Ataque de motochorros: “mamá, te quise defender, no te pongas mal” - LA GACETA Tucumán

Ataque de motochorros: “mamá, te quise defender, no te pongas mal”

Matheo Bautista Sánchez, de 14 años, lucha por su vida tras haber intentado evitar que dos motochorros asaltaran a su madre. Los delincuentes le dispararon en el pecho.

19 Abr 2021 Por Santiago Re
2

DE GUARDIA. Lorena Sánchez (de celeste) estuvo acompañada por una veintena de personas. La mujer espera por la evolución de su hijo Matheo. LA GACETA / FOTOS DE DIEGO ARÁOZ

“Él me quiso socorrer a mí y por eso le dispararon. A una criatura. ¿En qué se ha convertido esto? le apuntaron al pecho y le tiraron a matar por un celular”, señaló Lorena Sánchez quien el sábado vivió un día de terror: dos motochorros balearon a su hijo, Matheo Bautista Sánchez, de 14 años, y huyeron con el celular de ella. El asalto ocurrió en barrio San Francisco, a la altura de Torres Posse al 1.800, al sur de la capital.

El adolescente lucha por su vida en el Hospital de Niños. El proyectil dañó el hígado, un pulmón y quedó alojado en la columna del muchacho. “Está en estado crítico. Lo durmieron y está con respirador. Los médicos pudieron parar la hemorragia pero aún hay riesgo. Le pido a Dios por su evolución y a quienes puedan acompañarnos con una oración. A la Justicia le pido que encuentre a quienes hicieron esto, a los que le dispararon sin piedad a un niño. La Policía aún los está buscando; que los jueces piensen que mañana puede ser su hijo al que ataquen así”, le dijo a LA GACETA Sánchez.

“Estoy bien, mamá”

La madre recuerda partes del hecho. La impactante situación no le permitía hasta ayer acordarse de todos los detalles, pero sí cuenta que como cada sábado, salió con su hijo en moto desde Las Talitas para colaborar con personas necesitadas del sur de la capital. Cuando llegaron, el adolescente vio que dos ladrones atacaban a su madre y corrió a intentar defenderla. Sin mediar palabra, le dispararon. Los delincuentes no pudieron robar el vehículo de la mujer pero sí su teléfono.

Solidarios

“‘Estoy bien mamá, yo te defendí. No te pongas mal’, me dijo cuando le hacíamos primeros auxilios”, recordó Sánchez, que no pudo ocultar las lágrimas en ese momento. “‘No tenemos que salir más, mamá’, me dijo también. De ahí sólo sé que la Policía y la ambulancia llegaron rápido y que me hablaban y yo respondía, pero más no recuerdo. Desde ayer estoy aquí en la puerta del hospital; pasé la noche en una reposera porque no me voy a ir de aquí sin mi hijo”, añadió.

Desde pequeño, Matheo acompañaba a sus padres y a los contribuyentes del grupo “Brindar Más”, una organización solidaria constituida por 50 personas que reúnen alimentos y ropa para colaborar con merenderos.

Indignados

“Es importante aclarar que no somos un hogar ni una fundación. Somos un grupo de amigos que colaboramos con lo que podemos. Estamos todos juntos acompañando a Matheo y a Lorena y nos dolió mucho que en las redes sociales algunas personas hayan salido a ponernos banderas políticas”, indicó Luciano Muro, uno de los integrantes del grupo. Cristina Barros, por su parte, exigió que haya justicia por este hecho. “Por favor, que el ministro de Seguridad, Claudio Maley, se ocupe de que aparezcan los culpables. No puede ser lo que se vive en la calle. Por favor, necesitamos que los jueces hagan justicia y que esto no sea un caso más que quede en la nada”, enfatizó la mujer.

“Sólo nos queda pedir justicia desde nuestro lugar. Desde el 6 de septiembre venimos ayudando en esta zona. Sabíamos que hay robos acá, pero nunca imaginamos algo así. No podemos creer esto. Gracias a Dios porque Matheito aún vive y gracias a las personas que nos están ayudando. Esto no puede quedar en la nada”, señaló Luis Romano, también de “Brindar Más”.

El sueño del cine

La familia de Matheo lo describe como un niño que no salía solo a la calle. Sus compañeros del colegio y del grupo solidario acompañaban a la madre del adolescente en la guardia del hospital. En total eran unas 25 personas ayer por la tarde.

Según cuentan Lorena y su hermana Brenda, el menor era fanático de las sagas de superhéroes. Le encantaban esos filmes y con 14 años soñaba con ser director de cine. “Es un chico todavía, siempre dijo que quería estudiar cine. Es una persona muy creativa”, finalizó Sánchez.

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios