Un video viral que cuestionó a la industria - LA GACETA Tucumán

Un video viral que cuestionó a la industria

23 Nov 2021 Por Paula Barbaran
1

SARAH JESSICA PARKER Y SU AMIGO ANDY COHEN. IMAGEN DE GC.

El video se volvió viral en menos de una semana. En él se observa el trabajo de un equipo publicitario que preparaba una campaña de una marca de ropa deportiva. La modelo, con una colita de caballo perfectamente peinada, se prueba una calza con un top. Su cuerpo luce escultural: abdomen plano, piernas y brazos con músculos marcados. Pero pasa algo: sus nalgas no son lo suficientemente voluminosas, entonces una asistente le coloca unos implantes de siliconas para hacerlas parecer más firmes y musculosas.

Seguramente viste el video que publicó @bellamentearg y luego circuló por redes sociales, medios de comunicación y aplicaciones de mensajería de todo el país. Las imágenes dejaron pensando a más de una persona sobre algo que no es nuevo pero ya no se perdona, no se deja pasar por alto: ¿cómo pueden las personas sentirse cómodas con su nuestro cuerpo si se parte de imágenes manipuladas con respecto a lo que debería lucir un cuerpo? ¿Si el “ideal de belleza” es irreal y manipulado? “Hoy todavía vende más una imagen que se acerca al ideal de belleza. Mientras siga vendiendo más eso y que el foco se ponga en la venta y no en el cuidado de la salud mental de la sociedad, van a seguir pasando estas cosas. Lo que está bueno es ponernos a pensar es: ¿por qué no nos alcanza con lo que somos? ¿Por qué para darle like a una publicación o enamorarnos de un producto de consumo necesitamos más?”, reflexionó para la revista Ohlalá Cande Yatche de Bellamente Argentina, instando a reflexionar sobre estos cuerpos distorsionados que logran que ocho de cada 10 mujeres se sientan insatisfechas con su imagen corporal.

Junto a la campaña viral de #HermanaSoltáLaPanza que inició el equipo de Mujeres que No Fueron Tapa, la idea de que los cuerpos deben ser y estar de una forma particular comenzó a resonar fuerte. “Hermana soltá la panza es soltar la vergüenza que nos siembran con millones de imágenes que no se nos parecen. Es empezar a salir del odio aprendido hacia nuestros cuerpos, de la vergüenza de no encajar en un modelo creado para que no encajemos”, explicaron las creadoras de esta campaña que sigue recolectando fotografías de panzas de personas reales e inundando las redes sociales con ellas. “Es necesario exiliarnos del diálogo interno que nos maltrata, de decirnos cosas que por lo dolorosas no se las diríamos a nadie. Salir de ese diálogo, dejar de usar esas palabras y juicios aprendidos para referirnos a nuestros cuerpos es clave. Poner freno a quienes aun siendo próximos y queriéndonos, nos juzgan y pretenden decirnos lo que tenemos que hacer para encajar, también”.

La actriz Sarah Jessica Parker fue también quien alzó su voz por sobre muchas críticas que le llegaron cuando se dieron a conocer fotografías de ella con sus canas sin teñirse mientras realiza el rodaje de And Just Like That... la secuela de Sex And The City. En medio de la filmación se filtró una imagen de la actriz almorzando con su amigo Andy Cohen, vicepresidente ejecutivo de desarrollo y talento en la señal Bravo de la NBC y quien tiene su pelo repleto de canas. La fotografía circuló por algunos medios y las críticas llovieron para con la actriz poniendo sus canas y sus arrugas como foco de críticas. “Me siento con Andy quien tiene la cabeza llena de pelo gris, algo que en él resulta genial, pero me critican a mí. ¿Por qué está bien para él y no para nosotras? Casi sentimos como si la gente no quisiera que estuviésemos en el lugar que estamos. Como si disfrutasen que nos duela nuestra apariencia, tanto si decidimos envejecer de manera natural como si hacemos algo que nos haga sentir mejor ¿Qué esperan que hagamos? ¿Que dejemos de envejecer? ¿Qué desaparezcamos?”, dijo la actriz, ícono de la moda debido a su papel de Carrie Bradshaw en la popular serie de HBO en respuesta a las miles de críticas que recibió por cómo lucía su pelo y su piel. Andy se sumó al reclamo y comentó que le sorprendió la doble moral con la que se gestionó aquella situación, ya que desde hace varios años él presume de una cabellera cubierta de canas. Cuando le preguntaron sobre la película que continua mostrando la vida de estas amigas en la ciudad que ya rondan los cincuenta años y viven en la ciudad de Nueva York aseguró que le pareció “bastante revolucionario” que se muestre a mujeres hermosas “viviendo vibrantemente en sus 50”. “Es un mensaje maravilloso”, dijo el conductor de TV.

¿Qué hacer ante todo esto? Hablar, mostrar, señalar, cuestionar. Construir autoestimas fuertes –propias y ajenas. Una de las primeras marcas en mostrar “belleza real” en sus publicidades comenzó un Proyecto Autoestima que demostró que 8 de cada 10 niños tienen poca confianza corporal y eligen no participar en actividades como interactuar con amigos y familiares, debido a su preocupación por la apariencia física. El programa incluye capacitamos gratuitas a docentes y adolescentes de todo el país. “Buscamos ayudar que la próxima generación crezca con una relación positiva con su apariencia y la apariencia de lxs demás. El intercambio que se genera es increíble. En 2021 junto a Dove Argentina capacitamos a más de 15.000 adolescentes”, indicaron desde la marca y aseguraron que ya capacitaron a más de 60 millones de jóvenes en 152 países en la confianza en el cuerpo con recursos educativos.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios