En la cumbre opositora hubo compromiso de unidad - LA GACETA Tucumán

En la cumbre opositora hubo compromiso de unidad

Un documento crítico contra el oficialismo nacional y provincial fue el corolario de la cumbre que mantuvieron los referentes tucumanos de Juntos por el Cambio.

25 Sep 2021
1

ASISTENCIA PERFECTA. Los 33 precandidatos de las tres listas que se midieron en las PASO asistieron al mitin. LA GACETA / FOTO DE ANALÍA JARAMILLO

“Los argentinos y los tucumanos sufrimos estos gobiernos improvisados, sin planes económicos, sin planificación de obras públicas, sin programas para terminar con la pobreza. Son gobiernos sin ninguna verdad para los ciudadanos: en la Nación mintieron que estaban unidos y trabajando por la inclusión; y en Tucumán mintieron que tenían diferencias y que defendían modelos distintos de gestión. Son gobiernos sin ningún respeto por la democracia: cuando sus miembros se pelean mezquinamente por el manejo de las cajas del Estado, no dudan en manifestarse irresponsablemente respecto de las instituciones que representan una parte fundamental de la forma de vida del pueblo”. Con severas críticas contra el oficialismo nacional y provincial, plasmadas en un documento conjunto, Juntos por el Cambio “puso primera” en Tucumán, en la campaña hacia las elecciones generales, que se celebrarán dentro de 50 días.

El texto fue refrendado por los intendentes de la Capital, Germán Alfaro, y de Concepción, Roberto Sánchez (entre otros referentes de la coalición opositora), como candidatos a senador y a diputado en los primeros términos. Ese pronunciamiento es el corolario de la “cumbre” del jueves pasado entre las principales figuras del espacio.

El hotel Carlos V, en San Miguel de Tucumán, fue la sede del encuentro al que asistieron los 33 precandidatos que conformaron las tres listas que se enfrentaron en las PASO del pasado domingo 12 (cada una se la integraba con cuatro postulantes a senadores y siete a diputados, entre titulares y suplentes). A ellos se sumaron autoridades y dirigentes de la Unión Cívica Radical, el Partido por la Justicia Social, el PRO, la Democracia Cristiana, Participación Ciudadana, la Coalición Cívica y Republicanos Unidos.

No todas fueron sonrisas en el cónclave que reunió a ganadores y derrotados. Algunos, como el diputado José Cano, que lideró la nómina de senadores de Cambiemos Juntos, o como el concejal de Concepción Ramiro Beti, que encabezó la lista de diputados de Juntos para Construir, hablaron motu proprio durante el mitin. Otros tomaron el micrófono porque se lo pidieron. Fue el caso de la senadora Silvia Elías de Pérez (fue precandidata a diputada por Cambiemos Juntos), luego de que Sánchez le solicitara que diera su opinión. Otro tanto ocurrió con el intendente de Yerba Buena, Mariano Campero (fue precandidato a senador de la lista Juntos por Tucumán), a quien su secretario de Gobierno, Javier Jantus, le requirió al cierre de su alocución que brindara unas palabras.

Eso sí: hubo unidad en el mensaje de cada uno de los participantes. “Cuenten con nosotros” y “todos juntos” fueron dos expresiones comunes.

La reunión, precisamente, estuvo destinada al reencuentro “cara a cara” de quienes hasta hace menos de dos semanas fueron contendientes en las urnas. Aún no se tomaron decisiones referidas a la “operatividad” de la campaña de ninguna índole. Ni siquiera se determinó quienes serán los apoderados del frente, ahora que hay una sola lista camino a los comicios nacionales.

El 14 de noviembre, casi 1,3 millón de tucumanos estarán en condiciones de sufragar para renovar las tres bancas de la Cámara Alta (terminan sus mandatos Elías de Pérez, José Alperovich y Beatriz Mirkin) y cuatro diputados (Cano y Beatriz Ávila por Juntos por el Cambio, y Pablo Yedlin y Gladys Medina por el Frente de Todos). Con el reloj en marcha, era tiempo de una “foto de familia” y de un discurso común que manifestase que las diferencias quedaron superadas en las urnas. Sobre todo frente al panorama de tensiones internas que atraviesa el oficialismo, tanto en el orden nacional como en el provincial, por los cambios de Gabinete ocurridos después de las PASO, que incluyeron el desembarco de Juan Manzur en la Casa Rosada y la de Osvaldo Jaldo en la Casa de Gobierno.

“Nuestro deber es la unidad en la pluralidad de ideas. Este encuentro no sólo es un símbolo de esa fortaleza, sino también el compromiso de sostener el camino de construcción de una alternativa de gestión, una alternativa de forma de Gobierno que sea verdaderamente representativa, republicana y federal, en definitiva, una alternativa por la república”, postula el documento de Juntos por el Cambio.

Llamativa ausencia: faltazo del principal referente de CREO

El presidente de la Sociedad Rural de Tucumán y fundador del partido CREO, Sebastián Murga, fue el “gran ausente” del cónclave opositor. Lo llamativo, coincidieron fuentes de Juntos por el Cambio, fue que el dirigente recibió más de una invitación a la reunión, por medio de diferentes dirigentes. La joven agrupación política, sin embargo, no estuvo ausente de la “cumbre” de la coalición opositora. Por el contrario, estuvo representada en la figura de su presidenta, Paula Omodeo, quien fue consagrada durante las Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias como candidata a diputada en segundo término.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios