Familiares de Facundo piden que se detenga al otro acusado

El otro policía imputado seguirá preso.

20 Oct 2018
1

La familia de Facundo Ferreira, el niño de 12 años asesinado de un tiro en la nuca en marzo de este año, solicitó ayer que se dicte también la prisión preventiva para uno de los policías imputados en la causa judicial, Mauro Díaz Cáceres.

La tía de la víctima, Rita Figueroa, afirmó que el núcleo familiar “está tranquilo”, luego de que se confirmara la detención por dos años de Nicolás González Montes de Oca, el segundo uniformado acusado del crimen del niño. Sin embargo, afirmó: “hace siete meses que luchamos por Facundo. Queremos que vayan presos los dos. Queremos que Cáceres también vaya preso; es el asesino de Facundo. Queremos que se haga Justicia. Cáceres está en la calle y quién sabe las cosas que hizo”.

“Tienen todas las pruebas y pericias para detenerlos a los dos. Las pruebas están para que haya Justicia. Lo mataron como a un perro y lo dejaron tirado. ¿Cuántos Facundo más quieren que haya? Los policías pueden matar como si nada y nadie piensa en el dolor de mi familia”, agregó.

Por su parte, la organización Andhes (Abogados y Abogadas del Noroeste Argentino en Derechos Humanos y Estudios Sociales) reclamaron que el Ministerio de Seguridad y la Policía determinen el pase a “situación pasiva” al agente Díaz Cáceres.

“Esperamos que el ministro de Seguridad (Claudio Maley) cumpla con el inciso 5 del artículo 119 de la Ley del Personal Policial Nº 3.823, que expresamente obliga a pasar a situación pasiva a todo agente policial procesado. El agente Díaz Cáceres fue imputado, nada más y nada menos, por homicidio doblemente agravado. De manera insólita, no fue pasado a situación pasiva todavía”, manifestó Emilio Guagnini, abogado de Andhes.

El profesional señaló, además, que “llama la atención que policías son pasados a situación pasiva de forma inmediata por imputaciones mucho menores; mientras que por este hecho tan grave todavía no se ha cumplido con la norma. No puede ser que se cumpla para algunos casos y para otros no”, recalcó. El jueves, el secretario de Seguridad de la provincia, Luis Ibáñez, informó que el agente cumplía funciones administrativas dentro de la institución policial. Debido al proceso penal, Díaz Cáceres comenzó a realizar tareas internas y dejó de participar en acciones operativas o de Policía judicial.

Los familiares de Facundo y el ministro de Seguridad se reunieron a fines de septiembre en la Casa de Gobierno. En el encuentro, los parientes pidieron el esclarecimiento del crimen y también que se descubra a los autores de las agresiones que había sufrido en el marco de la investigación. Habían denunciado provocaciones verbales por parte de compañeros de uno de los policías acusados.

La prisión

La Justicia confirmó ayer la prisión preventiva por 24 meses para González Montes de Oca. Facundo Maggio, juez de Instrucción en lo Penal de la II Nominación, hizo lugar al pedido de la fiscala Adriana Giannoni, quien instruye la causa por el homicidio del niño.

De esa forma, el uniformado seguirá encerrado hasta que sea enjuiciado o hasta que se cumpla la prisión preventiva. González Montes de Oca había sido aprehendido a fines de septiembre por el robo de la cartera a una mujer en Lastenia, en el departamento Cruz Alta. Hasta ese momento, cumplía funciones administrativa.

Ante este último caso, la cúpula policial ordenó el pase a “situación pasiva”, es decir, sin cumplir tareas de seguridad.

Comentarios