Los mosquitos, un dolor de cabeza para los tucumanos: para qué sirve cada repelente - LA GACETA Tucumán

Los mosquitos, un dolor de cabeza para los tucumanos: para qué sirve cada repelente

Una especialista contó cuáles son los mejores aliados para no sufrir durante el día y la noche.

22 Ene 2021
3

ARCHIVO LA GACETA

El mosquito es sinónimo de incomodidad en el verano tucumano. Ante esto, la jefa del departamento de Prevención de Riesgos Ambientales, Constanza Farías Guardia, explicó para qué sirve cada repelente tanto de uso personal como ambiental y cómo usarlos con eficiencia.

“Hay que distinguir dos grandes grupos de repelentes, los cuales tienen como objetivo evitar el contacto del insecto, en este caso del mosquito con nosotros. Entonces encontramos de uso ambiental y otros de uso personal, y los cuidados que vamos a tener con uno y con otro son diferentes”, afirma la especialista.

Uso personal

Los repelentes de uso personal vienen en distintas presentaciones: spray, aerosol, crema, y la elección de uno u otro dependerá de lo que resulte más cómodo para aplicarlo. 

También varía el producto químico de cada producto de acuerdo a la persona que lo utiliza, en base a la concentración que tiene será el tiempo que protege a la persona contra el insecto.

Uso ambiental

Aquí podemos nombrar a las tabletas y espirales. Estos tienen una función diferente y puede usarse dentro o fuera de la casa.

“En el caso del espiral, es un cartón comprimido que está impregnado con una sustancia química para repeler y matar al mosquito. Hay que tener cuidado porque no se debe inhalar, es mejor ponerlo en el marco de la ventana o en un lugar alejado. Debemos tener cuidado de no provocar un incendio, porque tiene una pequeña llamita”, sostiene.

Mientras que la tableta sigue indicaciones parecidas: “debemos ponerla mínimo a dos metros de la cabecera de la cama en una habitación. Tenemos la costumbre de ponerla en la parte de atrás de la cama o cerca de la cuna del bebé, pero al igual que el espiral contiene una sustancia química que no podemos inhalarla directamente porque intoxica. Tanto la tableta como el espiral repelen y matan al insecto”.

La profesional recordó, además, que cada vez que tocamos una tableta o espiral hay que inmediatamente lavarse las manos y no manipular alimentos. También mantener fuera del
alcance de los niños. Por su parte, el insecticida hay que usarlo en lugares totalmente abiertos y la eficacia de éste es si se rocía al mosquito directamente.

Las telas mosquiteras funcionan muy bien y sirven para evitar el uso de todas estas sustancias químicas. Es una barrera física que evita exponer sobre todo a los chicos a un producto químico.

“Existen distintos principios activos dentro del repelente de uso personal: la citronela por ejemplo. Es un compuesto químico natural y tiene un tiempo de acción más corto, entonces hay que estar atento cada dos horas para colocarse nuevamente el repelente. Hay que leer siempre las etiquetas de los productos donde dice cómo usarlo y el tiempo que está protegida la persona”, cierra Farías Guardia.

Comentarios