Cristina, Máximo y Florencia Kirchner fueron sobreseídos en los casos “Hotesur” y “Los Sauces

Las causas en las que se investigaba presunto lavado de dinero, por la contratación de hoteles a empresarios, estaban en instancia de investigación.

27 Nov 2021
1

Foto tomada de Twitter @CFKArgentina

La vicepresidenta, Cristina Fernández, y sus hijos, el diputado Máximo Kirchner y Florencia Kirchner, fueron sobreseídos en las causas “Hotesur” y “Los Sauces”, antes de que sean sometidos al juicio oral, instancia a la cual se habían elevado las investigaciones, sin que nunca se sustancien.Así lo resolvieron, en una votación dividida, los magistrados integrantes del Tribunal Oral Federal N° 5 (TOF5). Adrián Grünberg y Daniel Obligado se pronunciaron por el sobreseimiento, mientra que Adriana Palliotti votó en disidencia.

El fiscal Diego Velasco había dictaminado en contra del sobreseimiento y había pedido que se fijara una fecha para el juicio oral. El planteo elevado por la ex presidenta fue resuelto en menos de un mes, cuando aún restaba prueba pendiente para incorporar al expediente.

Se trata del tercer sobreseimiento a la vicepresidenta en menos de un año. Los otros dos -por las causas del “Dólar Futuro” y del “Memorándum con Irán”- fueron cerradas por “inexistencia de delito” y por ser considerados “hechos políticos y económicos no justiciables”.

Pero en el caso de “Hotesur” y de “Los Sauces” los procesos aún se encontraban bajo investigación. Esos expedientes estaban referidos a los negocios hoteleros de los Kirchner con empresarios que se vieron beneficiados con contratos con el Estado durante las presidencias de Néstor Kircher (2003-2007) y de Cristina Fernández (2007-2011 y 2011-2015). Entre ellos resaltaban, principalmente, Lázaro Baéz, Cristóbal López y Fabián de Sousa.

En las causas se investigaban maniobras vinculadas con el presunto lavado de dinero y con una supuesta asociación ilícita de parte de las sociedades “Hotesur” y “Los Sauces” -pertenecientes a la familia Kirchner- en el alquiler de sus hoteles y de propiedades a los empresarios Báez, López y De Souza.

Lo que se imputaba a los Kirchner es que el alquiler de los hoteles por partes de las firmas de estos empresarios era una supuesta contraprestación por las obras públicas que se les habían adjudicado.

El sobreseimiento podrá ser revisado por la Sala I de la Cámara Federal de Casación Penal, integrada por los magistrados Daniel Petrone, Diego Barroetaveña y Ana María Figueroa. Pero la conformación puede modificarse, puesto que depende de la votación de las autoridades de la Casación, que se hará el mes que viene.

Comentarios