El telón se levantó en la calle

Los teatristas independientes conmemoraron la creación del Teatro de las Naciones (27 de marzo de 1962) con una maratón en la peatonal. Reclaman más presupuesto para las producciones.

28 Mar 2010
Entre payasadas, murgueros y escenas de obras, el teatro independiente tucumano tomó por asalto las calles y las convirtió en un escenario a cielo abierto durante algunas horas. La conmemoración del Día Internacional del Teatro fue lo suficientemente colorida y ruidosa como para que quienes desconocían la existencia de tantos grupos y propuestas se dieran por enterados. Y el público que habitualmente concurre a las salas descubrió que hay problemas serios.
En la esquina de Mendoza y Muñecas se levantó el telón cerca del mediodía de ayer, con retrasos por inconvenientes en el sonido (afortunadamente un comerciante de la zona prestó la energía eléctrica). Las alabanzas hechas canción por un grupo de pastores parecían ser, por un momento, parte de la Maratón del Teatro Independiente. Hasta que el dramaturgo y director Pablo Gigena dijo las primeras palabras con el megáfono de los religiosos, y subido al banquito que ellos utilizan para hacerse oír. Luego la batucada de Mate Cocido, con banderas y zancos, alteró el habitual bullicio de la transitada esquina para atraer la atención de los peatones.
Entre consignas y discursos lanzados desde la radio abierta que montaron allí, los elencos fueron pasando por el tablado imaginario. Las expresiones estuvieron dirigidas exclusivamente a criticar el recorte presupuestario que sufrió el sector. Claro que entre quienes viven con pasión el teatro el tono no fue dramático, aunque sí serio y contundente.
Las payasadas de los grupos infantiles les robaron risas a grandes y a chicos, y hasta involucraron al público en sus travesuras, como con el actor Pablo Quiroga Curia, que recorrió la zona a toda velocidad sobre un altísimo monociclo. Los elencos de piezas para adultos presentaron fragmentos a modo de radioteatro o con breves escenificaciones.
Alrededor, las banderas flamearon y los volantes pidiendo más presupuesto circulaban mientras los transeúntes pedían firmar -con la actriz Soledad Valenzuela- el petitorio que se presentará a las autoridades de la Legislatura y del Ente Cultural con ese fin.
Las maratones teatrales son habituales en otros países, y lo fueron hasta no hace tanto en Buenos Aires. Fueron, según explicó el actor Juan Tríbulo, la forma de encontrarse entre quienes hacen teatro para mostrar brevemente lo que hacen. "Participé varias veces en estos encuentros en Buenos Aires, siempre para celebrar el Día Internacional del Teatro", señaló. Este día se instauró en 1962, cuando en la inauguración del Teatro de las Naciones (Unesco) se realizó un festival con grupos de todo el mundo.
En esta ocasión, el festejo tuvo también carácter de reclamo de más aportes al Estado. Pidieron nuevamente lo que la ley vigente desde 2008 establece. Lo hicieron con la consigna "al teatro lo que es del teatro". Los números que aporta la Comisión Provincial del Teatro Independiente parecen ser elocuentes: "1.200 teatristas, 80 grupos, 16 salas... el 95 % de la producción teatral de Tucumán". Se leyó en afiches y volantes y se escuchó en los discursos.
"La ley establece la obligatoriedad de entregarle al teatro independiente dos partidas. Una del Ejecutivo y otra a través del Ente por un monto no menor al invertido en el Teatro Estable, que en 2006 fue de $ 1 millón, sin contar sueldos", aclaró Pablo Parolo. Los teatristas, además, destacaron que la reducción presupuestaria se da cuando el Ente recibirá este año $ 27 millones, en lugar de los $ 20 del año pasado.
La puesta en escena callejera duró poco más de dos horas, y el público, aunque agotado por el ajetreo de las compras y el calor, se quedó pidiendo más. Como los teatristas.

Los números
"La Comisión Provincial del Teatro Independiente recibió preproyectos por $ 1,5 millón para 2010, y el presupuesto es de sólo $ 300.000", comentó el teatrista Sergio Osorio. Los pedidos de dinero son para la puesta en escena de obras, la investigación y publicación de trabajos, la capacitación, las giras y los festivales.La idea es recuperar el monto establecido en 2009 de $ 630.000, y los $ 300.000 de ese monto que no se entregó a los grupos debido a problemas burocráticos, indicó el dirigente.
Comentarios