Golpe en Tucumán contra la pesca ilegal y la caza furtiva

Durante el fin de semana se recuperaron animales y se secuestraron armas.

19 Nov 2019
5

PRENSA Y COMUNICACIÓN

Para prevenir y combatir la pesca furtiva y la caza ilegal, se realizó durante el fin de semana largo diferentes controles en las rutas y ríos de toda la provincia.

"Buscamos que se cumpla la Ley Provincial 6.292 de Protección de Flora y Fauna Silvestre. En el sur secuestramos tres tramperas utilizadas para atrapar diferentes aves y logramos liberar una especie de Reyna Mora y dos ejemplares de Cardenal, que son capturados para ser comercializados”, explicó el director de la División de Delitos Rurales y Ambientales de la Policía, el comisario inspector Sirenio Castaño.

En los márgenes de los ríos Gastona, Medina y Río Seco secuestraron dos redes de tapada, porque está prohibido su uso para la pesca. En diferentes localidades de Leales, como Quemados, Los Gómez y Los Romanos, que recorren los márgenes del Río Salí, se secuestraron tres redes de tapada y un trasmallo para pesca de 40 metros.

Caballos sueltos

"Sabemos el peligro que significa que en las rutas haya animales sueltos, por eso realizamos los recorridos y recuperamos una yegua y un caballo en la zona de Tapia. También para combatir la pesca furtiva se realizaron controles fijos cerca de los ríos y logramos secuestrar en la zona de Leales, una red de tapada y ocho sábalos”, destacó el comisario Castaño.

Las tareas estuvieron a cargo de la División de Delitos Rurales y Ambientales de la Policía de Tucumán en conjunto con la Dirección de Flora y Fauna Silvestre al igual que con la Subsecretaría de Asuntos Agrarios.

En cuatro meses se recuperaron casi 400 animales robados y cazados para la venta ilegal

Casi 400 animales fueron puestos a salvo en los últimos cuatro meses gracias al trabajo de la Dirección General de Delitos Rurales y Ambientales de la Policía de Tucumán, que diariamente combate el delito del abigeato en la provincia.
A lo largo de ese período, efectivos de la unidad han logrado salvar a 190 aves que habían sido secuestradas para ser comercializadas en la región. Además recuperaron 180 animales equinos y vacunos que habían sido robados en algunos casos, mientras que otros eran víctimas de maltrato.

“Esta dirección fue creada en 2003 para combatir el delito de abigeato en toda la provincia. Este delito es penado por ley y se refiere al robo o hurto de animales exclusivamente en las zonas rurales a pequeños o grandes productores. También realizamos controles en lagos y ríos para desterrar la pesca furtiva y la caza ilegal. Por otro lado, al trabajar en conjunto con otras instituciones, como el SENASA, se controla que la carne comercializada sea apta para consumo y si es necesario se la secuestra”, resumió el director de esta unidad, el Comisario Inspector Silenio Castaño.

Durante todo el año se realizan controles en las rutas nacionales y provinciales en conjunto con otras instituciones, cómo la Dirección de Ganadería, para decomisar la carne que no está apta para el consumo. En los últimos cuatro meses secuestraron 490 kilogramos de carne que no estaba apta para el consumo, informó el Comisario Roberto Hisa.

Operativo especial

En una investigación realizada por amenazas con armas de fuego, en la localidad de Tapia se allanó un domicilio ubicado cerca de las vías del ferrocarril. En el lugar se secuestraron tres escopetas calibre 16 y un cartucho. Las órdenes fueron dispuestas por el Juzgado de Instrucción en lo Penal de la IIº Nominación a cargo de Facundo Maggio.

Comentarios