Cartas de lectores IV: Pandora Papers - LA GACETA Tucumán

Cartas de lectores IV: Pandora Papers

18 Oct 2021

Los resultados de las investigaciones practicadas en Paraísos Fiscales, por periodistas nucleados en la sigla ICIJ, que se plasmaron en un documento de trascendencia mundial, denominado Pandora Papers, contiene valiosa información sobre fondos ocultos de ex presidentes, empresarios, deportistas, artistas etc., que sumados a otros lugares de ocultamientos, superan los U$S 11 billones, resultado de la evasión descontrolada de las obligaciones fiscales, y de ganancias en actividades ilícitas. En el caso particular de nuestro país, que integra la nefasta nómina del ocultamiento con 2.521 evasores, choca con la realidad socio económica que vivimos los argentinos; las causales de la inclusión Argentina en la lista, son consecuencias de la corrupción, la falta de control, y la cooperación de las autoridades del BCRA en maniobras del mercado de capitales, que la gestión anterior ocultó, no obstante haber influido negativamente en la actividad económica, afectando a los sectores más golpeados, por la crisis heredada, la pandemia y la incapacidad de los funcionarios que no funcionaron. La trama del endeudamiento planificada por el ex presidente profundizó la crisis financiera Argentina, facilitando la fuga de capitales, que impulsó la salida de fondos con destino a los paraísos fiscales en el mundo por: a) el crédito, mal otorgado por el FMI a Macri (“La deuda”, LA GACETA, 25/09/20), presionado por Trump, induciendo al organismo de crédito a tener que infringir su propio reglamento interno, obligándonos a pagar una sobretasa por el monto desproporcionado del mismo (“La Deuda”, LA GACETA, 05/04/21); b) el extenso historial (14 años) de Christine Lagarde (ex directora Gerente del FMI), como miembro de la estructura de Ingeniería Legal y Financiera de Baker & Mackenzie, puesta al servicio de los evasores y ocultistas, le posibilitó a la ex directora ser el puente entre la fuga de capitales y los paraísos fiscales, y posicionarse en ambos lados del mostrador: como gestora del endeudamiento con el FMI, y como guía del capital e intereses, hacia los offshore; c) las resoluciones de las autoridades del BCRA en la gestión anterior, facilitaron las herramientas financieras (Lebac, Leliq, etc.) impulsoras de los capitales e intereses, que salieron del país violando los estatutos del FMI, sobre el destino de los préstamos (“Las deudas son de nosotros”, LA GACETA, 12/06/20); d) el silencio de los miembros del organismo de crédito, últimos y únicos beneficiarios de las operaciones de ocultamiento gestadas por Lagarde, garantizaron el secreto de los fondos malversados. La gestión de Macri trascendió al mundo, por dos maniobras financieras increíbles: la primera protagonizada por Luis “Toto” Caputo, que en su doble papel de solicitante y prestamista, nos metió en una deuda centenaria por U$S 2.750 millones (“Morgan Stanley y Argentina”, LA GACETA, 24/06/21); la segunda, por la rutilante aparición de Christine Lagarde, que “sacrificando” los fondos del FMI, nos endeudó en U$S 45.000 millones, a pesar que Mauricio pedía a los argentinos, que “… nos enamoráramos” de “Chris”. Informaciones de medios especialistas en paraísos fiscales, advierten sobre la existencia de U$S 11,3 billones fuera de sus países de orIgen; con solo contribuir, con el 1% de lo ocultado, los Países pobres habrían vacunado a la totalidad de sus habitantes (“La pandemia, los ricos y los pobres”, LA GACETA, 04/08/21).

José Emilio Gómez

[email protected]

Para publicar en "Cartas al director" escribir a [email protected]

 

Comentarios