Los chicos nunca fallan

Rivero y Matías Gómez, dos pibes del club, serán titulares en el “santo” que recibe a San Lorenzo de Alem

HAMBRE DE GLORIA. Matías Gómez-Facundo Rivero, una dupla central que quiere hacer historia en La Ciudadela.  LA GACETA / FOTO DE INÉS QUINTEROS ORIO HAMBRE DE GLORIA. Matías Gómez-Facundo Rivero, una dupla central que quiere hacer historia en La Ciudadela. LA GACETA / FOTO DE INÉS QUINTEROS ORIO
09 Mayo 2015
Desde hace varias fechas que Darío Tempesta está dándole posibilidad de mostrarse a los pibes que provienen de las inferiores y que vienen pidiendo pista. En el cotejo de esta tarde contra San Lorenzo de Alem, San Martín podrá en el campo de juego a dos centrales que se formaron bajo las órdenes de Darío Villarreal, Omar Marchese, Jacinto Eusebio Roldán y Ariel Martos. Las lesiones musculares que sufren Darío Cajaravilla y Matías Villavicencio le abre las posibilidades a Facundo Rivero (21 años) y a Matías Gómez (19) para que por primera vez formen la dupla central de los “albirrojos” en un cotejo por el certamen que organiza el Consejo Federal de la AFA.

“Las lesiones de dos compañeros obligó al técnico a elegir a Matías para sustituirlos. En este caso eligió a un pibe que desde hace un tiempo viene mostrando una sostenida evolución en su juego. En lo personal, voy a darle todo el apoyo necesario para que demuestre que a pesar de su juventud tienen condiciones para que el entrenador lo tenga en cuenta”, dijo Facundo que fue titular en los siete encuentros que los “santos” jugó en el grupo 4.

Rivero reconoce que hizo él y el resto de sus compañeros. “Lo estamos hablando para que se tranquilice. Por haber pasado no hace mucho tiempo por esa instancia, reconozco que la ansiedad te desvela y que no ves las horas que comience el partido”, dijo.

A pesar que el grupo le pide que baje un cambio, Gómez reconoce este presente le parece un hermoso sueño del que no quisiera despertarse. “Es como un regalo del cielo lo que estoy viviendo. Espero poder responderle a quienes confiaron en mí. Es el desafío más fascinante que encaro en mi vida”, dijo el pibe que vive con sus padres y sus hermanos en barrio ex Aeropuerto.

El debut absoluto de Matías fue en la derrota frente a Juventud Antoniana. En esa ocasión, jugó como lateral izquierdo, esta vez lo hará como segundo marcador central junto a Rivero que, a pesar de su juventud, ya tiene dos temporadas en el plantel superior.

“Juego donde el técnico considere que puedo serle útil al equipo, pero si me dan a elegir me gusta jugar como central. Es el lugar donde más cómodo me siento. Espero hoy hacer un buen partido para aprovechar la chance que soñé desde hace cuatro años, cuando por primera vez pisé el complejo de Cebil Redondo”, acotó.

Tres modificaciones

Por otra parte, pare el duelo de esta tarde, Tempesta decidió realizar tres modificaciones con respecto al equipo que cayó en tierra salteña. En el fondo, luego de cumplir la fecha de suspensión, regresará Braian Resch quien sustituirá al lesionado Matías Villavicencio.

Mientras que en el ataque, Lucas Chacana y Gonzalo Rodríguez volverán a tener su chance de consolidarse en la formación titular. Quienes dejarán el equipo y estarán en el banco de relevos serán Cristian Piarrou e Iván Agudiak.

Comentarios