Evo quiere un cuarto mandato pese a las denuncias opositoras

Si consigue la reelección, Morales completará 20 años de gestión.

19 May 2019
1

EN PLENO BASTIÓN COCALERO. El mandatario lanzó la campaña electoral en la región del Chapare. télam

LA PAZ.- El presidente boliviano Evo Morales inició ayer una nueva campaña electoral, para conseguir en octubre su cuarto mandato consecutivo. Ante miles de personas en la región cocalera del Chapare, uno de sus bastiones, mostró ña fortaleza de la izquierda gobernante frente a una oposición dividida.

“Aquí hay 1 millón (de personas) para defender su proceso, aquí está Bolivia para defender la revolución democrática cultural porque tenemos resultados, hemos demostrado al mundo que Bolivia tiene mucha esperanza”, manifestó en un encendido discurso el líder del Movimiento al Socialismo (MAS).

Las imágenes aéreas de la TV estatal mostraron a miles de personas ocupando cuatro kilómetros del aeropuerto de Chimoré, una ex base de la agencia antidrogas estadounidense DEA en el trópico de Cochabamba, en el centro de Bolivia.

Morales, un ex líder cocalero de 59 años, se convirtió en 2006 en el primer presidente indígena en la historia boliviana y ahora busca completar dos décadas en el gobierno (hasta el 2025).

Morales ganó las elecciones de 2005 con el 54% de los votos y fue reelecto en 2009 y en 2014 con más del 60%. Ahora llamó a sus bases a ganar las elecciones del 20 de octubre con el 70%.

La oposición lleva meses denunciando la violación de la Constitución que el mismo Evo puso en vigencia en 2009 y que establece un límite de dos mandatos consecutivos de cinco años. A fines del 2017, el Tribunal Constitucional sentenció que ese tope es viola los “derechos humanos” y autorizó la nueva postulación de Morales, algo que los bolivianos habían rechazado en un referéndum en 2016.

En abril, una encuesta de IPSOS dio a Morales el 33% de las preferencias. Para ganar en primera vuelta, necesita la mitad más uno de los votos válidos o al menos el 40% y 10% de diferencia sobre el segundo. (Reuters)

Comentarios