La pileta en la que se ahogó Nahuel González no tenía habilitación

Así lo confirmó el titular del cuerpo encargado de emitir las habilitaciones de todas las piscinas que funcionan en la provincia con fines recreativos.

18 Ene 2018
1

PRENSA. La pileta en donde se ahogó el pequeño Nahuel González.

La pileta del Club Prensa en la que el jueves pasado se ahogó Nahuel González no tenía la habilitación correspondiente para funcionar por que sus responsables no cumplieron las normas que regula la Dirección de Salud Ambiental. Así lo confirmó el titular de esa repartición, el ingeniero Walter Castellanos.

En una charla con LA GACETA, el funcionario de la entidad encargada de emitir las habilitaciones para piletas públicas de toda la provincia, explicó que el club había iniciado los trámites de habilitación, pero adeudaba documentación obligatoria. "El trámite entró como solicitud el cinco de enero, pero en ningún momento se completaron los papeles. No tenía la habilitación correspondiente", detalló.


"Cuando fueron los inspectores al lugar (Juan Luis Nougués y Don Bosco) no se estaba haciendo uso de la pileta. El club estaba por comenzar a hacer los papeles (sucedió antes del ahogamiento de Nahuel) por eso no se clausuró", dijo. Y agregó: "lo primero que hay que hacer es cumplir con todos los requisitos para recién habilitar la piscina, como que tenga los salvavidas, controlar la calidad de agua, la demarcación de la pileta. Además, debe haber un médico de servicio, siempre".

El funcionario contó además que es muy importante que los papás que envíen a sus hijos a las colonias de vacaciones exigan a los dueños mostrar la habilitación de los natatorios.

"Nosotros hacemos reuniones varios meses antes del verano, en las cuales se invita a los responsables de las piletas de Tucumán para que sepan todos los requisitos. Se les informa sobre los papeles que deben presentar y se los asesora para que tengan la facilidad de hacer los trámites obligatorios en tiempo y en forma".



La colonia de vacaciones de Prensa Club había comenzado a funcionar el 11 de diciembre para chicos de cuatro a 13 años. Casi un mes antes de haber presentado los primeros trámites para la habilitación de su pileta.

“Le pedimos al ministro (de Gobierno, Regino Amado) que suspenda provisoriamente todas las colonias de vacaciones hasta que haya una reglamentación y se puedan realizar los controles necesarios”, le explicó esta mañana a LA GACETA Juan Andrés Robles, el abogado de la familia de Nahuel.



Y agregó: “la única garantía que tiene hoy un padre cuando lleva a su hijo a una colonia de vacaciones es la confianza en esa gente, nada más. Casi todas están funcionando sin autorización”.

Nahuel murió el viernes pasado después de permanecer internado más de 24 horas. El mediodía del jueves, el niño había caído a la pileta de Prensa Club y permaneció un tiempo -que aún no fue determinado- inmerso. Cuando quisieron rescatarlo ya era demasiado tarde. Las lesiones ocasionadas en su cuerpo -luego de sufrir un paro cardiorespiratorio- complicaron su salud y no pudo recuperarse.



Tal como habían anunciado en medio de su dolor, sus papás decidieron donar sus órganos, y ese inmenso acto de amor le salvó la vida a ocho personas.

Silencio

"Estamos mandando la documentación y los trámites a la Justicia. En las próximas horas emitiremos un comunicado para explicar algunos puntos que no están claros", fue lo único que expresó la Asociación de Prensa de Tucumán (APT), a la que pertenece el club ubicado en Juan Luis Nougués al 200.

Mientras la Justicia sigue su curso para determinar la secuencia que terminó con la muerte de Nahuel, la APT reiteró que actualmente todos sus esfuerzos están puestos en acompañar a la familia y ponerse a su disposición para todo aquello que consideren necesario.



Lo que hay que tener en cuenta

Por Mariam Drubi, a cargo de la de la colonia de vacaciones de Horco Molle

Las cuestiones fundamentales para que una colonia esté habilitada es, principalmente, que tenga personería jurídica. Que pertenezca a un ente responsable. Luego, hablando de seguridad, que las personas a cargo de los niños sean idoneos en el ámbito que quiere decir mínimo, sean estudiantes de educación física o de otras ramas como maestras jardineras, de arte o de cualquier cosa.

En cuanto al natatorio es menester que esté habilitado por el Siprosa, que haya un responsable del cuidado de la pile, un médico matriculado en todo horario en el que se encuentre el predio habilitado para el uso de la pileta y un responsable de la limpieza y mantenimiento. Otro punto importante contar con las medidas de seguridad, demarcación de las zonas profundas, carteleria con normas de seguridad e higiene.

Una recomendación que en realidad es una cuestión de profesionalismo y códigos es que hay que crearles hábitos a los niños, enseñándoles que nadie ingrese al natatorio si no se encuentra el guardavidas

También otra recomendación que utilizo, es que desde el primer dia presentamos a los niños al guardavidas y les damos charlas de seguridad. Entonces en todo el verano los nchicos iños saben lo que deben hacer y lo que no está permitido.


Comentarios