Cartas de lectores - LA GACETA Tucumán

Cartas de lectores

05 Sep 2014
3

la gaceta / foto de inés quinteros orio PRENSA Y DIFUSIÓN

LA REPAVIMENTACIÓN

Escribo con el objeto de tratar el tema de repavimentación de la calles de San Miguel de Tucumán. Por lo que se puede observar, las repavimentaciones con material asfáltico que realiza la Municipalidad de San Miguel de Tucumán son un fracaso. Sólo el calor de tres veranos consecutivos produce desplazamientos del concreto asfáltico por acción del tránsito, formándose baches y desprendimientos de los materiales que lo conforman, etcétera. Un concreto asfáltico compuesto por los materiales idóneos, en las proporciones y temperaturas de elaboración y preparación acorde con la tecnología vial, puede tener una vida útil de 20 años o más, con mantenimientos mínimos. Existen varias causas que inciden en el fracaso de las carpetas que se ejecutan por administración municipal, pero antes quiero dejar en claro que esta es una crítica constructiva, ya que mencionaré un pantallazo técnico básico para que una repavimentación bituminosa tenga la vida útil prevista, sin conservaciones de importancia. Pongo un ejemplo: la repavimentación de 1966, obra licitada públicamente y contratada al mejor postor, (que luego fue interrumpida temporalmente por el golpe militar de junio de ese año), tuvo una vida útil de alrededor de 25 o más años, con conservación prácticamente nula. Luego de revisar las calles repavimentadas, las nuevas autoridades municipales ordenaron la reactivación hasta su terminación, acorde con el contrato vigente, porque entendieron que la obra estaba bien realizada. Este introito tiene razón de ser por cuanto, sobre la base de mi experiencia profesional y a título de colaboración, deseo transmitirles a las autoridades municipales algunas normas técnicas que no se están utilizando actualmente, a fin de que el concreto asfáltico no fracase destruyéndose prematuramente como se evidencia en muchas calles de la ciudad. Lo más importante es que el porcentaje del agregado pétreo de la mezcla asfáltica esté compuesto por un 70% máximo de canto rodado y arena zarandeados, y un 30% de agregado pétreo y arena de trituración, ya que estos productos de superficie rugosa y áspera producen una trabazón que impiden el desplazamiento plástico del concreto, aun en verano, por la fricción y la trabazón de sus superficies, impidiendo la formación de ondulaciones y desplazamientos, además de futuros desprendimientos de materiales y formaciones de baches. Esta fue una fórmula probada en nuestra ciudad en 1966. Las calles repavimentadas de nuestra capital (más de 300, si no me equivoco) aguantaron más de 20 años sin “olas” ni desplazamientos plásticos por la acción del tránsito y del calor del verano tropical. Termino, aunque hay mucho para hablar a fin de conseguir la optimización de una carpeta asfáltica de rodamiento que tenga una prolongada vida útil con mantenimiento cero, aunque tuviese 3,50 cm de espesor. Especial cuidado en limpieza previa de la superficie a pavimentar, temperaturas de ejecución de acuerdo con las normas técnicas, riego previo de liga en cantidad prevista en pliegos, compactación según las normas, ni de más ni de menos, temperatura de la mezcla asfáltica (”fría” debe ser desechada), y las proporciones de canto rodado y material de trituración, fundamental. Caso contrario, se produce el fracaso que está a la vista.

Antonio A. Rossello
[email protected]


