En el Monumental, River debe golear a Wilstermann para seguir en carrera

21 Sep 2017
1

MENSAJE. Gallardo observa siempre atento a sus dirigidos. Para esta ocasión trató de motivarlos desde lo mental, sobre todo. prensa river

BUENOS AIRES.- El rival de River esta noche en el Monumental, Jorge Wilstermann, mostró en la Copa Libertadores una fórmula efectiva que le permitió llegar hasta los cuartos de final: ganar de local y luego aferrarse al empate en el rodeo ajeno. Los bolivianos así lo hicieron en octavos de final al vencer a Atlético Mineiro, de Brasil, el mejor equipo de la fase de grupos (1-0, como local, y 0-0 en Belo Horizonte) y va en vías de repetirlo luego de golear al “Millonario” por 3-0 hace una semana.

Así que es poco probable que el técnico visitante, Roberto Mosquera, mantenga su discurso previo hoy en la cancha y no aplique un esquema con tres delanteros como prometió, sino que el 4-4-1-1 será predominante. Las estadísticas no juegan a favor del “Aviador” porque de 14 visitas de equipos bolivianos al estadio Monumental sólo uno logró sacar un empate y fue el propio Wilstermann con una igualdad 3-3 el 19 de marzo de 1973.

El equipo boliviano llega sin embargo confiado, tras el golpe que le dio al tres veces campeón de la Libertadores en la altura de Cochabamba. “Vamos con la mentalidad de seguir sumando y hacer historia. Esto es lo más lindo que un jugador puede tener: jugar ante un estadio lleno”, declaró el capitán de Wilstermann, Edward Zenteno, antes de la revancha.

El técnico de River, Marcelo Gallardo, desplegaría el mismo equipo que fue goleado en Bolivia, pero luego de una semana de intenso trabajo psicológico y deportivo.

“La remontada es posible porque el equipo cree ser superior”, subrayó Gallardo. El “Muñeco” alertó, al mismo tiempo, que se “dependerá de la eficacia”. Los goles errados en Cochabamba prendieron las luces de alerta en un equipo que creía estar superando las partidas de los atacantes Lucas Alario y Sebastián Driussi.

Gallardo enfrenta el mayor desafío desde que llegó al banco de River hace poco más de tres años, en los que ganó seis títulos. En 2015, dio vuelta de visitante un 1-0 ante el Cruzeiro brasileño, también en cuartos de final de la Libertadores y los “Millonarios” terminaron ese año dando la vuelta olímpica. (DPA-Télam)

Comentarios