Seis claves sobre el impacto de la fórmula Fernández-Fernández en el mapa político

El análisis de Sergio Berensztein.

20 May 2019
1

La fórmula Fernández-Fernández ARCHIVO

“Para Macri representa una mala noticia”

Mauricio Macri necesitaba que Cristina Fernández de Kirchner encabezara su fórmula presidencial para hacer valer sus credenciales de líder anti K y amortiguar el desgaste de la crisis económica y las divisiones dentro de Cambiemos. Para un líder debilitado y cuestionado dentro de su propia coalición como lo es Mauricio Macri, la candidatura de Alberto Fernández representa una mala noticia. Las tensiones dentro de Cambiemos se van a multiplicar en las próximas horas, sobre todo por parte de aquellos sectores que cuestionaban la candidatura de Macri, particularmente los radicales. La convención partidaria del 27 de mayo tendrá una gran repercusión.


Un anuncio, un impacto en el mundo político y un rebalanceo en el mapa electoral

El sábado por la mañana la senadora y ex mandataria Cristina Fernández de Kirchner comunicó a través de un video que irá como vicepresidenta dentro del espacio del Partido Justicialista (PJ). Con la designación de Alberto Fernández como candidato a presidente, autorrelegándose como su número dos, Cristina logró recuperar la iniciativa y modificar de plano el escenario político nacional. Se inicia ahora un proceso de realineamiento y rebalanceo en el mapa electoral que impactará directa o indirectamente sobre todos los actores.


Un hábil negociador que se alejó del kirchnerismo por el conflicto con el campo

El ex jefe de Gabinete de Néstor fue legislador por la Ciudad de Buenos Aires del partido de Cavallo, y mucho antes funcionario de Carlos Menem. Abandonó a los Kirchner luego del conflicto con el campo 2008 convirtiéndose en un duro crítico de quien ahora será su compañera de fórmula. Hábil negociador y de buen trato con los medios de comunicación, asesoró a figuras opositoras de Cristina como Massa y Randazzo. Teniendo en cuenta esas credenciales, y si la campaña se basa en su figura y en los atributos de su personalidad, para Macri no será sencillo encontrar elementos claros para diferenciarse.


Un ciclo electoral con un votante moderado

La candidatura de Alberto Fernández ratifica la preeminencia del votante moderado en este ciclo electoral. Como es evidente, analizando el comportamiento electoral en las provincias en las que se desarrollaron comicios hasta ahora, en todos los casos hubo un predominio de los oficialismos, que en general son gobiernos de coalición muy plurales liderados por un gobernador perteneciente a uno de los partidos históricos (PJ o UCR) o a una fuerza de raigambre local. Ningún candidato relativamente radicalizado tuvo éxito, sino que, por el contrario, hubo fenómenos de polarización que los perjudicaron (como en Neuquén y Río Negro).


Cómo puede impactar en los mercados

Será fundamental analizar hoy la reacción de los mercados, pero es muy probable que no sean positivas hasta que no haya definiciones contundentes por parte de Alberto Fernández, incluyendo la designación de un equipo económico o al menos un vocero calificado que pueda brindar precisiones sobre su visión de la política económica en general y de la cuestión de los vencimientos de la deuda y el programa con el FMI en particular. Deberá, sobre todo, convencer al mercado de que no será el Mevdeved de Cristina; es decir, solamente una pieza en una estrategia de la ex presidenta para manejar a cierta distancia los destinos del país.


El enigma de Alternativa federal con Massa

Complica también las chances de Alternativa Federal, que dejó pasar muchas posibilidades de consolidar un proyecto de poder que llenará el espacio vacío generado por la polarización entre Cristina Fernández de Kirchner y Mauricio Macri. Al margen de la tracción que la fórmula Fernández-Fernández pueda generar entre otras figuras moderadas del peronismo, el gran enigma es qué hará ahora Sergio Massa, quien venía acercándose tácticamente al kirchnerismo, especulando con que la ex presidenta no fuera a competir. Sus voceros han ratificado su candidatura a presidente, pero dejaron abierta la posibilidad de que haya una gran PASO opositora, incluyendo a la fórmula Fernández-Fernández.

Comentarios