Victoriano llevó a Estudiantes de Concordia a “semis”

23 Oct 2017
1

SU SIEMBRA. Lucas Victoriano siente orgullo por su presente en Concordia. prensa estudiantes de concordia

Para un entrenador, tanto o más importante que saber mucho es tener la capacidad de transmitirlo. De nada sirve ser una enciclopedia de conocimientos técnicos, preceptos y experiencias si no se logra establecer un puente comunicativo que permita transferirlos de la manera más prístina posible a quienes están bajo su dirección. Ello se advierte en la gran cantidad de casos de deportistas que, luego de triunfar dentro de la cancha, de la pista o de lo que fuere, fracasan inapelablemente fuera de ella a causa de ese déficit.

Existen motivos para pensar que no será ese el destino de Lucas Javier Victoriano. Aunque dejó los cortos hace relativamente poco tiempo, su carrera como entrenador ya empezó a darle satisfacciones al de Villa Alem. A poco de asumir como responsable del plantel de Estudiantes de Concordia, el tucumano logró instalarlo en las semifinales de la Liga Sudamericana de básquet. Se trata de una clasificación histórica para el conjunto entrerriano, en su primera participación a nivel internacional.

El plantel, en el que también figuran los tucumanos Leandro Vildoza y Sebastián Orresta, alcanzó dicha instancia en las eliminatorias de la Liga que se realizaron en Bahia (Brasil). Allí, Estudiantes derrotó 66-55 a Malvin, de Montevideo, triunfo que le permitió terminar segundo en el grupo C detrás de Guaros, de Venezuela. Quilmes de Mar del Plata es el otro conjunto argentino que logró el pasaje a la fase decisiva del certamen, al haber finalizado segundo en el Grupo B.

Mejor de lo esperado

LG Deportiva tuvo la oportunidad de dialogar con Victoriano, que se manifestó reconfortado por haberle dado a la populosa ciudad entrerriana un motivo para sentirse orgullosa.

“Por suerte pudimos responderle a quienes en la temporada pasada obtuvieron la clasificación a este torneo internacional. El rendimiento de los muchachos fue muy bueno. Más allá de que uno siempre participa para ganar, este logro superó nuestras expectativas. Queríamos hacer un buen papel, pero a medida que fueron pasando los partidos, nos dimos cuenta de que podíamos conseguir más. Los resultados están a la vista”, señaló quien durante sus años de jugador formó parte de la inolvidable “Legión Dorada”.

Para seguir creciendo

“Hay que tener en cuenta que el plantel es prácticamente nuevo. De la temporada pasada sólo quedaron Sebastián Orresta y Leandro Vildoza”, advirtió Lucas, que no ahorró elogios para ambos: “tuvieron una muy buena actuación y su aporte fue significativo para llegar hasta donde estamos. Son dos sobrevivientes de un proyecto que permitió a Estudiantes permanecer en la Liga Nacional. Lo bueno es que se complementan muy bien.”

Los elogios no son nada a lo que Lucas no esté acostumbrado, pero recibirlos desde un costado del campo es una experiencia distinta, y por demás grata.

Comentarios