Hay docentes que cobran por debajo de la línea de pobreza

El malestar de los trabajadores de la educación se hizo sentir en una caravana de protesta de docentes. Hay un desgaste moral.

28 Oct 2020 Por Magena Valentié
1

PROTESTA. Docentes de una agrupación de ATEP se manifestaron en caravana para pedir aumento de sueldo. la gaceta / foto de antonio ferroni

La Educación de Tucumán se parece mucho a una olla a presión. Si bien el ministro Juan Pablo Lichtmajer tratará de descomprimir el panorama de profunda incertidumbre que viven docentes, alumnos y padres, al develar hoy su plan estratégico para 2020-2021 (se informa por separado), el desgaste moral que sufren los docentes ya no tiene contención, al menos en lo pedagógico. Después de un año de esfuerzo por sostener la conectividad como pudieron, llegan al final del ciclo con mucho cansancio y con un 20% menos de poder adquisitivo en el bolsillo, por la inflación que come sus sueldos sin vistas de mejoras en el frente.

Los docentes recién recibidos y los profesores con pocas horas cátedras viven con sueldos por debajo de la línea de pobreza. Unos $ 34.400 del cargo testigo, el de una maestra de grado. Sin embargo, debieron afrontar los gastos que exige la conectividad, contratar servicio de internet, comprar un buen celular o una computadora. Muchos pagan por los videos que después llegan a sus alumnos.

Desde que se interrumpió la paritaria en marzo, por la pandemia, no se volvió a hablar de aumento de sueldo. Se dio una suma fija no remunerativa y no bonificable, no acordada por los docentes, que cuando se termine de dar, en cuotas, el sueldo de enero será menor que el que cobran ahora.

“Una de las cosas que la Ctera está pidiendo es mayor presupuesto educativo para 2021 y que se distribuya en forma federal, en especial para las provincias que más necesitan”, dijo David Toledo, titular de ATEP, luego de participar en una reunión de la confederación. “Necesitamos incrementar el piso salarial que está por debajo de la línea de pobreza y actualizar los montos del incentivo docente”, agrega. “En Tucumán estamos exigiendo continuar con la paritaria. Este año hemos tenido un incremento que no supera el 7% y que es unilateral porque no fue acordado. Esto es insostenible porque para el Norte argentino la inflación ha superado el 23%”, protesta.

Ayer la plaza Independencia se llenó de bocinazos por la caravana de las agrupaciones docentes Isauro Arancibia y Paulo Freire (lista Dorada y Verde de ATEP). “Hay miles de legajos de docentes que no avanzan a causa de la pandemia. Los docentes del plan Fines no cobran desde diciembre y están desocupados. El 30% de los docentes tiene sueldos por debajo de la línea de pobreza”, denuncia Leonardo Sánchez.

La protesta se centraba en cinco puntos: aumento salarial, ampliación de conectividad para los alumnos, cobertura de las vacantes docentes, nombramiento de los profesores Fines y garantía de la libertad de peticionar a las autoridades libremente. En una carta dirigida al ministro, el dirigente Hugo Marcelo Brito, señaló que “el magisterio enfrentó con dignidad la enorme desigualdad social existente, la exclusión y la pobreza; pero no obstante es la docencia la que sostiene la educación”. “Sin embargo, a la fecha, su Ministerio continúa sin apuntalar nuestro esfuerzo, continúa sin reconocer que perdemos poder adquisitivo día a día, y aun así seguimos aportando desde nuestros recursos”, subrayó.

El petitorio de los docentes al ministro Lichtmajer

Comentarios