Cartas de lectores - LA GACETA Tucumán

Cartas de lectores

27 Ene 2021

CAMBALACHE

Muchas notas con opiniones favorables y contrarias he leído en LA GACETA acerca del monumento a Diego Maradona en una ciudad tucumana en recuerdo de “la mano de Dios” por ese gol a los ingleses, y pensé por qué no levantar un monumento a Enrique Santos Discépolo autor del siempre presente tango “Cambalache” colocando como título y con letras mayúsculas un par de párrafos de las tantas verdades que denunciaba ya en ése entonces desde la primer hasta la última palabra de sus versos, recordándonos que “nada es mejor todo es igual, lo mismo un burro que un gran político”, pido perdón me equivoqué, no dice “un gran político” lo correcto es “un gran profesor”. Tal vez donando uno o dos pesos los jubilados y pensionados a los que con seguridad se sumarían los más castigados que cobran la mínima con 30/45 años de aportes, -no creo se sumen los que consiguieron la jubilación con leyes de privilegio y sin aportes-, que con sus mentes frescas en conocimientos y verdades que a muchos molesta, lograríamos juntar el dinero necesario pero ¿dónde lo levantaríamos?, ¿recibiremos ayuda oficial? Si, ya sé, esta idea tal vez muchos la apoyen pero alguien, o varios que los moleste la atacarán.

Ángel Ricardo Salguero 

[email protected]

VIVIENDAS PARA TUCUMÁN

La interventora del Instituto de la Vivienda, Stella Maris Córdoba, anunció que se construirán 3.600 nuevas viviendas, lo que me parece una de las pocas muy buenas noticias en los últimos tiempos. Como bien lo aseguró la funcionaria, no solamente se cumplirá el sueño de 3.600 familias que necesitan una vivienda (suponiendo que todas se asignen a quienes realmente las necesiten, lo que no sucede habitualmente), sino que significará una reactivación efectiva de múltiples actividades conexas a la construcción, pero creo que esta es una verdad a medias. Sin ánimo de polemizar me permito sugerir que cuando se liciten las obras se obligue a las empresas constructoras adjudicatarias a que compren en Tucumán, haciendo valer el slogan del propio Gobierno provincial que aconseja “comprar en los negocios de cercanía”. Es verdad que tendremos empleo en la construcción para muchas personas hoy desocupadas, que las canteras podrán recuperarse después de un año de poca o nula actividad igual que los ladrilleros, pero buscando menores costos los contratistas, como vino sucediendo hasta ahora, comprarán las aberturas, los caños, las cajas de gas o electricidad, los pisos y revestimientos, etc., directamente en las fábricas, la mayoría de ellas ubicadas fuera de la provincia. Particularmente pienso que esto no está mal, pero debido a la necesidad de reactivar la economía de nuestra provincia, tan golpeada por los efectos de la cuarentena por covid-19 sugiero: 1)- incluir una cláusula en los pliegos de licitación, de cumplimiento obligatorio, para que todos los insumos sean adquiridos en empresas y comercios de la provincia de Tucumán. Solo así creeremos en los argumentos esgrimidos por la funcionaria; 2)- para casos de insumos que no se fabriquen en la provincia, propiciar los medios para que ello ocurra. Estimo que muchos se interesarán en invertir en esos rubros ampliando la cascada de beneficios para Tucumán a partir de la construcción de estas viviendas y de las que puedan construirse en el futuro; 3)- transparentar el sistema de adjudicación para que las viviendas sean asignadas a personas que no cuentan con una casa o un departamento. Espero que esta iniciativa sirva por lo menos para provocar un debate en el seno del Gobierno provincial para beneficio de la población tucumana.

Juan Manuel Jiménez

San Luis 130

San Miguel de Tucumán

Para publicar en "Cartas al director" escribir a [email protected]

 

Comentarios