A la vuelta de dos décadas, Tucumán recibió $10.500 millones por el Fondo del Conurbano

La mayor cantidad de dinero, que provenía de la recaudación del impuesto a las Ganancias, llegó durante los gobiernos de Alperovich. Ese mecanismo de giro de recursos cayó, a partir de la vigencia del nuevo Consenso Fiscal entre la Nación y las provincias.

24 Dic 2017
1

PUNTO FINAL. El 16 de noviembre, el Presidente y 23 gobernadores rubricaron el nuevo Pacto Fiscal, que modificó las reglas para el reparto de fondos. dyn

Meses de alianzas políticas, de cruces judiciales y mediáticos, de llamados y presiones. Una nueva puja en la eterna pelea por la distribución de fondos federales entre Buenos Aires y “el interior” como telón de fondo. Todo esto comenzó a quedar sepultado esta semana. La Cámara de Diputados dio media sanción a la reforma tributaria, que incluyó la eliminación del Fondo del Conurbano (estaba en el artículo 104 de la Ley de Ganancias, porque se alimentaba de la recaudación de ese impuesto).

La modificación es clave para replantear la distribución de fondos a las provincias y terminar el conflicto por el tope de $ 650 millones que la norma establecía para esos recursos destinados al gobierno bonaerense.

Apenas la gestión de María Eugenia Vidal (Cambiemos) presentó una demanda en la Corte Suprema -con el visto bueno de la Rosada- para que se eliminara el techo, las provincias expresaron su preocupación porque entre ellas se repartía el excedente recaudado.

El gobernador Juan Manzur (Partido Justicialista) fue uno de los que se plantó contra la posibilidad de que todo el dinero quede en las arcas bonaerenses. Había consignado que Tucumán podía perder hasta $ 3.000 millones anuales. Pero, ¿cuánto dinero llegó exactamente a Tucumán por la distribución de los excedentes del Fondo del Conurbano? LA GACETA accedió a un informe de la Dirección Nacional de Asuntos Provinciales, dependiente de la Secretaría de Hacienda del Gobierno de la Nación. De acuerdo con los números recibidos, la provincia recibió entre 1996 y el año pasado más de $ 10.504 millones

Este diario solicitó los datos en virtud de la Ley de Acceso a la Información Pública (N° 27.275) y recibió cuatro carillas en las que figuran los montos. Además, se detalla que Buenos Aires, por el tope vigente, durante esos años, percibió $ 650 millones anuales.

Gobierno por gobierno

Las sumas destinadas a la provincia fueron creciendo gradualmente a medida que pasaron los años. La menor cifra recibida fue la inicial, en 1996, cuando se acreditó $ 1.155.000. La mayor, en el otro extremo de la planilla, fue la del año pasado: $ 2.560 millones.

Por la cantidad de años que estuvo en el poder, fue durante el gobierno de José Alperovich (2003-2015) el período en el que más dinero recibió la provincia. En esa docena de años, sumaron $ 7.825 millones. En la gestión de Manzur, que lleva dos años (sólo 2016 completo), llegaron más de $ 2.560 millones. Después, en cantidad, se ubica la gestión de Julio Miranda (1999-2003), con $ 82.595.000. En último lugar, está el paso de Antonio Domingo Bussi como gobernador constitucional (1995-1999), época en la que se percibieron $ 36.155.000.

El Fondo del Conurbano fue sancionado en 1991 ante el reclamo del entonces vicepresidente, Eduardo Duhalde, por más recursos a la provincia de Buenos Aires como condición para presentarse como candidato a gobernador.

En un principio, establecía que, además de los porcentajes fijados en la ley de Coparticipación, Buenos Aires recibiría el 10% de lo que la Nación recaudara por el impuesto a las Ganancias. Como esa recaudación se incrementó mucho más que el resto de los impuestos coparticipables, en pocos años Buenos Aires tuvo un aumento de transferencias nacionales mayor a los demás distritos, que plantearon su enojo a la Casa Rosada.

El conflicto cesó en 1995, cuando se dispuso fijar un límite de transferencias a los bonaerenses de $ 650 millones (por entonces equivalentes a la misma suma de dólares) y que el excedente se repartiera entre el resto de las provincias.

Buenos Aires se consideró perjudicada con la depreciación del peso, porque que mientras la recaudación de Ganancias aumentó, siguió percibiendo los $ 650 millones desde hace 22 años, en tanto el resto de las provincias recibieron más recursos.

Apenas asumió, en 2015, Vidal hizo un planteo ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación en la que requirió la eliminación del tope. Hubo rumores de que la Corte fallaría a favor de Vidal, que recibió públicamente el aval del presidente, Mauricio Macri.

“Es mi responsabilidad y debió ser la obligación, que no se cumplió, de los anteriores gobernadores”, justificó entonces la gobernadora bonaerense.

Tanto Manzur como el vicegobernador Osvaldo Jaldo denunciaron que la Nación actualizaría los montos a Buenos Aires, de signo macrista, a costa de las provincias. Jaldo, incluso, afirmó que se pretendía asfixiar financieramente a Tucumán.

El conflicto comenzó a destrabarse después de las elecciones legislativas de octubre en las que, en el ámbito nacional, se impuso Cambiemos. Macri convocó a un acuerdo que incluyó diversas reformas fiscales y económicas y allí fue incluido el cambio en relación al Fondo del Conurbano Bonaerense. Las modificaciones fueron posibles porque se llegó a un acuerdo con Vidal y con los gobernadores peronistas.

¿Cómo se compensará? El artículo 104 de la Ley de Ganancias establecía que el 36% de la recaudación no entraba en la masa coparticipable. Se distribuía entre Buenos Aires (el monto de $650 millones); el 10% para las otras provincias (de acuerdo al coeficiente de coparticipación); el 4% para los distritos con “necesidad básicas insatisfechas”; el 20% para la Anses y el 2% restante para el fondo de ATN.

A partir de ahopra, todo entrará a la masa coparticipable. En tanto, la Anses pasará a recibir el 100% de la recaudación del Impuesto al Cheque (antes de la reforma recibía una parte). La Nación, por su parte, compensará a las provincias en caso de que en la distribución les llegue a tocar menos fondos que los que solían percibir. Buenos Aires, en tanto, cobrará $ 20.000 millones extra el próximo año y la cifra se incrementará en 2019.

Montos recibidos; sumas por año

1996 $1.155.000

1997 $7.315.000

1998 $14.270.000

1999 $13.415.000

2000 $13.124.000

2001 $12.999.000

2002 $11.104.000

2003 $45.368.000

2004 $90.986.000

2005 $125.799.000

2006 $159.399.000

2007 $215.029.000

2008 $280.136.000

2009 $291.178.000

2010 $418.092.000

2011 $605.707.000

2012 $787.101.000

2013 $1.057.204.000

2014 $1.559.950.000

2015 $2.234.663.000

2016 $2.560.050.000

TOTAL:       $10.504.044 millones

Comentarios