El reparto de los fondos enfrenta a los tucumanos en el Congreso

Unos hablan de ajustes; otros, de mentiras

04 Oct 2017
1

El proyecto de Presupuesto nacional para 2018, y la partida para Tucumán, se asemeja a un cuadrilátero. De un lado, los opositores al Gobierno nacional lo tildan de escaso y lo consideran un castigo. Del otro, los oficialistas aseguran que la Provincia sí será beneficiada.

Ante una consulta de LA GACETA, senadores y diputados de diferentes espacios políticos se metieron en la discusión, luego de que el gobernador, Juan Manzur, les pidiera que revisaran la iniciativa antes de votarla. Es que, según el mandatario, la iniciativa del presidente Mauricio Macri beneficia a los distritos de Cambiemos y perjudica a Tucumán.

El titular del PE se hizo eco de un informe del Instituto Argentino de Análisis Fiscal (Iaraf), en el que se advierte que Ciudad de Buenos Aires y provincia de Buenos Aires recibirán el 42% de los fondos para obras públicas en el Presupuesto, frente a un 2% para Tucumán.

El alperovichismo

Beatriz Mirkin, senadora del Frente para la Victoria y miembro de la comisión de Hacienda, dijo que cuando se abre y se analiza ítem por ítem se puede ver cuál es el criterio del Gobierno nacional: “reducir el gasto social de beneficios en jubilaciones y pensiones o bajar la subvención a la energía, lo que quiere decir que vamos a pagar más tarifa. También se deja librado al azar el precio del combustible. Esto impacta en todo, incluso en la canasta básica”. Consideró que lo más grave es la “desventaja de Tucumán entre las partidas para obras y bienes de capital. Un 2% que son unos $590 millones, cifra que no permite hacer ninguna obra de envergadura y lo más grave es que baja el empleo”, insistió. Dijo que Tucumán está siendo “castigado” por su color político.

El radicalismo

La senadora Silvia Elías de Pérez sostiene que Manzur miente al señalar que Tucumán será perjudicada. “Dicen que el presupuesto 2018 solamente beneficiará a Capital Federal y a Buenos Aires, cuando las provincias que más recursos recibirán para obra pública en 2018 son Tierra del Fuego y Río Negro, ambas gobernadas por opositores a Cambiemos”, señaló.

Agregó que del informe del Iaraf se desprende que la provincia de Buenos Aires recibirá menos dinero por habitante en obra pública que Tucumán. “¿De qué centralismo hablan entonces? Los tucumanos van a recibir un 22% más en 2018 de lo que recibieron en 2017. Se van a destinar $ 200 millones para recuperar la ruta 157 para que los tucumanos que viajan al este lo hagan de forma más segura, $ 913 millones para viviendas, y $ 604 millones para proveer agua potable. También se va a avanzar en licitación de la autopista que unirá Termas de Río Hondo con San Miguel de Tucumán, con la mejora edilicia del aeropuerto. El discurso electoral del ajuste no se sostiene por ningún lado”, replicó la referente radical.

El peronismo

“Es una maniobra política y la mejor defensa en Diputados será actuar con el peronismo como mayoría, pese a las divisiones que hoy tenemos. Hay que ver cómo se comportan los otros diputados y senadores tucumanos de los otros partidos”, desafió el diputado José Orellana, aliado a la Casa de Gobierno provincial.

El macrismo

“Tucumán es una de las que más recibe, es la sexta sobre 24 provincias. Lo hace acorde a su tamaño; sólo Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Mendoza reciben más”, afirmó el diputado del PRO Facundo Garretón. La prioridad -agregó- es buscar el equilibrio. “Por eso el Plan Belgrano recibirá un aumento de recursos del 26,8%”, expuso.

“No se dan fondos según si los gobernadores son amigos o no son amigos, si son del mismo partido o no. Este es un trabajo objetivo y profesional”, precisó. Según Garretón, el presupuesto 2018 brinda previsibilidad. “Estimamos un crecimiento de 3,5% con una inflación controlada del 15,7% y bajando, también con un tipo de cambio de dólar en torno a los $19.30, quizás el dato más desafiante es el déficit fiscal estimado en 3,2%”, detalló.

Comentarios