La procuradora Gils Carbó afirma que su indagatora estaba anunciada

El presidente Mauricio Macri replicó que la procuradora “carece de idoneidad moral para permanecer en el cargo”. “Esta trama fue pensada y anunciada por importantes editorialistas”, dijo la cofundadora de Justicia Legítima.

16 Jul 2017
1

FIRME DEFENSA DE SU PUESTO. Gils Carbó dice que el dictamen en su contra fue hecho con liviandad. foto de Adrián Escándar / infobae

BUENOS AIRES.- La procuradora general de la Nación, Alejandra Gils Carbó, dijo que su citación a prestar declaración como acusada era “algo que estaba anunciado”. El presidente Mauricio Macri replicó ayer que Gils Carbó “carece de idoneidad moral” y pidió al Congreso que proceda a separarla de su cargo.

“Esta trama pensada y anunciada por importantes editorialistas incluye la indagatoria, el procesamiento y el decreto (para echarme). Pese a la evidencia de la endeblez de la hipótesis construida por el fiscal (Eduardo) Taiano, siguen con el siguiente paso”, analizó la jefa de los fiscales federales en una entrevista en La Nación. La cofundadora de Justicia Legítima, movimiento judicial afín al kirchnerismo, se refirió a la decisión del juez federal Julián Ercolini, quien dispuso la indagatoria para el 31 de agosto en el ámbito de una investigación de presuntas irregularidades en la compra de un edificio destinado a la Procuración General de la Nación (PGN).

La institución de Gils Carbó pagó casi 44 millones de pesos por el edificio de Teniente General Perón 667, donde la procuradora instaló su despacho. Además de a la máxima autoridad del Ministerio Público Fiscal, Ercolini citó a prestar declaración como imputados a Osvaldo Leguizamón, Jorge Daniel Domanico, Héctor Zurita, Ignacio Costa Urquiza, Bárbara Jaureguiberry, Pedro Antonio Donato Viceconte, Roberto Daniel Martino, Adrián Marcelo González Fischer, Juan Carlos Thill y Guillermo Alfredo Bellingi.

“Espero que en algún momento esta señora procuradora se dé cuenta (de que no puede seguir), y, si no, que el Congreso saque el informe de la (comisión) bicameral y que avancemos en un proceso para poder tener un procurador que esté a la altura de las circunstancias”, dijo Macri a Radio Mitre en alusión a la Comisión Bicameral de Seguimiento del Ministerio Público que preside la massista Graciela Camaño. “Gils Carbó es militante kirchnerista y no ha impulsado la lucha contra el delito ni contra la corrupción”, cuestionó el Presidente. Y agregó: “ha dilatado todos los procesos de investigación sobre hechos de corrupción del Gobierno anterior y ha empujado a sus fiscales a hacer imputaciones por cosas que no tienen ningún asidero contra nuestro Gobierno”.

Gils Carbó por su parte había expresado que no podía irse por un pedido de un fiscal: “el dictamen fue hecho con liviandad, con hipótesis tan poco creíbles como que se manipuló una licitación por solicitar cochera y auditorio para que gane este edificio cuando no existe ni un solo edificio del Ministerio Público de la región sin cochera y auditorio. Y todo se agravaría porque el señor Presidente dijo que quería mi cargo para poner a una persona de confianza”, expresó Gils Carbó. Además, la jefa de los fiscales insistió en las presiones que se están ejerciendo a nivel nacional y regional sobre “muchos fiscales de muchos gobiernos”. Sobre el hecho irregular en particular, Gils Carbó relativizó el desplazamiento de un empleado vinculado a la licitación. “Más controles no podía haber. El pago de la comisión -de tres millones de pesos a Thill, un pariente del funcionario Bellingi- lo hace la inmobiliaria de la vendedora con el dinero que le da la vendedora. Yo no tenía posibilidad de conocer el negocio que hicieron”, dijo. (Télam)

Comentarios