BANDA ANCHA

¿Hasta cuándo los usuarios de Arnet deberemos soportar la falta de ética comercial por parte de dicha empresa? En marzo y por razones de estudio de mi hijos solicitamos a Arnet aumentar la velocidad de navegación. Nos ofrecieron un servicio de 6 megas, disponible en 72 horas, el cual contratamos. Allí comenzó nuestro peregrinar ya que pasaron los días y los 6 megas prometidos nunca llegaron. Realizamos innumerables reclamos. Por cierto hay que destacar la cordialidad con la cual las operadoras nos atienden cuando logramos comunicarnos y aquí comienza de nuevo la perorata. O mejor dicho el protocolo instrumentado por esta prestadora. “¿De qué número me llama, se fijó que todo esté bien, qué tipo de modem posee, cuántas conexiones, etcétera? Claro esto está bien para las dos o tres primeras veces que uno reclama. Pero después de incontables veces a cualquiera le resulta tedioso contestar las mismas preguntas (parecería que nos están tomando el pelo). Cabe mencionar que en dos oportunidades se hicieron presentes técnicos de dicha empresa en mi domicilio expresando textualmente que todo estaba funcionando bien, pero que por razones ajenas a nuestra casa (entiéndase línea externa) la velocidad de navegación disponible en nuestro CPU en el mejor de los casos alcanza 1 mb, esto último medido con el instrumental de estos especialistas. Por supuesto y como es de esperar, atendiendo que es un mercado cautivo, continuamos con los pedidos destinados a solucionar el problema que hasta la fecha sigue sin solución. Eso sí, Arnet, la banda ancha de Telecom, con su marketing de primera línea sigue prometiendo maravillas. Pero de lo único que podemos dar fe nosotros es que nos siguen cobrando los 6 mb, los cuales a la fecha nunca dispusimos. Por eso me pregunto, ¿hasta cuándo los usuarios seremos las víctimas de estas empresas?

Claudia Diambra
[email protected]


LOCUTORES

En muchos lugares del país, el 27 de agosto se celebró el Día de la Radiodifusión, aunque en Tucumán -corresponde decir- solamente “se recordó” nada más. Una tibia carta del 2/9 intenta soslayar la realidad de los locutores en Tucumán y se escapa por la tangente. Por ello ratificamos en todos su términos el contenido de nuestra carta del 28/7. Aunque no es el propósito hacer leña del árbol caído, tampoco es bueno permitir que se tape la verdad. Como nos enseñaron que los trapos sucios se lavan en casa, otras consideraciones y antecedentes archivados se presentarán en privado si es necesario, con el sigilo que las circunstancias imponen. Vamos al grano. En Rawson 88, prolongación de Lavalle al este, está la casa-sede de la Sociedad Argentina de Locutores (SAL), donada por la provincia durante la gobernación de Ramón B. Ortega, en respuesta a la gestión personal, solicitud e insistencia de la directiva de entonces. Allí, hasta hace pocas horas había restos acumulados de escombros, basura y cañería de instalaciones sanitarias, así como un escritorio destrozado, por lo que corresponde decir técnicamente que allí en la actualidad se hizo una restauración y limpieza a fondo. De esto tenemos fotografías y testimonios. No es reacondicionamiento. Tampoco corresponde hablar de reinauguración, sí de “reapertura”, porque durante mucho tiempo permaneció cerrada, por no decir abandonada. Cuando se cumplieron los 60 años de su inauguración, en 2004, se vivió el último acontecimiento institucional en serio de la SAL. De ahí en más, nada. Vale recordar a Carlos Alberto Caponetto y otros colegas que también bregaron por la institución. De los 60 años conservamos las actuaciones del vocal Horacio Gambarte que con noble vocación de servicio realizó sus tareas. Luego surgió la agrupación Voces que trae los recuerdos de muchas jornadas sin participación de ninguna comisión directiva. Como, por ejemplo, las reuniones en casa de Luis Giraud, destacado anfitrión y las inolvidables jornadas por el Día del Locutor en el Museo de Yerba Buena-Rancho de la Amistad. Aquí no puede soslayarse la organización que realizamos los firmantes de esta nota, junto al mencionado colega Gambarte y Carlos Diez con el esfuerzo personal y familiar. Estas concurridas jornadas tenían también su momento de espiritualidad con la celebración de la misa a cargo del sacerdote redentorista Fredy Rodríguez. De la parte llamada legal o estatutaria no nos referimos, aunque conservamos todas las actuaciones realizadas a través del apoderado Arturo Díaz y del letrado actuante. Finalmente, recordamos al padre Amado Dip y su libro “Entre la ley y el amor”. Nosotros optamos por el amor a nuestra profesional, con la entrega que nos fue posible anhelando una renovación que dé lugar a las nuevas generaciones. En síntesis: si vienen de Buenos Aires a efectuar la reapertura de la casa-sede, es porque ésta estaba cerrada. Si vienen a reorganizar, es porque no estaba organizada. Más claro, échele agua.

