Charly García: genio, rebelde, y una bendita influencia - LA GACETA Tucumán

Charly García: genio, rebelde, y una bendita influencia

Para muchos músicos tucumanos, Charly García y su obra significan un fuerte referente, un faro de calidad y sensibilidad artística que en alguna medida los marcó. A través de sus canciones, Charly ayudó a encender en otros el fuego sagrado de la creatividad

23 Oct 2021
1

reuters

SANTIAGO CAMINOS

CANTANTE DE LA BANDA TRIPAS CALIENTES

Yo desperté al rock, en mi adolescencia, con Manal y Almendra. Percibía esa energía nueva pero no captaba mucho el mensaje. El primer mensaje que entendí de un músico argentino, fue el de Charly, con Sui Generis. A los 16 o 17 años me sentí representado por esas letras, que explicaban y calmaban mi soledad, mis deseos, mis amores, mi relación con el mundo. También entendí lo que significaba ser un rockstar. Me preguntaba: ¿Cómo se puede ser así? mientras veía el recital “Adiós Sui Generis” en el cine. Luego, cuando vino a Tucumán con La Máquina de Hacer Pájaros, tuve la suerte de almorzar con él en la casa de un amigo mío y hablar con él. Vi a un músico que componía cosas que yo nunca podría. Eran melodías y arreglos tan irreales y reales a la vez, que parecía que ya estaban escritos de antes. Con el paso de los años admiré su gran inteligencia, su humor, su sensibilidad y su capacidad para opinar de manera transgresora. Cuando escucho un tema de cualquier época de Charly pienso: ¡Qué talento, por Dios! Un genio. Un gran rockstar.

LUCHO HOYOS

GUITARRISTA, CANTANTE Y COMPOSITOR

Charly me viene atravesando desde siempre. Como el Cuchi... Astor... Athualpa... Falú... Spinetta... Silvio... Los próceres de la música popular contemporánea, que lograron lo más complejo: el discurso propio, el enriquecimiento de las músicas en las que se desarrollaron, la empatía con los macropúblicos, el atrevimiento y la osadía creativa, y el compromiso. Y que Charly se haga viejo y siga haciendo música, me parece importante y necesario. Sobre todo para los que, como yo, aprendimos tanto de él y de ellos. Ojalá tengamos Charly para rato, así seguimos disfrutándolo. Sus destellos me sirvieron de mucho. A Charly (y esto es algo común a los grandes artistas populares) es imposible definirlo con un solo trazo.

Al interrogarnos respecto de su significación o de su importancia -no solo artística sino vital porque Charly tiene que ver con nuestras vidas- es inevitable que se abra un archipiélago inagotable en el que se expresan las mil maneras en que su huella está en cada quien y en cada cual. Y eso sin importar la procedencia de quienes realizan el intento. Ni siquiera las edades. Charly abarca todas las singularidades del último medio siglo. En su música confluye gente de todas las clases, de todas las esquinas. Un puñado inoxidable de sus canciones goza del inalcanzable privilegio de la unanimidad.

CARLOS PODAZZA

GUITARRISTA Y DOCENTE

Charly no es un improvisado sino que estudió en un conservatorio y se inclinó por los clásicos más revolucionarios, como Chopin y Bach, lo que le dio una base musical importante para luego poder volcarla en sus creaciones. Los Beatles y los Rolling Stones lo influenciaron para su vuelco hacia lo popular, pero nunca dejó de ser un músico clásico. En sus obras es notoria la presencia de la música académica. A eso se suma su percepción de la época, en los 70, que se tradujo en una filosofía, con una conducta de vida acorde a esa filosofía. Todo eso hizo que su música fuera totalmente original. Lo que más me pegó fue Serú Girán, la calidad de esos músicos tremendos, y hoy Charly es lo más dentro del rock-pop. Tiene todo: buen músico, buen creador, un innovador. Sus temas nos recuerdan épocas terribles de la historia de nuestro país. Escucharlos es recordar también a los desaparecidos y tantas cosas que pasaron. Está en nosotros también, como docentes, hacer que nuestros alumnos sepan quién fue y qué hizo Charly García.

