Le secuestraron la moto, la fue a buscar al corralón y se la habían robado

Una mujer denunció la desaparición del vehículo. Romero asegura que no quiso colaborar con la inspección de las cámaras de seguridad.

17 Oct 2019

Una mujer denunció a través de las redes sociales la desaparición de la moto que personal de la municipalidad de la capital le secuestró la semana pasada. El subsecretario de Transporte y Tránsito, Enrique Romero, aseguró que se está investigando el hecho y que tomará las medidas correspondientes si es que se produjo un robo.

Sandra Pérez dio a conocer el caso con una publicación en Facebook, en la que detalló que el jueves de la semana pasada le secuestraron el rodado por conducir sin licencia: "me hicieron un acta y se la llevaron al galpón municipal de la avenida Avellaneda. Fui el viernes a ver cuánto era la multa y me dijeron que vaya el martes porque no estaba la jefa. El viernes entre las 13.30 hasta las 14.30, la moto estaba. Me presenté el martes a las 8  y grande fue mi sorpresa porque mi moto no se encontraba en el galpón municipal".

"Fui a hablar con el señor Romero, ya que es el director de tránsito, quien me contestó de muy mala manera y me dijo que quizás mi moto 'salió volando'. El que habla de los delincuentes cuando los delincuentes están en la Municipalidad. En conclusión, me la moto en la Municipalidad, donde hay cámaras y policías. Mi moto no aparece por ningún lado y nadie sabe nada. Fui e hice la denuncia a la comisaría 1° y puse abogado. Les pido por favor que me ayuden a difundir para sacarle la máscara al señor Romero que es el delincuente número uno", añadió.

Por último, en el posteo que había sido compartido más de 9.000 veces, la mujer dio detalles del rodado: "Mi moto es una (Honda) Wave roja. Patente A040DWI, por favor ayúdenme a compartir".

En declaraciones a LA GACETA, Romero sostuvo que se está trabajando en el hecho: "estamos tomando todas las medidas administrativas correspondientes, lo que incluye el análisis minucioso de las cámaras de seguridad. Ya tomamos declaraciones a todo el personal de la repartición y todo este material será aportado a la fiscalía correspondiente".

"Yo personalmente me haré cargo del caso. Si efectivamente alguien robó la moto del corralón, alguna cabeza va a rodar", aclaró.

Le dije a la mujer que no se haga problema porque su moto iba a aparecer, pero se mostró molesta y se retiró enojada diciendo que iba a hablar con sus abogados

El funcionario comentó que "nunca pagaron la multa para retirar la moto. Hicieron tráfico de influencia, es decir que quisieron que un empleado sea el mediador para sacar la moto del depósito sin abonar la suma correspondiente. La denunciante no quiso ver las grabaciones de las cámaras para que logremos identificar rápidamente el vehículo, algo que me parece extraño".

Asimismo, reveló que le genera dudas la actitud del empleado con el que la denunciante se fue contactar: "lo citamos a declarar y se negó, por lo que procedimos a notificarlo en su casa. Hoy presentó parte de enfermo para no venir a declarar".

"Estoy disposición de la Justicia"

En una charla telefónica con LA GACETA, Pérez dio su versión de lo sucedido: "fui al corralón para pedirle a mi primo, que lleva años trabajando ahí, y que me indique con quién podía hablar y que me explique cómo pagar la multa, porque no contaba con el dinero de la infracción ($4.500). No es como Romero dice que fui a que me entreguen el vehículo. Terminé golpeando otras puertas hasta llegar al Tribunal de Faltas, donde me indicaron que la voluntaria era de $2.400 y terminé pagando $1.600. Eso fue en resumen lo que pasó, pero el problema es que mi moto no está. Desapareció".

"Me acusan de haberme robado la moto cuando todavía la estoy pagando. La saqué en 2017 con un crédito a tres años. Ese hombre es un soberbio y un atrevido", añadió la mujer de 53 años del barrio Lincoln.

La mujer compartió la foto del acta de infracción que le hicieron.

Además, Pérez aclaró: "Estoy a disposición de la Justicia. Soy una persona que tiene problemas de salud. Justamente para eso usábamos la moto con mi marido. Él tiene 67 años y también tiene que ir al médico constantemente. Todos mis vecinos saben lo que amaba la moto y lo que me costó tenerla. La mezquinaba porque era nuestro único medio de movilidad".

"En cuanto a lo de las grabaciones, yo sí quise ver los videos. Estuve siguiendo la filmación desde el viernes a las 13, cuando vi a mi moto por última vez, hasta las 17.30. Pero Romero pretendía que me quede a ver las filmaciones de los tres días. ¿Le parece que eso me corresponda a mí cuando es la función con la que el municipio tiene que cumplir?", finalizó.

Comentarios