Sin "superpoderes" y a dos meses de que termine el año, el Concejo aprobó el Presupuesto 2017

El intendente Alfaro dispondrá de $ 4.465 millones para este año, más de un 33% de incremento respecto a 2016.

07 Nov 2017
1

CONCEJO DELIBERANTE. LA GACETA/ARCHIVO

Los concejales aprobaron el Presupuesto 2017, a dos meses de que finalice el año en ejercicio. Los bloques opositores al intendente, Germán Alfaro (Acuerdo para el Bicentenario-Cambiemos), modificaron el proyecto enviado por la Municipalidad: como la partida de funcionamiento para el Concejo era la misma que en 2016, los ediles incrementaron $112 millones el presupuesto del cuerpo vecinal.

Con la modificación, la Municipalidad dispondrá de $ 4.465 millones para este año. El debate entre los concejales se llevó casi la mitad de la sesión anoche: luego de tres cuartos intermedios, finalmente acordaron las modificaciones. La disputa en el recinto entre las bancadas se produjo por los fondos fijados para el Concejo: el Presupuesto de 2017 establecía en $ 206 millones los fondos para el cuerpo, suma idéntica a la de 2016. Los ediles de la bancada Acuerdo para el Bicentenario-Cambiemos proponían un incremento de alrededor de $ 50 millones. Los opositores finalmente se impusieron y lograron convencer a los alfaristas: con los $112 millones de incremento, el Concejo dispondrá de $ 318 millones para este año. La cifra había generado preocupación entre los empleados del Concejo: el cuerpo vecinal se había quedado sin fondos para pagar los sueldos.

"En los cuartos intermedios se nos informó desde la Intendencia que se incrementaban las previsiones de recaudación del TEM y de los fondos por coparticipación, por lo que se definió incrementar el monto final del presupuesto. Es importante porque ahora el intendente Alfaro y el presidente del cuerpo, Javier Aybar (que es aliado a la intendencia), tienen el instrumento para poder culminar la gestión del año sin sobresaltos", explicó José María Franco (Restauración Peronista), presidente de la comisión de Hacienda y Presupuesto del cuerpo. Y agregó: "lamento que lo estemos tratando con tanta demora, este fue un año muy complicado por cuestiones políticas".

Raúl Pellegrini (ApB-Cambiemos) valoró el equilibrio de los números del proyecto: el 45,5% está destinado al pago de salarios (una de las metas de los contadores de Alfaro), y casi $ 950 millones destinados a Obra Pública.

Ricardo Bussi criticó con dureza algunas cifras y cargó contra la Intendencia por no considerar ninguna actualización a los fondos de funcionamiento del Concejo. "Llama poderosamente la atención que todas las partidas del proyecto de Presupuesto fueron actualizadas respecto al año pasado, salvo la del Concejo. Esto marca el desprecio del intendente por el único organismo de contralor que tiene la Municipalidad. Criticamos también los gastos discrecionales que se reserva el Intendente. La partida 012, (Bienes y Servicios No Personales), que alcanzaba casi $ 227,5 millones en 2016 ahora pasa a $ 337 millones", arremetió el concejal de Fuerza Republicana. Y agregó: "de ninguna manera votaremos a favor de esta suba para gastos discrecionales de la Intendencia, máxime cuando a 20 días de las elecciones Alfaro entregó millones en subsidios a vecinos de toda la provincia y además se inundaron las escuelas con 'luquepesos'".

A la hora de votar, el edil Franco propuso como moción que se vote primero el dictámen de minoría, que eliminaba los "superpoderes" de la intendencia: Alfaro no podrá reasignar partidas presupuetarias sin consultar al Concejo. El dictámen fue aprobado por unanimidad en general. Las bancadas opositoras se impusieron en las votaciones artículo por artículo, mientras que el alfarismo se abstuvo.

Comentarios