Por la suba de tasas, las PyME industriales irán a una situación de crisis

La quita de subsidios también afecta al sector

13 Nov 2017

BUENOS AIRES.- La suba de la tasa de interés definida por el Banco Central y el quite de subsidios a los créditos para la industria colocará en situación de crisis a las PyME industriales, según afirmó ayer en un comunicado Daniel Rosato, presidente de Industriales PyME Argentinos (IPA). “La combinación de la suba de tasa de interés y el quite de subsidios a los créditos productivos para la industria pondrá en ‘crisis terminal’ a las PyME del sector, debido al encarecimiento del financiamiento y la pérdida de competitividad frente a la importación”, aseveró Rosato. Dijo que las PyME industriales enfrentan un mercado financiero secundario con tasas que superaron el 30% a partir del último incremento del BCRA, y que muchas estarán obligadas a funcionar fuera de la formalidad para poder recuperar rentabilidad sin costos financieros.

“El nuevo parámetro de costos lleva a ser cada día más caro el funcionamiento formal porque las PyME se financian con la venta de cheques para pagar salarios o comprar insumos para que las fábricas sigan funcionando. Si ahora les cobran más del 30% se hace casi imposible seguir funcionando y lleva a muchas a una crisis terminal”, enfatizó. El IPA pedirá una entrevista con el titular del Central, Federico Sturzenegger, para plantear la realidad “delicada” y el “perjuicio” que le generará a las PyME el fin del crédito a tasa subsidiada para inversión productiva que el BCRA anunció la semana pasada. “Queremos hablar con el presidente del BCRA porque esta nueva disposición, sumada a las tasas de interés en alza, obliga a la informalidad, en donde se paga al contado y los fabricantes se pueden hacer de dinero líquido”, aseveró Rosato. Si bien los industriales destacaron la decisión del Gobierno de combatir la inflación, la política de suba de tasas del BCRA generó “encarecimiento para las PyME por falta de financiamiento en el corto plazo”, lo que lleva al sector “a perder competitividad porque su rentabilidad la está dejando en los bancos”. (Télam)

Comentarios