Esteban Lito Ledesma y Rubén Paz
[email protected]


CONDUCTORES IRRESPONSABLES

Por este medio me dirijo directamente al intendente de Yerba Buena debido a la peligrosidad que generan automovilistas y motociclistas irresponsables al transitar por la calle Río Paraná, en sentido contrario al tránsito. Impunemente y a enorme velocidad, con intención casi criminal (porque son conscientes de ello), circulan en abierta violación a las normas explícitamente expuestas a través de los carteles pertinentes. Niños pequeños atraviesan diariamente esta calle provenientes de una guardería cercana pues, aunque conducidos por sus padres u otros adultos, estos observan el tránsito en el sentido correcto sin pensar en las acciones desaprensivas de esas personas que no poseen el menor respeto por la vida humana. Solo espero que el señor Toledo no se enoje y me envíe una carta documento, como hizo el intendente de la capital a través de su abogado, ante mi enorme preocupación por el tránsito en la avenida Benjamín Aráoz 800 y el consiguiente peligro par la comunidad de las tres Facultades del predio.

Judith Casali de Babot
Río Paraná 111
Yerba Buena-Tucumán


LA EJEMPLARIDAD

El doctor Ricardo Balbín fue, sin duda, un ejemplo de lucha y honestidad, como titula LA GACETA a la carta dedicada por el lector José Luis Avignone (4/9). El mejor homenaje que podríamos brindarle a este paradigma de la democracia, además de recordarlo, sería imitarlo, algo que parece no estar en el espíritu de la clase política gobernante. Lo demuestra la larga lista de funcionarios nacionales y provinciales procesados por enriquecimiento ilícito y actos de corrupción. A propósito de la ejemplaridad de esta destacada personalidad, leía: “Debe quedar en claro que una cosa es el gobierno de las leyes, y otra, el gobierno de los políticos. Una cosa es lo que los políticos hacen (leyes); y otra cosa, lo que los políticos son (ejemplos)”. En los actuales Estados modernos y en las sociedades desarrolladas, todos sabemos que los políticos prometen en sus programas electorales aproximadamente lo mismo, y las diferencias entre uno y otro muchas veces no son cuestiones de grado. Lo decisivo no es tanto lo que hacen, sino lo que son, la ejemplaridad. La primera tarea social debería ser que los políticos conformaran una asamblea de personas cívicas que sirvieran de estímulo moral a los ciudadanos a quienes gobiernan. Mientras los demás ciudadanos desarrollamos nuestra profesión especial, los políticos deberían reunir todos los valores que la comunidad estima elevados al sumo grado. Actualizando un tanto aquella famosa sentencia de San Agustín que decía: “Ama y haz lo que quieras”, el imperativo moral del político debería ser el siguiente: “Sé ejemplar y haz lo que quieras”.

Norberto Abregú
[email protected]


LAPACHO AMARILLO

“Lapacho amarillo de frondosa ilusión/ estoico en tu esquinera presencia/ avizoras el cambio de estación./ Más qué sucede con tu colorida emoción,/ que tres años llevas enlutado el corazón./ Tantos pasan a tu lado llenos de presunción,/ mas ninguno atina a cambiar tu situación./ Lapacho amarillo de frondosa ilusión,/ toda tu presencia grita compasión,/ mas no te oye la bulliciosa urbanización./ Lapacho amarillo siga estoica tu ilusión/ avizorando la apiadada contemplación/ que le devuelva primavera a tu corazón.” A través de este breve poema quiero llamar la atención sobre el lapacho que se encuentra ubicado en calle Jujuy 5 casi esquina 24 de Septiembre. De dicho árbol cuelga desde hace tres años aproximadamente un plástico color negro clavado a un palo de madera. El plástico tiene una dimensión estimada de dos metros por dos metros. Quizá algún viento lo llevó hasta allí. Lo grave es que cuelga sobre el paso de miles de vehículos y transeúntes que por allí circulan a diario sin saber del riesgo a su integridad. Lo más grave aún es que hay organismos estatales a los cuales se les paga para que vean por el saneamiento de la ciudad y de los espacios verdes. Espero que las autoridades tomen cartas en el asunto y reviertan esta situación.

