Abrupta caída del consumo de vinos

La suba de precios impactó negativamente.

30 Ene 2018
1

VINOS. FOTO TOMADA DE DIARIOUNO.COM.AR

Superada la crisis que se generó tras el intento por parte del Gobierno de imponerle impuestos internos a los vinos, el 2017 terminó dejando un saldo negativo para la industria vitivinícola.

Sucede que tanto las ventas en el mercado interno como las exportaciones volvieron a mostrar caídas, consolidando así un año negativo en ambos frentes, según lo revela un artículo de iProfesional.

Según datos del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV), las bodegas despacharon a la plaza doméstica poco más de 8,9 millones de hectolitros, lo que significó una caída interanual de más del 5%.

Traducidas estas cifras, los argentinos consumieron 51 millones de litros menos que en 2016. Del informe se desprende que los vinos que están experimentando la mayor contracción son los que no tienen mención varietal, que son los de más bajo precio, con una tasa de caída del 16%. En cuanto al tipo de envase, el bag in box -el formato que permite servirse vino por copa y que conserva las cualidades del vino durante dos meses una vez abierto-, sigue sin prender entre los consumidores locales: mantiene un share marginal y sufrió un derrumbe del 52%.

A la hora de buscar razones sobre esta caída, desde la consultora Kantar Worldpanel aseguraron que la contracción está íntimamente relacionada con la suba de precios que se ha venido observando en las góndolas. “Los vinos, con un incremento en precio mayor al de cervezas, se encarecieron en términos relativos frente a su rival, y esto no pasó desapercibido para los hogares”, dijo Belén Abbruzzese, de Kantar Worldpanel.

Comentarios