Sarfo desafía a los gigantes del turf

El crack tucumano se enfrentará el sábado a 13 adversarios en el Gran Premio “Polla de Potrillos” del hipódromo de Palermo, la primera gema de la cuádruple corona de Argentina.

01 Oct 2020 Por Carlos Chirino

Enfrentará el desafío más importante de su carrera. Se medirá frente a los mejores potrillos del país, que cuentan con la preparación de los entrenadores más prestigiosos y que llevarán en su montura a consagrados jinetes. Sarfo irá por la hazaña cuando el sábado se convierta en el segundo ejemplar del “Jardín de la República” en correr el Gran Premio “Polla de Potrillos”, una de las carreras más prestigiosas del turf argentino, con la que se inicia la Cuádruple Corona.

El zaino del stud “El Califa” llevará el número 10 en el mandil y largará desde el partidor número 1 en la tradicional prueba de 1.600 metros, que se disputará desde las 17.45 en la pista de arena del hipódromo de Palermo. “Por suerte se fueron dando las cosas como soñábamos, pero lo cierto es que esto supera todas las expectativas”, contó desde Salta Guillermo Haddad, que junto con su papá, el “Califa” Eduardo, son los propietarios del hijo de Equal Talent.

Tres corridas, tres ganadas

El zaino nacido en el haras Renacer está invicto en tres presentaciones. Las dos primeras carreras las ganó en Tucumán. Debutó el 1 de marzo y derrotó por cinco cuerpos a Panatta en 38”2/5 para los 700 metros. Luego, el 23 de julio, venció por 10 cuerpos a Winter Time, en 58”2/5 para los 1.000 metros con codo. En ambas ocasiones empleó tiempo récord bajo la conducción de José Vizcarra y al cuidado de Víctor Pedraza. El 19 de agosto viajó rumbo a Buenos Aires, donde corrió por primera vez el 15 de septiembre. Ese día, con la preparación de Carlos Meza Brunel y la conducción de Alexis Páez, le ganó por la cabeza a Mio Mondo, en 1’35”09/100 para la milla palermitana. “El caballo no llegó 10 puntos a esa competencia, porque no tuvo mucho tiempo para adaptarse. Llegó a Buenos Aires el 20 de agosto, estuvo tres días caminando y recién después comenzó con los entrenamientos. Encima enfrentó a ejemplares de muy buena calidad. Pero lo importante es que mantuvo el invicto y demostró que es muy guapo”, señaló Haddad.

RUMBO AL STUD. Luego de la victoria en “las luces”, Sarfo es llevado por su peón.

Sueño hecho realidad

El propietario del nieto materno de Catcher In The Rye sabe que el desafío del sábado será durísimo, pero le sobra confianza. “Lo que parecía una locura, se está haciendo realidad. Sarfo demostró que puede correr la Polla. Es un Grupo I, por lo tanto es muy difícil. Competimos contra los mejores. Nuestra ilusión está intacta. El potrillo mejoró mucho de su última presentación hasta ahora y eso hace que nuestro sueño siga creciendo”, indicó. “Después de que se decidió que corra la Polla, recibí 150 solicitud de amistad en Facebook de gente que no conozco, pero que están ligadas al turf. Me enviaron mensajes de Uruguay, Mendoza, Entre Ríos, Córdoba, Santa Fe, entre otras provincias. Se armó una linda banda que apoya nuestro sueño. Es el potrillo humilde que se enfrentará a los más poderosos y eso despierta gran expectativa”, agregó.

Primer paso

Meza Brunel es el encargado de la preparación del bisnieto materno de Ride The Rails y que también tiene entre sus orígenes a Ríngaro. “Es una carrera durísima, pero llega 10 puntos. En la carrera anterior corrió con seis puntos, porque no contamos con el tiempo suficiente para entrenarlo para competir 1.600 metros. Ahora está bárbaro y la verdad es que no deja de sorprenderme. Hace todo bien”, dijo el entrenador que presentó un solo ejemplar en la primera instancia de la Cuádruple Corona. Fue a Expressive Halo, que llegó cuarto a siete cuerpos del tordillo Es Corino el 4 de septiembre de 2010. “Ese año gané el Gran Premio Nacional y al año siguiente el Gran Premio Carlos Pellegrini. Y en 2012 el Gran Premio República Argentina y la Carrera de las Estrellas Classic, todos Grupo I que los conseguí con Expressive Halo”, recordó.

