Eyaculación tardía o retardada: Cómo afecta a quienes la padecen - LA GACETA Tucumán

Eyaculación tardía o retardada: Cómo afecta a quienes la padecen

Un especialista se refirió a esta problemática que sufren muchos hombres.

28 Sep 2021
1

IMAGEN ILUSTRATIVA

El médico urólogo del hospital Centro de Salud, Javier Semrik, habló sobre eyaculación tardía, sus síntomas y cómo esta afecta al hombre.

Al respecto el profesional explicó que la eyaculación tardía o eyaculación retardada o con deterioro, es considerada un trastorno por el cual el hombre requiere de mucho tiempo de estimulación sexual para llegar a la eyaculación. 

Como este concepto se engloban dos fenómenos: La liberación del semen y el alcance del clímax.

“La definición de los tiempos en la eyaculación tardía o retardada, a diferencia de otros trastornos, no es clara, sino que pasa a considerarse como una problemática desde el momento en que empieza a afectar la calidad de la relación sexual y en general de la calidad de vida del paciente. Puede demorar 30 minutos o mucho más, pero si eso no ocasiona conflictos con su pareja no se contempla como un trastorno, en cambio si llega a causar una disfunción en la relación se considera un trastorno que debe tratarse”, explicó Semrik.

Siguiendo esta línea el especialista refirió que se tienen iguales consideraciones respecto a la eyaculación precoz, la cual tiene mayor difusión, en cuanto a que se empieza a contemplar como una problemática cuando la misma causa problemas con la pareja.

“Es mucho más frecuente la disfunción en la pareja por eyaculación precoz que por tardía. Es importante ratificar si el paciente tiene eyaculación tardía de por vida o si la adquirió en alguna etapa, si es generalizada y le pasó con todas sus parejas o si es algo que sucede con determinada pareja y ante determinadas circunstancias”, agregó.

La consulta con el especialista se realiza cuando la condición se torna problemática para el paciente o para la pareja y hay que tener en consideración si se trata de un paciente que tiene otro tipo de trastornos físicos -anomalías congénitas de alguna parte del aparato genital masculino posterior a alguna cirugía o neuropatía por otra causa como diabetes o consumo de alcohol- o psíquicos, psicológicos como ansiedad, depresión, conflictos con la propia imagen corporal, motivos culturales o religiosos, entre otras causas.

“Es importante poder arribar a un diagnóstico preciso sobre qué es lo que está ocasionando esa disfunción en el paciente y saber que hay muchos medicamentos que pueden alterar la eyaculación, como aquellos que se indican en algunos tratamientos psiquiátricos o para la hipertensión. Es fundamental un enfoque multisectorial e interdisciplinario del trastorno para su correcto abordaje”, sostuvo.

Por último, comentó que el consultorio de urología del hospital Centro de Salud atiende de lunes a viernes y ofrece entre otras prestaciones, asistencia a esta problemática.

Comentarios