CAHI PAJÓN

DOCENTE - EX TECLADISTA DE LOS PECES GORDOS

Cuando empecé a tocar el piano, mi primera influencia fue Alejandro Lerner y después me pasé a Charly García, que me enseñó muchas otras cosas, desde el punto de vista educativo. Pero Charly siempre me ha gustado, desde Serú Girán y después en su etapa solista lo viví mucho en los 80. Fue descubrir a un tipo que estaba más allá de lo que uno aprendía. Había una revistita, “Magazine 220”, que costaba un austral y traía los acordes para el piano de los temas de Charly. Así aprendí a tocar, por ejemplo, “Los dinosaurios”. Y el disco que me marcó fue “Clics modernos”, que hoy en día lo sigo escuchando y descubriendo cosas. En su larga carrera, Charly ha dejado muchos frutos y todavía tiene algo más para decir.

NEGRO BURGO

PERCUSIONISTA Y CANTANTE

Cuando yo tenía 11 años, mi hermana grabó un casette que de un lado tenía “Peperina” y del otro “La grasa de las capitales”. Desde ese día, nunca más pude dejar de escuchar Charly García. Con La Máquina de Hacer Pájaros explotó mi cabeza. Y después, con Charly solista. Principalmente, Serú Girán ha sido mi escuela. Haber escuchado la batería de Oscar Moro hizo que yo me incline hacia ese instrumento. Charly es el director de la banda de sonido de mi vida. Sigo descubriendo su música y siempre me sorprende lo que encuentro. Hago su música con muchísimo respeto y trato de hacer lobby sobre él con todos mis conocidos. Creo que Charly es el músico más grande que he conocido en mi vida, por él comencé a cantar, y sigo hasta hoy cantando sus canciones.

LUIS FERNANDO GÓMEZ SALAS

TECLADISTA Y CANTANTE DEL GRUPO LOS ASUNTOS

Charly García es el artista que me hizo enamorar de la música. Una de las primeras cosas que escuché fue su banda La Máquina de Hacer Pájaros, junto con Sui Generis, puntualmente el tema “Bubulina” me voló la cabeza. De ahí en adelante, toda su carrera solista fue muy fuerte en mi vida, estuvo muy presente todo el tiempo. Desde sus primeros discos solistas hasta los últimos, todos me parece que tienen un aporte importantísimo a nuestra cultura. En un análisis un poquito más técnico, Charly supo fusionar el tango con el rock de una manera impecable. Hay canciones donde el tango está muy presente, a veces de manera casi imperceptible, como un sello argentino. A su vez, él ha ido acompañando su vida personal con su música, en el sentido hasta de cómo usaba las armonías, los acordes, para pintar determinado momento. Es y será un maestro. Voy a estar siempre agradecido por su entrega y su calidad como músico..

PABLO PACÍFICO

CANTANTE Y COMPOSITOR

Charly mismo lo dice en una de sus canciones: uno puede ser un rockstar, pero él es un superstar, que es mucho más. No solamente crea música sino que se pasea por toda la variedad, los colores, el arco iris de la música. Hace desde un rock and roll furioso hasta una balada eterna. Hay quienes se autodenominan rockstar y asumen posturas locas para poder parecerlo, pero Charly es, en su concepción musical como en su estilo de vida, un superstar.

ÁLVARO GARCÍA

DIRECTOR DE LA BANDA SINFÓNICA DE TUCUMÁN

Charly García no formaba parte de mis músicos preferidos, admirados o escuchados. Consideraba que la música que yo hacia (académica o jazzística) era contrapuesta a la que estaba produciendo Charly. Sin embargo, fueron mis alumnos de la materia Orquesta en el Gymnasium quienes comenzaron a acercarme, contagiarme y hacerme adicto y admirador de un músico increíble que revolucionó la música popular argentina. Los grupos de los que formó parte constituyeron pilares para el rock argentino y latinoamericano y formaron parte de los ideales de cientos de miles de jóvenes. Mis canciones preferidas son “Cerca de la revolución” y “No voy en tren”. Es un músico impredecible e increíblemente talentoso que rompió todos los moldes conocidos. En fin, con toda justicia puedo decir que ¡aprendí de mis alumnos!

OSCAR IMHOFF

TENOR - EX INTEGRANTE DE BANDAS DE ROCK

Soy un admirador de Charly. Él compuso parte de la música que acompaña mi vida. Me emociona escuchar su música y me sorprende su capacidad de renovarse en cada álbum que hace ¡Larga vida a Charly!

Comentarios