La “Polla”, el “Jockey Club”, “Nacional” y “Pellegrini” son las cuatro instancias de la Cuádruple Corona de nuestro país. Sarfo buscará dar el primer paso el sábado. “Hay que ir paso a paso y ver cómo está el potrillo día a día. Es verdad que todo el equipo tiene una gran ilusión y que me encantaría correr los cuatro Grupo I, pero si tengo que descartar uno, lo dejaría afuera al Jockey Club. Sarfo me permite soñar porque tiene muchas condiciones”, indicó Meza Brunel sobre el nieto paterno de Equal Stripes, que llegará a la competencia con una brillante partida final. “El viernes pasado ejercitó 1.000 metros en 59”1/5. Fue lo mejor que se vio ese día en Palermo”, reveló.

CON EL ENTRENADOR. Meza Brunel se ilusiona con ganar su primera “Polla”.

El entrenador también analizó a los adversarios que tendrá su pupilo el sábado. “Los rivales más exigentes serán Seteado Joy, que viene de ganar la Carrera de las Estrellas, y la yunta que integran Atrevido Cry y Master Sultán. Tampoco hay que descuidar a Master Johnny, que viene de ganar muy bien una prueba de 1.400 metros”, dijo y explicó por qué eligió el partidor número 1. “Sarfo es ligero y prefiero que no de ventajas en el desarrollo. La idea es que corra siempre cerca de la carrera”, acotó.

Máxima expectativa

Alexis Páez, que el pasado domingo cumplió 27 años, será el encargado de conducir al tucumano. “Espero hacerme el mejor regalo de mi vida, que sería ganar mi primer Grupo I. Creo que tenemos material para ilusionarnos en grande”, dijo el jinete nacido en la localidad cordobesa de Santa Rosa de Calamuchita. “Es una carrera muy picante, pero no imposible de ganar. Corren los mejores potrillos del país y cualquiera de los 14 participantes puede llegar primero al disco. Vamos con la máxima expectativa, porque Sarfo está en óptimas condiciones. Todo el equipo le tiene muchísima fe”, agregó.

SONRISA. Páez confía en el potrillo.

El jockey está seguro de que su conducido llegará con mucha más experiencia que cuando ganó el 15 de septiembre. “Era la primera vez que corría sobre 1.600 metros y debutaba en esa pista. Además ahora llega 10 puntos. Mostró un gran progreso en los entrenamientos. Está más maduro y se serenó mucho, algo importante para competir en un Gran Premio”, señaló el piloto que debutó el 8 de junio de 2013 en “las luces” y que acumula 217 triunfos. “Tuve la suerte de correr varios Grupo I, pero todavía no pude ganar ninguno. El sábado puede ser el gran día. Le tengo una fe enorme al potrillo”, dijo Páez.

José María Gómez, nacido en Tucumán y radicado hace más de una década en Buenos Aires, es el veterinario que atiende a Sarfo. “El potrillo está bárbaro. Los propietarios y el entrenador fueron muy prolijos con la base de Tucumán. Lo llevaron de mejor a mayor y eso está dando sus frutos ahora. La salud del animal refleja todo el trabajo de base que se hizo. Para la prueba del sábado, llega en excepcional forma en cuanto a la sanidad”, explicó.

“No tengo dudas de que Sarfo es un potrillo que hace ilusionar. Viajó 1.300 kilómetros y en 21 días se adaptó a peón nuevo, a entrenador nuevo, a pista nueva y a jinete nuevo. Encima debutó en una carrera muy difícil y ganó. No tenía fogueo y ganó una carrera espectacular guapeando en los metros final. No hay dudas de que le sobra calidad, porque sacó a relucir toda su garra”, añadió Gómez.

El turf tucumano tendrá un representante de lujo en la “Polla”. En ella, Sarfo desafiará a los gigantes del turf argentino.


Telescópico, el último cuádruple coronado

Telescópico fue el último caballo en ganar la cuádruple corona del turf argentino. El zaino colorado nacido el 20 de octubre de 1975 en el Haras Don Yeye. Lo entrenaba Juan Esteban Bianchi y lo montaba la jocketa Marina Lezcano. Ganó en 1978 los grandes premios “Polla de Potrillos”, “Jockey Club”, “Nacional” y “Carlos Pellegrini”. Antes, esta hazaña solamente la habían logrado Pippermint (en 1902), Old Man (1904), Botafogo (1917), Rico (1922), Mineral (1931), La Missión (1940), Yatasto (1951), Manantial (1958) y Forli (1966).

Gran Premio "Polla de Potrillos" - Hipódromo de Palermo (01/10/20)

Comentarios