Cronología de un lunes en el que el Gobierno frenó la vuelta a la Fase 1 - LA GACETA Tucumán

Cronología de un lunes en el que el Gobierno frenó la vuelta a la Fase 1

El COE finalmente decidió mantener las actividades habilitadas en San Miguel de Tucumán. Entre decretos y resoluciones.

13 Oct 2020
2

ACTIVIDAD EN EL MICROCENTRO. La Capital continúa en movimiento este martes. LA GACETA / FOTO DE ANALÍA JARAMILLO

Ayer se vivió una jornada de tensiones en el Gobierno provincial. Tras el dictado del Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) 792/2020 por parte del presidente, Alberto Fernández que disponía la vuelta de fase en San Miguel de Tucumán, las autoridades del Comité Operativo de Emergencias (COE) de Tucumán tuvieron un lunes de marchas y contramarchas en la renovación de la normativa que regula la cuarentena por coronavirus covid-19 en la provincia.

Finalmente, el COE resolvió extender la vigencia de las actividades que habían sido habilitadas. Así, aunque el departamento Capital había sido incluido en el DNU presidencial como distrito abarcado por las restricciones del Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio (ASPO), no regirán de manera taxativa las restricciones previstas por dicha categoría, como el permiso de circulación sólo para trabajadores esenciales y la suspensión de la gastronomía y los gimnasios, entre otras. ¿Qué pasó?

Lunes a la madrugada. En el Boletín Oficial de la Nación sale publicado el DNU 792/2020, firmado por el Presidente el día anterior con el objetivo de extender las medidas de emergencia sanitaria dictadas por la pandemia de covid-19. El feriado por el Día del Respeto a la Diversidad Cultural llega con una novedad que desata polémicas en distintos distritos del país, como el Gran Mendoza y San Miguel de Tucumán. Al mediodía, el gobernador mendocino, Rodolfo Suárez, de la UCR, expresa en conferencia de prensa su rechazo absoluto a que "Mendoza retorne a Fase 1". La postura del opositor al Frente de Todos, más tarde, generaría reproches por parte de la Casa Rosada. "El Gobierno Nacional no hace política con la pandemia. Sólo busca preservar con plena responsabilidad la salud de argentinos y argentinas y minimizar los daños que el virus provoca", fue la respuesta del ministro de Salud de la Nación, Ginés González García.

Lunes al mediodía. Luego de la noticia publicada por LAGACETA.com sobre que la ciudad de San Miguel de Tucumán había sido excluida de los distritos con Distanciamiento Social Preventivo y Obligatorio (Dispo), en el distrito que conduce el intendente Germán Alfaro (PJS) deciden esperar las resoluciones del COE, organismo que dispone las políticas generales en Tucumán contra la pandemia de covid-19. Como el instrumento iba a comenzar a tener vigencia a partir del día siguiente (es decir, hoy) y el DNU nacional había sido publicado sólo algunas horas antes, en el municipio deciden no anticipar una postura oficial. En tanto, en Casa de Gobierno analizaban el DNU presidencial. ¿Cuál era la idea en el equipo del gobernador Juan Manzur? Pasado el mediodía se barajaba una opción bastante similar a la que finalmente se tomó. Es decir, sostener que la Provincia estaba en línea con las medidas dispuestas por el DNU 792/2020. Por ejemplo, afirmaban entre los funcionarios provinciales, en todo Tucumán ya estaba vigente la prohibición para llevar a cabo reuniones sociales y familiares, para velatorios y sepelios, y para otras actividades que implican la aglomeración de personas. En esta línea, siempre según la explicación oficial, se consideraba que el rubro gastronómico y los gimnasios también habían sido alcanzados por restricciones, como la imposibilidad de atender clientes puertas adentro y la condición de trabajar solamente con turnos, respectivamente. "No va a haber grandes cambios", afirmaban en la Casa de Gobierno por esas horas.

