Cisneros salió de la lista de incumplidores y presentó su declaración jurada

Un cuarto de los aspirantes a diputado aún adeuda el informe.

24 Oct 2019 Por Irene Benito
2

CARLOS CISNEROS

Carlos Cisneros (Frente de Todos) salió de la lista de incumplidores: él y Mario Leito son los únicos candidatos titulares del oficialismo provincial que presentaron la declaración jurada en la Oficina Anticorrupción (OA) como manda la Ley Nacional de Ética en el Ejercicio de la Función Pública (25.188). Cisneros informó que su patrimonio neto (es decir activo, o bienes menos deudas) asciende a $ 2,7 millones. El sindicalista bancario expuso, entre otras cuestiones, que tiene una sociedad unipersonal a su nombre valuada en $ 115.000 y dos deudas hipotecarias por $ 4,8 millones en total (ver detalle en esta edición). Integran la lista de aspirantes provinciales a la Cámara Baja que aún adeudan la manifestación patrimonial obligatoria tres compañeros de boleta de Leito y de Cisneros: Mabel Carrizo, Graciela del Valle Gutiérrez y Agustín Fernández; Ana Salas (Consenso Federal) y Lucía Delia Fazio Critto (Fuerza Republicana). Se trata del 25% de los candidatos titulares de las elecciones de este domingo.

La declaración jurada de Cisneros ingresó a la Oficina Anticorrupción de la Nación (OA) el 9 de octubre pasado, según consta en el propio formulario disponible en la web (argentina.gob.ar/anticorrupcion). A diferencia de los otros postulantes, que presentaron los patrimonios al 31 de diciembre de 2018, el dirigente sindical consignó los datos de 2019.

El plazo para entregar las manifestaciones de bienes había vencido el 20 de septiembre. Un informe periodístico publicado nueve días más tarde en este diario reveló que casi la mitad de los 25 candidatos había incumplido la disposición legal vigente desde 2013. Luego, regularizaron su situación tres postulantes de Consenso Federal: Silvio Bellomio, Honoria “Baby” Zelaya de Nader y Milsa Barros (había observado la normativa en tiempo y forma, pero no estaba oficializada como postulante titular). A ellos se sumaron, a continuación, Leito y Cisneros. Los demás aspirantes del Frente de Todos (Carrizo, Gutiérrez y Fernández) habían admitido que desconocían el deber de presentar la declaración jurada. Salas expresó que estaba haciendo el trámite mientras que Fazio Critto explicó que dificultades personales le habían impedido terminarlo.

Los bienes expuestos por Cisneros lo ubican en el séptimo lugar del ranking provisorio de patrimonios declarados (ver cuadro). En Tucumán, encabeza esa tabla el funcionario nacional Domingo Amaya (Juntos por el Cambio), con $ 11,4 millones. En el otro extremo está Cristian Ariel Luna (Frente de Izquierda), que indicó que tiene más deudas que activos: su patrimonio negativo asciende a - $ 725.000.

La exigencia de exhibir los bienes, deudas, ingresos y gastos rige para todos los postulantes a cargos públicos nacionales -incluidos los suplentes- en virtud de la Ley 25.188. El objetivo de esta regulación es ofrecer información relevante para los votantes así como transparentar posibles conflictos de intereses. Los datos disponibles permiten establecer, con las limitaciones que exhiben los formularios (por ejemplo, las valuaciones fiscales de los inmuebles, y la imposibilidad de acceder a la información sobre cónyuges e hijos), el estado patrimonial del candidato antes de acceder al puesto que pretende.

El incumplimiento de la normativa acarrea, en esta instancia, únicamente una deuda simbólica en materia de ética pública. Las autoridades de la OA han de intimar y exponer a los incumplidores, y eventualmente solicitar sanciones. El deber de presentar el patrimonio al ingresar y al dejar la función, y anualmente durante su desempeño sólo está en vigor para los cargos nacionales. La Ley 3.981 sancionada hace 46 años establece el secretismo para los bienes de los funcionarios públicos provinciales.

INMUEBLES Y DOS HIPOTECAS

Carlos Aníbal Cisneros

Patrimonio: $ 2,7 millones

Fecha de nacimiento: 1/1/1962

Estudios: Secundarios

El bien declarado más valioso del candidato oficialista en tercer término es un inmueble de 1.400 m2 en un country de Yerba Buena que ingresó al patrimonio en abril de 2019 con un valor de $ 5,3 millones. Además, Cisneros dijo que posee otros tres bienes raíces: 1) un departamento en San Miguel de Tucumán de 110 m2 valuado en $ 537.000; 2) un departamento con cochera en San Miguel de Tucumán de 94 m2 valuado en $ 450.000 y 3) un lote de 1.446 m2 en Yerba Buena valuado en $ 675.000. El dirigente bancario expuso en la declaración jurada tenencias de dinero en pesos y dólares por alrededor de $ 300.000 y una sociedad unipersonal valuada en $ 115.000. Cisneros manifestó que posee deudas hipotecarias por $ 4,8 millones en total: sus acreedores son Raúl Oscar Castillo y Olga María Aguirre.  

Esta nota fue anteriormente contenido exclusivo, sólo accesible para suscriptores.

 

Comentarios