Messi y su maravilla 600 en Barcelona: "entró espectacular".

El 10 festejó el 3-0 ante Liverpool, aunque cree que la serie no está definida aún.

01 May 2019
1

PURA ALEGRÍA. Messi y parte del plantel festejan el 3-0 sobre Liverpool. REUTERS. REUTERS

Recién había terminado su faena en el Camp Nou y se notaba que le costaba respirar. “Entramos un poquito en el juego de ellos”, era la explicación de quien volvió a allanar del camino de un Barcelona que está a pasos de una nueva final de la Liga de Campeones de Eropa, luego del 3-0 sobre Liverpool. 

Lionel Messi, el que todo lo puede, aportó un doblete de esos que no se olvidarán, uno porque sirvió para ampliar la ventaja en un momento caliente, y el otro para ponerle la frutilla del postre en lo que fue su gol 600 con la camiseta “culé”.

"No nos hicieron goles y eso es muy importante. La primera parte fuimos superiores y ellos nos apretaron en la segunda. No nos crearon demasiadas ocasiones pero nos presionaron alto. Ellos querían hacer un gol, uno de visitante da mucho", analizó Messi.

Lo que siguieron durante los casi tres minutos que Leo charló con la TV oficial fueron conceptos claros de lo que pasó y de lo que piensa puede suceder en el partido revancha. “La verdad, el resultado es muy bueno. Pero sabemos que no está definido porque vamos a una cancha difícil, con mucha historia y que aprieta mucho. Estamos contentos por el partidazo que hicimos hoy”, destacó “La Pulga”.

Sobre el desgaste en un partido sin pausas, fue claro. “Entramos un poquito en el juego de ellos, a lo que están acostumbrados ellos, a un juego de mucho ritmo, muy físico; de una contra tras otra. Y nosotros entramos en esa. Estamos más acostumbrados a tener la pelota y hacer correr al rival”.

Así como festejó por sus conquistas, Lionel también lo hizo porque Barcelona no recibió goles. “Sobre todo eso, que no nos hicieron goles. Ellos en el segundo nos apretaron, era obvio que iban a tratar de buscar el gol de visitante”, expresó.

Y faltaba lo que todo el mundo quería saber, de si su gol 600, nacido de un tiro libre inolvidable fue pensado de antemano. “Entró espectacular. Lo busqué y tuve la suerte de que entrara ahí”, la parábola de zurdazo del 10 no tuvo desperdicio. Fue al ángulo de un Allison que terminó siendo un detalle en la foto de la gran conquista de Messi y su Barcelona que sueñan con otra Champions.

Comentarios