La limpieza en Plaza Belgrano duró poco

23 Ene 2018
1

“Así están hoy los contenedores de la plaza Belgrano, frente al Hospital Padilla; la limpieza duró sólo una semana”. Así describió un lector la situación que se vive en el paseo público, después de anteriores denuncias sobre la falta de recolección de los residuos y de los malos olores que salen de los depósitos instalados cerca de un merendero.

Las Talitas: incendio de cables de la luz


Un vecino solicitó a los responsables de Edet que atiendan los reclamos de los usuarios de Las Talitas, en especial del Barrio Primero de Noviembre. Allí, “los cables están explotando y terminan prendiéndose fuego, y ellos no acuden”, indicó un vecino, que envió la foto del momento en que ocurría ese incendio. Reclaman una solución definitiva.

La maleza ganó terreno en una esquina


En la intersección de México y República del Libano hay un inmueble del cual, hace un largo tiempo, nadie se hace cargo para el mantenimiento y para la limpieza del terreno. “Los vecinos corremos peligro”, advirtió una lectora, y agregó que en el lugar ya hubo varios arrebatos y asaltos. Solicitó a las autoridades municipales o provinciales que atiendan su reclamo y corten la maleza del lugar.

Trancas: arrojan desperdicios cárnicos


Un lector de Trancas denunció que “varias carnicerías de la zona” tiran embolsados los desperdicios que generan esos negocios, en la banquina de un camino vecinal. “Ya no se puede circular por esa vía por el terrible olor que emana la carne putrefacta”, indicó el vecino. Reclamó a las autoridades municipales que controlen estas inconductas que están ligadas a la actitud desaprensiva de los carniceros, que los multen y que limpien también las banquinas, de manera que el tránsito vehicular y peatonal no sea tan desagradable.

Los autos estacionan en lugares prohibidos y obstruyen el tránsito peatonal


Una lectora reclamó a las autoridades municipales la falta de controles en el micro centro de la capital, al descubrir “el rosario” de infracciones de los automovilistas y motociclistas. En este caso puntual, se quejó porque dos autos estacionados en la esquina de Salta y pasaje Padilla, no solo ocupaban zona prohibida (cordón amarillo) sino que obstruían también el tránsito peatonal.

Los vecinos de Crisóstomo y Miguel Lillo viven la pesadilla de los malos olores


En la intersección de Crisóstomo Alvarez y Miguel Lillo los autos tienen que esquivar aguas y desechos sólidos de las cloacas colapsadas, y los peatones sortear, a su vez, las salpicaduras de los despojos malolientes. Los vecinos se quejan de que nadie atiende sus reclamos, y por los olores insoportables (entre putrefactos y de chiquero, dicen) que deben soportar desde hace más de un mes.

comentarios