Barcelona necesita “salvar la ropa” frente a Nápoli

Bayern Munich, con viento a favor ante Chelsea.

08 Ago 2020
1

AS DE ESPADAS. Messi es la gran esperanza de Barcelona para seguir con vida. reuters

Después de dejarse arrebatar por Real Madrid una Liga que lo tenía como líder solitario al momento de suspenderse el fútbol por la pandemia, lo único que le queda a Barcelona para no cerrar una temporada olvidable (en la que también fue eliminado de la Copa del Rey) es reconquistar la “Orejona”. Y para ello necesita ganarle hoy a Nápoli en el Camp Nou, en la revancha del cruce de octavos de final que se disputó en el San Paolo y que finalizó 1-1. El encuentro se jugará a partir de las 16.

“No se me ha pasado por la cabeza que sea mi último partido con Barcelona. El equipo está bien y no ha perdido su identidad”, anticipó el técnico Quique Setién, cuestionado por los malos resultados y por la falta de sintonía que muestra el equipo. Por ahora no se ha hablado oficialmente sobre su continuidad, pero parece difícil que no sea la primera víctima de un nuevo fracaso barcelonista. Por eso, apostará todas sus fichas al peso ofensivo del tridente conformado por Lionel Messi, Luis Suárez y Antoine Griezmann.

El que tiene el pasto mucho más hachado es Bayern Munich, que a la misma hora comenzará a resolver en su casa una llave que lo tiene 3-0 arriba en el global contra Chelsea. El equipo londinense, que tendrá a Wilfredo Caballero en el arco, viene golpeado después de perder la FA Cup a manos de Arsenal y necesitará un milagro para remontar frente a un Bayern todopoderoso, óctuple campeón de la Bundesliga y con un Robert Lewandowski encendido. El equipo bávaro tiene un vendaval a favor para ser el rival del ganador del cruce entre catalanes y napolitanos.

Comentarios