Condenaron a un perito por instalar la teoría de que Ángeles Rawson murió por sexo sadomasoquista

El acusado reconoció su culpabilidad.

23 Ene 2018

Un médico que actuó como perito de la defensa de Jorge Mangeri en la causa por el crimen de Ángeles Rawson fue condenado a un año y diez meses de prisión en suspenso, por haber incorporado "sin fundamento científico" la teoría de que la víctima pudo haber sido asesinada durante "prácticas sexuales sadomasoquistas".

Se trata de Adolfo Méndez, a quien el juez le aplicó una inhabilitación absoluta para ejercer cualquier cargo público por tres años y ocho meses, y otra especial por un año para actuar como perito en cualquier causa judicial.

La pena fue bajo el rótulo de "falso testimonio" luego de que el propio acusado reconoció su culpabilidad.

En marzo de 2017, Méndez ya había sido condenado en el marco de su actuación como perito de Mangeri por el juez Francisco Ponte quien le fijó una pena de seis meses de prisión por "violación de secretos" por haber revelado información sobre la Junta Médica en una entrevista televisiva.

Según la junta médica, Ángeles Rawson sufrió abuso antes de morir por asfixia

Este perito participó de la primera junta médica que se realizó por el femicidio de Ángeles, cometido en junio de 2013, estuvo presente en la misma durante los seis días que duró y al finalizar firmó el informe en el que se emitieron las conclusiones.

En el punto 29, sobre la existencia de signos de lucha, los profesionales respondieron que ésta es un evento de "características dinámicas, entre dos o más personas, que pelean entre sí y que puede generar lesiones defensivas".

Mientras que Méndez agregó otra acepción de lucha: la participación de dos o más individuos donde no hay agresor y agredido.

Según su criterio, no existirían lesiones que desde el punto de vista médico legal pudieran ser calificadas como agresivas o defensivas "en vinculación a prácticas eróticas y/o sexuales como las conocidas como sadomasoquistas".

Sobre los signos de asfixia que presentaba la víctima, Méndez sostuvo nuevamente que podría haberse dado en el marco de "transacciones sadomasoquistas".

Luego, al hablar de las lesiones que se le encontraron cerca de los muslos reiteró su teoría sobre las prácticas sexuales y aclaró, en ese contexto, el "consentimiento de los participantes"; tras lo cual repitió su hipótesis en otros dos puntos del informe, según informó la agencia de noticias Télam.

Cuando los jueces le preguntaron sobre esas otras probabilidades, el perito declaró que quiso introducir la hipótesis de las prácticas sadomasoquistas aunque finalmente manifestó que su aclaración "quizás no fue feliz".

"Es evidente que a través de su proceder, actuó con la finalidad favorecer al imputado creando un contexto incierto y falaz respecto de lo acontecido", afirmó el juez.


La última imagen en la que se vio con vida a Ángeles Rawson

El caso

De acuerdo al fallo que condenó a Mangeri, el 10 de junio de 2013, el portero interceptó a la víctima en el hall de acceso de su vivienda, en Ravignani 2360, de Palermo; la desvió de su camino, la llevó hasta un lugar reservado del edificio y abusó sexualmente de ella.

Consumado esto, o impedido de avanzar por la resistencia de la víctima, le apretó el cuello mientras le tapaba la boca y la nariz, y la asesinó.

Confirman que Ángeles Rawson murió en el camión recolector

Para el tribunal, Mangeri retuvo el cuerpo de la víctima por unas cinco o seis horas, luego lo colocó dentro de una bolsa de residuos y la depositó en un contenedor de basura fuera del edificio.

El 11 de junio de 2013, el cadáver fue encontrado en la Planta de Tratamiento Mecánico Biológico del Ceamse en la localidad bonaerense de José León Suárez.

En junio de 2017, la condena  fue confirmada por la Cámara Nacional de Casación que tres meses rechazó un pedido de la defensa para que sea revisada por la Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Por otra parte, Cecilio Saettone (57), el primo ex policía de la esposa de Mangeri, fue condenado hace dos meses a cuatro años de prisión por haber cometido falso testimonio en dos oportunidades para favorecer la situación del portero que terminó condenado. 

Comentarios