidenciales brasileñas en caso de que el ex presidente Luiz Inácio “Lula” da Silva no pueda ser candidato por sus problemas judiciales, según la última encuesta publicada ayer.

Bolsonaro, conocido como el “Donald Trump brasileño” por sus posiciones radicales y populistas, conseguiría el 18% de los votos en caso de que la elección fuera hoy, según el sondeo de la encuestadora “Datafolha” citado por el diario “Folha de Sao Paulo”.

Detrás de Bolsonaro quedarían dos candidatos cercanos a la izquierda: la ex ministra de Lula, Marina Silva, hoy al frente del partido ecologista Rede, con el 13% de los apoyos, seguida por Ciro Gomes, del Partido Democrático Laborista, con el 10%.

Lula, líder histórico del Partido de los Trabajadores (PT), mantiene su alta popularidad en el supuesto de que sí pueda ser candidato. Según el primer sondeo del año electoral, el ex presidente (2003-2010) sigue siendo claro favorito con hasta el 37% de los apoyos. Sin embargo, podría ser excluido de la carrera electoral en los próximos meses e incluso encarcelado debido a una condena por corrupción. Un tribunal de apelación confirmó la semana pasada una condena de cárcel contra Da Silva por la megacausa “Lava Jato” (”Lavado de autos”) y aumentó la pena inicial de nueve años y medio a 12 años y un mes de prisión.


La defensa del carismático ex presidente puede apelar aún en instancias superiores y llevar el caso hasta el Tribunal Constitucional, pero su situación es vista como cada vez más difícil.

Lula fue declarado culpable de haber aceptado de la constructora OAS la reforma de un apartamento, que tenía pensado comprar y debe responder aún en seis juicios más. El drama judicial en torno al ex presidente agita desde hace semanas al país. Sus seguidores consideran que los comicios del 7 de octubre serían un “fraude” si Lula es excluido, y el PT subrayó que nominará candidato al ex presidente pese a sus problemas judiciales.

“Lava Jato”, sin embargo, ha minado también desde 2014 la confianza en la clase política. En el escándalo de corrupción están implicados congresistas, gobernadores y ex presidentes, además del actual jefe de Estado, el conservador Michel Temer.

Bolsonaro es visto como el principal beneficiario del desencanto político. El militar y diputado de 62 años se postula como alguien ajeno al “establishment” y es conocido por su apología de la dictadura militar brasileña (1964-1985). Según “Folha”, se realizó una muestra de 2.826 personas en 174 municipios brasileños en esta semana. (DPA)

Comentarios