Líderes sindicales unen fuerzas contra el Gobierno

Rechazo al proyecto de reforma laboral.

19 Ene 2018
1

EN PIE DE GUERRA. Schmid (CGT), Moyano y Barrionuevo en el almuerzo. telam

Fue un almuerzo con menos sonrisas que los anteriores y con más rostros adustos. Como cada verano, el gastronómico Luis Barrionuevo reunió en Mar del Plata a los popes sindicales del país. A su lado sobresalieron el líder de Camioneros, Hugo Moyano; los integrantes del triunvirato de la CGT Juan Carlos Schmid y Carlos Acuña; y los dirigentes Sergio Palazzo (bancarios) y Julio Piumato (judiciales). Todos coincidieron en sus críticas al Gobierno y en hablar de una “persecución” judicial.

En un duro documento, exigieron la derogación de la Ley de Reforma Previsional; rechazaron el megadecreto de “desburocratización” del Estado; reclamaron negociaciones colectivas libres y sin topes; repudiaron la eliminación de la paritaria docente y aseguraron que respaldarán a los gremios que “se declaren en conflicto”.

Adelantaron que la central obrera “no acompañará el proyecto de reforma laboral, impulsado por el Ejecutivo en un contexto en el que la verdadera intención fue sancionar la iniciativa previsional”.

Los sindicalistas rechazaron el DNU 27/18, en especial en lo relacionado con “la inembargabilidad del salario -como determinan las resoluciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT)-, la prohibición de disponer de los fondos de la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) para la timba financiera y el inconstitucional desfinanciamiento del sistema de la seguridad social”.

Los líderes gremiales consideraron que el actual es “un gobierno de CEOs, directores, accionistas, dueños de empresas locales y multinacionales que asumieron con total desparpajo, afectando la ley de ética pública al conservar acciones e injerencias en sus compañías y beneficiando de forma ostensible sus intereses”.

“La construcción de un relato requiere un enemigo, por lo que todo lo que se opusiera era el pasado, es decir, el peronismo y los sindicatos, mezclando situaciones de funcionarios, gremialistas y unos pocos empresarios”, subrayó la declaración. Además, rechazaron “el aliento desde el Estado de la desafiliación sindical, lo que es una práctica desleal”, y “la anulación por decreto de la paritaria docente”, como también “las denuncias mediáticas, judiciales y tributarias a través de un aparato comunicacional afín y con amenazas de auditorías”, todo lo cual procura deslegitimar a los gremios ante la sociedad. (Télam/Especial)

Comentarios