Avanza la reforma del proceso penal local

El comité que analiza las modificaciones se propuso cerrar el texto a finales de este mes.

16 May 2015
El lunes pasado se impusieron las voces políticas favorables a cerrar el trabajo y, sobre todo, las de los representantes oficialistas, por encima de las voces judiciales que pedían prolongar la discusión. La decisión, por fin, es que la comisión encargada de elaborar un anteproyecto de reforma procesal penal eleve el texto a finales de este mes. La fecha propuesta por el legislador Ramiro González Navarro (FpV), presidente del grupo, es el 26 de mayo. Ese día, el destino de la primera remodelación integral del código en vigencia desde 1991 dependerá nada más -y nada menos- que de las fuerzas que controlan el Poder Legislativo.

No es que todo esté dicho o que no resten cuestiones por resolver, pero el calendario apremia. “Hay que poner un término final porque estamos en la víspera de las elecciones y la sociedad requiere esta reforma, lo mismo que el sistema judicial”, expresó Marcelo Caponio, ex presidente del comité, y actual secretario de Gobierno y Justicia del Poder Ejecutivo. Antes, Ana Lía Castillo de Ayusa, ex camarista y procesalista experta, había pedido más tiempo para incorporar los últimos aportes y repasar los institutos incorporados. En medio de ese intercambio, González Navarro informó que el defensor Hernán Molina, miembro de la comisión presente en la reunión, acababa de dejar su contribución. Conciliador, Edgardo Sánchez, fiscal de Instrucción en Concepción, propuso generar reuniones intermedias para tratar los temas pendientes.

La comisión constituida en julio de 2013 con representantes de los tres poderes del Estado y de la abogacía pretende oralizar por completo el proceso penal, que en el presente consta de una investigación preliminar “escrita” previa a la celebración del juzgamiento. La desaparición del expediente irá acompañada de publicidad y de transparencia, puesto que todas las cuestiones sometidas a decisión del juez serán ventiladas en audiencias públicas. Además, existe una apuesta concreta para reducir los plazos procesales y someter ciertos casos a salidas alternativas al juicio oral, como la mediación.

“Pido que las agrupaciones políticas se comprometan a implementar esta reforma, gane quien gane las elecciones”, propuso el camarista Carlos Caramuti. González Navarro dijo que ello era posible: “esta Legislatura puede aprobar la norma con el apoyo de todos los bloques”.

Comentarios