El rescate de la obra de Wyngaard ayuda a seguir armando el rompecabezas de la UNT - LA GACETA Tucumán

El rescate de la obra de Wyngaard ayuda a seguir armando el rompecabezas de la UNT

Jorge Wyngaard fue director del antiguo Instituto Cinefotográfico de la UNT (hoy convertido en Escuela de Cine) y en su paso por allí dejó cortometrajes, fotos y diapositivas. Por iniciativa de sus hijos y mediante la gestión de la Escuela, se recuperaron 17 títulos que ahora pueden verse en soporte digital

26 May 2014
3

EL LEGADO DE UN SABIO. A fines de la década del 60, la Fundación Miguel Lillo consiguió fondos para ampliar el edificio ubicado en la zona del ex Abasto. Wyngaard y su cámara recogieron el legado del sabio naturalista en el cortometraje “Miguel Lillo, su obra”. la gaceta / archivo

Una nueva pieza fue colocada en el extenso y a veces disperso rompecabezas de este primer siglo de la universidad. Diecisiete títulos que hasta ahora dormían en las bóvedas del archivo del viejo Instituto Cinefotográfico de la UNT (Icunt, hoy Escuela de Cine y Video de la UNT), fueron restaurados y transferidos del soporte fílmico al digital para que puedan ser conservados y visualizados.

Las cintas recuperadas pertenecen a una segunda etapa del Instituto, en la que estuvo al frente el ingeniero Jorge Wyngaard. Todas ellas fueron dirigidas por él y recorren fragmentos de la labor universitaria, la vida en Tucumán, sus paisajes, personajes y actividades productivas. La conversión del soporte original al digital fue posible gracias al aporte económico de la familia de Wyngaard y al trabajo casi arqueológico que desarrolla el Departamento de Documentación y Archivo de la Escuela de Cine.

Es que, desde que fue fundado en 1946 para promover la producción audiovisual en la región, el Icunt no se caracterizó por sistematizar la tarea archivística. “Tenemos una gran cantidad de material de archivo con escasas o ninguna referencia. Peor aún, por el delicado estado de conservación de la mayoría de los títulos se nos hace difícil visualizarlo para saber qué contiene, ya que la mera reproducción perjudica el soporte”, explicó Magdalena Franco, responsable del Archivo en cuyas bóvedas se alojan las producciones del entonces Icunt y algunas producciones de Canal 10. 


La iniciativa de pasar al soporte digital los trabajos de Wyngaard, fallecido en 2008, fue de sus propios hijos. “En los almuerzos familiares siempre hablábamos de lo bueno que sería recuperar todo este material y poder disponer de él. A través de Raquel Martínez, amiga de la familia y encargada de Prensa de la Escuela, nos pusimos en contacto con la gente de Archivo y comenzamos a darle forma a esta idea”, contó Jorge, penúltimo hijo del realizador cinematográfico y varias veces funcionario tucumano.

A falta de etiquetas debidamente colocadas, con fecha y datos sobre las realizaciones, Franco y su equipo acudieron a los “Apuntes para una historia II”, trabajo de Néstor Díaz Suárez y Amalia Enrico (director del Icunt que relevó a Wyngaard en 1984; y su mujer, respectivamente) para dilucidar cuáles de todos los rollos archivados pertenecieron a la etapa de Wyngaard. “Con los escasos datos que aparecen en las latas donde se guardan los rollos, más las memorias de Díaz Suárez armamos lo que nosotros llamamos ‘planillas de interpretación’. Estimamos que 17 títulos eran de Wyngaard y esos fueron los que enviamos a Buenos Aires para realizar el transfer”, explicó Franco.

Entre los títulos que rescataron del olvido se encuentran, por mencionar sólo algunos: “Nace un violín” (1962), que documenta la construcción de un instrumento en la Escuela de Luthería; “Miguel Lillo, su obra”; “Lola Mora”; “Dique El Cadillal”; “Talleres Ferroviarios” (Tafí Viejo); “Argentina cuando el granero” y “Los meleros”, documental sobre el trabajo de una familia de pequeños cañeros en Leales. Este último trabajo le valió a Wyngaard el premio “Copa del Monte dei Paschi”, en el I Festival Internacional del Filme sobre el Folklore realizado en Siena, Italia, en 1965.

“En un archivo de la Cultura siempre está faltando algo, siempre. Por eso es bueno que se incorporen nuevas cosas, que se recuperen nombres, estilos. Quién sabe, quizás alguien haga algo con eso”, reflexionó Ofelia, la menor de los Wyngaard, con el mayor de los entusiasmos porque ahora sí, podrán ver aquello que le ocupaba los días y la pasión a su padre.

Perfil
Un profesional multifacético


Jorge Wyngaard nació en Ceres, Santa Fe, el 8 de julio de 1929. Siendo adolescente sus padres se radicaron en Tucumán y él realizó la secundaria en el Colegio Nacional. En 1955 se recibió de ingeniero Civil en la UNT. Su pasión por la cultura se mezcló con su cualidad de técnico, y ocupó varios cargos públicos. En la Provincia, fue subsecretario y secretario de Estado de Obras Públicas, y secretario de Estado de Comercio. En la Municipalidad fue dos veces secretario de Obras Públicas, entre otros cargos. Se casó con Marta Fagalde, profesora de Historia, y tuvo cinco hijos, quienes muchas veces fueron actores en sus proyectos audiovisuales. Entre 1962 y 1976 fue jefe de las secciones Cinematográfica y Comunicaciones del Icunt, institución que dirigió luego, entre 1978 y 1983. En 1976 se desempeño durante cuatro meses como director interventor de Canal 10. Colaboró en LA GACETA como crítico literario y de cine desde principios de la década del 70 hasta fines de los 90. Falleció el 3 de noviembre de 2008, a los 79 años.

Comentarios