Decepción en Sudáfrica por la condena a Pistorius - LA GACETA Tucumán

Decepción en Sudáfrica por la condena a Pistorius

El atleta paralímpico, fue castigado con cinco años de prisión.

22 Oct 2014
1

FUERTE CUSTODIA. Pistorius sale de la corte rodeado de policías, luego de escuchar la sentencia de parte de la jueza Masipa.

PRETORIA.- Los sudafricanos están decepcionados. Oscar Pistorius fue condenado a cinco años de prisión por el asesinato de su novia, cometido el 14 de febrero de 2013. El atleta disparó a Reeva Steenkamp, a través de la puerta del baño de su casa. La jueza sudafricana Thokozile Masipa aceptó el 12 de septiembre la versión de que Pistorius confundió a Steenkamp con un intruso. En la práctica, la decisión del tribunal implica que Pistorius podría pasar sólo diez meses en prisión, explicó el ministro de Justicia.

Masipa -que ya había declarado al deportista inocente de asesinato- lo encontró culpable de homicidio imprudente y añadió otros tres años de prisión por uso negligente de un arma de fuego en un restaurante en un caso paralelo. Esta parte de la condena quedó en suspenso.

La corte de apelaciones puede suspender el cumplimiento de la condena hasta que el Tribunal Supremo de Sudáfrica falle de manera definitiva. La fiscalía exigía una pena mínima de diez años, mientras que la defensa alegaba que el arrepentimiento del deportista, de 27 años, debía ahorrarle la cárcel y permitirle cumplir condena en arresto domiciliario.

La jueza aceptó la versión del deportista, pero subrayó en la fundamentación del fallo que Pistorius actuó con enorme negligencia al disparar porque tenía que haber sospechado que la persona que estaba tras la puerta del baño no tenía escapatoria.

El deportista escuchó a la magistrada en tensión pero sin dejar traslucir sus sentimientos. La magistrada añadió que también las personas con discapacidad pueden cumplir una condena en la cárcel y que sería malo para la Justicia sudafricana que surgiera la impresión de que los ricos y famosos son tratados mejor ante los tribunales que los pobres. La sentencia dejó un sentimiento de insatisfacción a muchos sudafricanos. Los críticos creen que el fallo impulsa a la violencia contra las mujeres.

Según André Tomashausen, experto legal en Johannesburgo, la jueza Masipa estuvo bajo una fuerte presión para demostrar su independencia a la hora de dictar sentencia. (DPA-Especial)

Comentarios