Mulder y Scully afrontan nuevos enigmas

Hoy vuelven a FOX el misterio y el suspenso en “The X-Files” y se estrena el drama de emergencias “9-1-1”

03 Ene 2018

Hace 25 años, mucho antes de que “Game of thrones” instalara en la pantalla chica la adicción a la fantasía medieval, hubo una serie que sedujo -mejor dicho abdujo mentalmente- a millones de televidentes: “The X-Files” (“Los expedientes secretos X”, en castellano), creada por Chris Carter.

Era cuestión de esperar el capítulo semanal en la señal de cable FOX comiéndose las uñas, hasta que aparecía la X gigante de borde verde fluorescente sobre fondo negro, con el tema principal de fondo. El sonido de silbato “Old Joe”, que el compositor Mark Snow tomó de un viejo sampler, a tal punto marcó el territorio de lo misterioso que desde entonces esa música inquietante y original suena en los medios por generación espontánea cada vez que se alude a lo paranormal.

De eso iba la serie: dos agentes especiales del FBI, Fox Mulder y Dana Scully, investigaban casos inexplicables en los que la única respuesta posible involucraba fenómenos paranormales. Ellos eran interpretados por unos jovencísimos y hasta entonces desconocidos David Duchovny y Gillian Anderson, que encarnaron sus roles icónicos.

Hechos y creencias

La idea del creador era mostrar a los agentes del FBI investigando hechos extraterrestres y paranormales, pero también quiso trabajar sobre las creencias de los personajes. Scully, por ser una científica escéptica y una experimentada doctora en Medicina, fue presentada como católica practicante, en tanto Mulder es el creyente en el fenómeno ovni, a quien sus colegas apodan Siniestro (“Spooky”).

El guionista pensó que el papel de Scully como la racional de la pareja y la inclinación de Mulder hacia las corazonadas y la intuición invertirían los tradicionales roles en la televisión. La tensión sexual no resuelta entre Mulder y Scully fue también un tema central desde el principio. Por eso ambos, salvo raras excepciones, se nombran de manera profesional usando sus apellidos.

Tras nueve exitosas temporadas, en 2002 se despidieron en FOX. Aquellos agentes de la división del FBI regresaron en 2016, con una temporada de seis capítulos. Hoy, a las 22, FOX estrena en exclusivo en América Latina y en simultáneo con EEUU, la segunda temporada de la nueva etapa, con 10 episodios de una hora producida otra vez por Carter. El canal decidió no castellanizar nuevamente el nombre, por lo que circula sólo en inglés.

En la segunda entrega de la serie, Mitch Pileggi también regresa como el director adjunto del FBI Walter Skinner. Además, los nuevos episodios contarán con apariciones de estrellas invitadas junto a Annabeth Gish, Robbie Amell, Lauren Ambrose, Karin Konoval, Barbara Hershey, Haley Joel Osment y William B. Davis, que retoma su papel de “El fumador”.

Si bien en el FBI jamás existió una división con “Expedientes secretos X” hubo veces en que la serie de culto sí se nutrió de casos reales para sus tramas extrasensoriales. Rolling Stone señala al menos cinco momentos de los agentes Mulder y Scully que fueron inspirados por la realidad.

En un episodio de la nueva temporada, Mulder es secuestrada en raras circunstancias, tal como en muchos casos registrados; en otro un monstruo (inspirado en el Chupacabras, el mito del norte argentino) asesina a los habitantes de un pueblo mexicano; luego, al morir el personaje del doctor Secare, su cuerpo emite un gas venenoso de sus entrañas. Además, hay una serie de muertes provocadas por artefactos eléctricos: descubren que los pobladores habían sido programados para responder a mensajes subliminales. Y en otro Mulder, estando inconsciente, vive extraños sucesos.

Drama procedimental

Al término de “The X-Files”, a las 23, FOX seguirá de estreno con la presentación de la serie dramática “9-1-1”, esta vez en el ámbito del drama procedimental. Después del éxito que cosechó con “Scream queens”, “American horror story” y ”Feud”, Ryan Murphy vuelve a poner manos a la obra con un nuevo proyecto para esta señal, pero muy diferente a los anteriores. El prestigioso productor estadounidense creó junto con Brad Falchuk (responsable de “American Crime Story” y de “Glee”) la nueva ficción que se estrena hoy, con episodios de una hora de duración.

Basada en hechos reales, la serie narrará el día a día de varios policías, bomberos y médicos y las crudas situaciones que atraviesan quienes se dedican a profesiones duras.

El casting

Encabezan el elenco Angela Bassett, ganadora de un Globo de Oro y conocida por sus interpretaciones en “American horror story”, “BoJack horseman” y “ER”, que dará vida a la protagonista; Peter Krause, de “Twelve feet under”, “Parenthood” y “The catch”, será el referente masculino; y Connie Britton, de la sitcom “Spin city”, Charles Baker, Brielle Barbusca y Aisha Hinds, entre otros.

“9-1-1” es un tipo de serie fuera de lo común para Murphy y Falchuk, aunque tendrá el estilo exagerado y dramático propio de los creadores. Se adelanta como un drama que persigue las experiencias de mayor presión tanto de la policía como de paramédicos y bomberos, llevados a situaciones de terror y de alta tensión. Estos siguen a los telefonistas de emergencias (atienden el teléfono 911), y tendrán que compaginar sus vivencias profesionales con sus problemas personales.

Comentarios