Francisco Javier Viejobueno Méndez
[email protected]


MANIFESTANTES

El miércoles pasado, a las 12.30, en plena hora pico y en el caótico tránsito de Tucumán, salí apurado de la guardería y tuve el infortunio de doblar al sur en Ayacucho. A mitad de cuadra el embotellamiento ya era atroz. Una camioneta policial cruzada en Crisóstomo Álvarez protegía a unos manifestantes que aparentemente protestaban, vaya uno a saber por qué. Acostumbrado como estamos a que cualquiera atropelle al resto por cualquier cosa, no me interesó saber por qué esas personas me obligaban a llegar tarde a un compromiso importante. Más de media hora después, me encontraba encaminado a mi cita tras haber sido forzado a un estresante rodeo, mientras los afortunados peatones avanzaban raudamente por las veredas. Superé rápidamente el estrés por la resignación que todos padecemos de modo que aquel atropello -uno más- no hizo mella en mi ánimo; pero sólo hasta la mañana siguiente en que LA GACETA me informó que aquellos manifestantes eran abogados, políticos y funcionarios provinciales y nacionales que festejaban la inauguración de la flamante sede de la Asociación de Abogados de Tucumán, es decir, una entidad que habrá de nuclear a profesionales llamados a proteger y defender los derechos de las personas en lo que ellos mismos dieron en llamar el advenimiento de “la nueva abogacía”. No pude dejar de pensar en mí, egoísta y mezquino como dicen somos los humanos, al recordar el artículo 14° de la Constitución Nacional que instituye mi derecho a transitar libremente por mi patria y ver que quienes se formaron para ayudarme a ejercerlo eran quienes lo pisoteaban sin misericordia; para peor no como expresión de protesta sino para manifestar su algarabía. Si tal es la primera muestra de la “nueva abogacía”, créanme, no están empezando bien.

Francisco Alberto Méndez
[email protected]


RENDICIONES DE CUENTAS

En razón de haber sido mencionado en la publicación del 4/9 por el columnista Rubén Rodó que transcribió parte del texto de una nota del presidente del Tribunal de Cuentas, CPN Miguel Chaibén Terraf, dirigida a mí, en el contexto de un expediente que inicié (Nº1708-270-CD-14) sobre los gastos sociales de la Legislatura, solicito se publique -para mejor comprender la situación planteada- el texto completo que sigue: “Todas las rendiciones de cuentas de las distintas reparticiones centralizadas, entes autárquicos, Poder Judicial y Poder Legislativo quedan en poder de la repartición de origen para su archivo, ya que sería materialmente imposible, dada la cuantía y voluminosidad de las mismas, que permanezcan en sede del Tribunal, por ello la individualización de cada beneficiario de un subsidio y/o legislador que lo solicitó, es técnicamente imposible, tal como se lo explicáramos en la reunión llevada a cabo en sede de este Tribunal de Cuentas el día 30 de julio próximo pasado. Tampoco es posible determinar el monto total de los gastos sociales, porque su rendición de cuentas se realiza dentro de una partida que incluye otro tipo de gastos, por lo que discriminar lo que corresponde a este concepto exclusivamente es imposible sin contar con la documentación respaldatoria del gasto, la que, tal como dijimos, es devuelta a origen una vez intervenida por este Tribunal de Cuentas”. Debo destacar que todas las presentaciones al presidente del Tribunal fueron respondidas a las 24 horas de iniciadas lo que revela una excepción digna de ser destacada por un ciudadano que solicita información. Mañana se cumplirán tres años de un expediente (Nº 405-V-11) dirigido al presidente subrogante de la Legislatura, Regino Amado, que junto a una decena de otros nunca tuvieron respuesta.

Carlos Duguech
[email protected]

Para publicar en "Cartas al director" escribir a [email protected]

 

Comentarios