Facundo Noval: de Ushuaia a “La Caldera”

Noval, que se formó en el club Colegio del Sur de la ciudad patagónica, fue el goleador.

15 Jul 2019 Por Mariana Apud

Puede ser que el papá de Facundo Noval tenga la respuesta del porqué de la victoria de “Uni”. “En el club todos vieron el partido”, explicó Daniel. Y no es que deliraba, porque es probable que el club de Ojo de Agua haya estado desierto mientras se jugaba la final del Regional en el parque 9 de Julio.

“Jugaba un hijo del club”, amplió Daniel. Ese club es el Colegio del Sur, en la lejana Ushuaia, la ciudad de Tierra del Fuego donde nació el fullback de “Uni”, autor de 12 de los 15 puntos con que las “Serpientes” lograron la corona ante Tucumán Lawn Tennis.

Puede que en ese grupo que se reunió al frente de la pantalla para seguir a Noval esté la clave de un partido que no tuvo un dominio claro de ninguno. Por eso, las respuestas hay que buscarlas en los detalles y ahí puede entrar el aliento que vino desde la Patagonia. En medio de ese trámite trabado, ultradefensivo y hasta mezquino; marcar la diferencia era más factible desde la pelota parada. En ese sentido, cada vez que enfrentó la hache, Noval fue el más efectivo de la cancha y sus aciertos fueron del ciento por ciento (4/4).

“Pensábamos que se daría así, pero no sé si todo el partido. No se abrieron los huecos, porque la defensa de ellos es muy buena y la nuestra también”, analizó el 15 de la “U”. Luego de vivir cinco años en la provincia, Noval está plenamente seguro de lo exigente que es el Regional. “Es un torneo durísimo. Si no es el más duro del país, pega en el palo. Te puede ganar cualquiera... Tucumán Rugby estaba invicto hasta la semana pasada”, contó. Y siguió analizando: “puede ser que no nos tenían mucha confianza, pero este grupo hizo un laburo tremendo. Los entrenadores hicieron un trabajo intenso, muy exigente y demostraron que saben un montón”.

Aunque su apellido apareció más que ningún otro en la síntesis de puntos de la final, Noval apoyó su efectividad en un trabajo interconectado. “La tarea fue de todos, porque si mis compañeros no generan los penales, yo no puedo patear; si ellos no empujan el scrum no hay penal. También los forwards hacen un trabajo tremendo y los tres cuartos, igual. La verdad, que fue un triunfo de todos y no se destacó uno solo”, afirmó Noval.

Comentarios