Estados Unidos disfrutó del eclipse solar del siglo

Su recorrido pudo verse desde distintos países de Sudamérica, África y Europa.

21 Ago 2017

Tras un siglo de espera, millones de estadounidenses fueron testigos durante la mañana del lunes del eclipse solar total que oscureció en pleno día la costa oeste de Estados Unidos, para desplazarse paulatinamente hacia el este, mientras que en parte del Caribe, América Latina y España pudieron observarlo de forma parcial. 

El fenómeno comenzó a las 10:15 hora local (las 14:15 en la Argentina) en Lincoln (estado de Oregon) y culminó su paso por Estados Unidos a las 14:48 hora local (15:48 hora argentina) en Charleston (Carolina del Sur). Su punto culminante lo alcanzó a las 14.19 hora Argentina (10.19 hora local) en la primera de estas localidades, donde en la ciudad y sus alrededores prácticamente "se hizo de noche" a media mañana. 

Miles de personas gritaron y aplaudieron cuando la Luna se colocó justo delante del Sol, un inusual eclipse total que cruzó de costa a costa el país por primera vez en casi un siglo. La última vez que se había registrado este particular fenómeno en Estados Unidos fue en 1979. 

Poco más de una hora antes, el disco solar había empezado a quedar oculto por el satélite natural de la Tierra de acuerdo con la visibilidad en Oregon, en el noroeste del país. 

El fenómeno tan solo se hizo visible en una pequeña franja de territorio de 113 kilómetros de ancho de oeste a este que cruzará 14 estados y cerca de doce millones de personas observaron el espectáculo.

En Carolina del Sur, donde acabó el eclipse su travesía, concurrieron dos millones de visitantes, en un estado que cuenta con 5 millones de habitantes. 

Artilugios para ver

En México, donde hubo un eclipse parcial, los amantes de la astronomía instalaron telescopios equipados con filtros solares especiales en parques y plazas de varias ciudades. "Deje el teléfono inteligente y experimente esto emocionalmente, psicológicamente, físicamente, en lugar de simplemente a través de la pantalla", aconsejó el destacado astrofísico estadounidense Neil DeGrasse Tyson.

Delante del Museo del Aire y del Espacio de Washington, lentes especiales fueron distribuidos entre los transeúntes. Al lado, a lo largo del National Mall niños y adultos se encuentran ya apostados con los ojos dirigiéndose al horizonte, a la espera de presenciar el fenómeno en toda su magnitud. 

Con el hashtag #SolarEclipse2017, Twitter erigió el evento como primer tendencia a nivel mundial, y en la lista de Top Trends (TT) de Estados Unidos había. 

Mientras muchos de los posteos hicieron la cuenta regresiva para el momento exacto en el que el satélite de la Tierra se interpuso entre ésta y el Sol en las distintas ciudades, otros hacen referencia a las medidas de seguridad para poder observarlo. 

Comentarios