Lunes a la siesta. Según la versión extraoficial, un diálogo entre el gobernador Manzur y el equipo de sanitaristas que está al frente de la batalla contra el coronavirus hace que se tome la decisión de volver al Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio en San Miguel de Tucumán. Los argumentos de los expertos sobre el impacto de la pandemia en la Capital son coincidentes con lo fundamentado por el Presidente en el DNU 792/2020: el sistema sanitario, si bien todavía tiene capacidad de respuesta, está en su etapa más crítica. Según el instrumento firmado por Fernández, el 80% de las Unidades de Terapia Intensiva (UTI) están ocupadas y el distrito está con circulación comunitaria del virus. Así, en el Gobierno provincial se resuelve que el departamento más populoso y más transitado de la provincia adopte de manera estricta el decreto presidencial. Es decir, con gimnasios y locales gastronómicos cerrados (sólo con la alternativa del "delivery" y el "take away") y la prohibición de transitar por la vía pública (a excepción de los trabajadores considerados "esenciales"). El comercio continuaría abierto, según se explicaba en la Casa de Gobierno, por lo que se hablaba de una Fase 1 "moderada". Así, mientras en la Secretaría General de la Gobernación trabajan en la redacción de los instrumentos que comenzarían a regir a partir de hoy, LAGACETA.com anticipa la medida. "El Gobierno de la Provincia va a acatar el decreto del Presidente, que tiene fuerza de ley y que además es razonable desde el punto de vista sanitario", confirma Manzur a este diario. Luego, publica una serie de tuits ratificando los dichos. La nota con LA GACETA, incluso, es replicada por el sitio de Comunicación Pública del Poder Ejecutivo.

El Gobierno confirma la medida en Twitter

El sitio oficial de la Provincia replica la nota de LAGACETA.com

Lunes por la tarde. La decisión del Gobierno provincial despierta polémica en el sector privado. Propietarios de distintos rubros alcanzados por las restricciones previstas por el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio anticipan su rechazo a la prohibición para abrir las puertas. De todos modos, en el Gobierno provincial justifican la necesidad de volver a Fase 1. Referentes oficialistas respaldan la medida a través de las redes sociales. Mientras continúan las posturas confrontadas, crece la incertidumbre. Pasan las horas, pero el COE sigue sin dictar la nueva resolución. El la Municipalidad reniegan porque, afirman, habían tomado conocimiento de las restricciones a través de la prensa. El reporte vespertino del Sistema Provincial de Salud da cuenta de que Tucumán supera los 30.000 contagios de covid-19 desde el inicio de la pandemia; además, se acerca a un acumulado de 500 decesos por la enfermedad. De todos modos, el anuncio de la vuelta a Fase 1 (incluso siendo "moderada", por permitirse el comercio) genera malestar entre distintos sectores sociales.

Lunes por la noche. Cerca de las 22, luego de varias charlas internas y de analizar el impacto del anuncio de Manzur, las autoridades del COE dictan la nueva normativa, debido a que caducaban las disposiciones anteriores y había que ponerse en línea con el DNU 792/2020. El contenido de las cuatro resoluciones (de la 110 a la 113) genera sorpresa: finalmente, el Gobierno provincial resuelve mantener el estado de situación de las actividades habilitadas. Si bien se toma conocimiento de la normativa nacional y se exhorta a las autoridades municipales a restringir la circulación y a controlar los accesos, las disposiciones del Comité Operativo no avanzan con la suspensión del funcionamiento de rubros privados, como la gastronomía. Es decir, la Casa de Gobierno retoma su plan inicial, el de antes del mediodía: continuar con el régimen que se venía aplicando, bajo el criterio de que se está en línea con el DNU 792/2020. Tras la marcha atrás, se eliminó el comunicado oficial que replicaba el anuncio de la vuelta a fase 1 a través del sitio web de la Provincia. 

Comentarios