El G20 quiere al 70% de la población mundial vacunada para mediados de 2022

Buscarán impulsar el suministro de vacunas y productos médicos esenciales en los países en desarrollo.

A LA ESPERA. Decenas de personas aguardan recibir una vacuna en Seúl, la capital de Corea del Sur. A LA ESPERA. Decenas de personas aguardan recibir una vacuna en Seúl, la capital de Corea del Sur. REUTERS
29 Octubre 2021

Los ministros de Finanzas y Salud de las 20 economías más grandes del mundo (G20) dijeron hoy que tomarían medidas para garantizar que el 70% de la población mundial esté vacunada contra la Covid-19 para mediados de 2022 y crearon un grupo de trabajo para luchar contra futuras pandemias.

No pudieron llegar a un acuerdo sobre un mecanismo de financiamiento separado propuesto por Estados Unidos e Indonesia, pero afirmaron que el grupo de trabajo exploraría opciones para movilizar fondos para impulsar la preparación, la prevención y la respuesta ante una pandemia.

"Para ayudar a avanzar hacia las metas globales de vacunar al menos al 40% de la población en todos los países para fines de 2021 y al 70% para mediados de 2022 (...) tomaremos medidas para ayudar a impulsar el suministro de vacunas y productos médicos esenciales e insumos en los países en desarrollo y eliminar las restricciones relevantes de suministro y financiamiento", dijeron los ministros en un comunicado reproducido por Reuters.

El objetivo anterior consistía en vacunar al 70% de la población mundial para el otoño boreal de 2022.

Los ministros dijeron que estaban creando el nuevo organismo porque la pandemia de Covid-19 había expuesto "deficiencias significativas" en la capacidad del mundo para coordinar su respuesta.

Además, se comprometieron a apoyar "todos los esfuerzos de colaboración" para brindar acceso a vacunas, terapias, diagnósticos y equipos de protección personal seguros, asequibles, de calidad y eficaces, especialmente en los países de ingresos bajos y medianos.

Para alcanzar los objetivos de vacunación, dijeron que trabajarían para impulsar el suministro de vacunas y productos e insumos médicos esenciales en los países en desarrollo, mientras eliminan restricciones en el suministro y el financiamiento, pero no dieron detalles específicos.

También pidieron impulsar la resiliencia de las cadenas de suministro a través de centros de transferencia de tecnología voluntaria en varias regiones, como los centros de ARNm recientemente establecidos en Sudáfrica, Brasil y Argentina, y mediante acuerdos conjuntos de producción y procesamiento.

El llamado a una transferencia voluntaria de tecnología de ARNm significa que las conversaciones sobre la idea de una exención temporal de los derechos de propiedad intelectual sobre las vacunas y terapias Covid-19, originalmente propuestas por Sudáfrica e India y ahora defendidas por Estados Unidos, permanecen estancadas en La Organización Mundial de Comercio.

Comentarios