Manzur juntó a gobernadores “no afines” a Macri

En la Casa de Tucumán, en Buenos Aires, los mandatarios analizaron el Presupuesto 2019, los ajustes y la inflación; faltaron Urtubey y Schiaretti.

11 Oct 2018
1

ENCUENTRO EN BUENOS AIRES. Gobernadores y vicegobernadores de distritos del PJ asistieron a la convocatoria que efectuó el tucumano Juan Manzur. comunicación pública

Un grupo de gobernadores peronistas se reunió ayer en la Casa de Tucumán en Buenos Aires para debatir sobre el Presupuesto 2019 que presentó el Gobierno nacional, sin la presencia de los mandatarios Juan Manuel Urtubey (Salta) y Juan Schiaretti (Córdoba), que integran el nuevo espacio peronista “no kirchnerista”, junto con Sergio Massa y Miguel Ángel Pichetto.

La foto que logró el anfitrión Juan Manzur fue un mensaje para la interna del PJ, porque aglutina a algunos líderes provinciales cercanos al kirchnerismo y a otros que también forman parte del peronismo federal, pero que no tienen una relación cordial y fluida con el Gobierno macrista, como la de los mandatarios de Córdoba y de Salta, consignó la agencia Télam.

A una semana del acto del día de la Lealtad en Tucumán, que está organizando Manzur, se reunieron en la ciudad de Buenos Aires los gobernadores Alberto Rodríguez Saá (San Luis), Sergio Uñac (San Juan), Gerardo Zamora (Santiago del Estero), Roxana Bertone (Tierra del Fuego), Mariano Arcioni (Chubut), Sergio Casas (La Rioja), Gildo Insfrán (Formosa) y los vicegobernadores Pablo González (Santa Cruz) y Daniel Capitanich (Chaco).

Rodríguez Saá indicó en sus redes sociales que los mandatarios dialogaron sobre el “proyecto de presupuesto 2019, la situación de las provincias ante los ajustes del Gobierno de Macri, la inflación y la crisis económica por la que atraviesa el país”.

Al mismo tiempo que sucedía este encuentro, Urtubey y el gobernador socialista Miguel Lifschitz (Santa Fe) se mostraron juntos en una actividad de gestión en Salta, mientras desde la gobernación de Córdoba señalaron a Télam que esta reunión “nunca estuvo en agenda” de Schiaretti.

Relaciones internas

En el complejo mapa del peronismo a nivel nacional, Rodríguez Saá y el vicegobernador de Alicia Kirchner serían los mandatarios cercanos a la ex presidenta Cristina Fernández mientras que Manzur, Uñac, Bertone, Arcioni, Casas, y el gobernador chaqueño Domingo Peppo, junto al entrerriano Gustavo Bordet, conformarían el sector del peronismo federal más duro contra el Gobierno.

A pesar de no ser tan amistosos como Urtubey y Schiaretti, ninguno de los gobernadores tensó las relaciones como lo hizo el pampeano Carlos Verna (PJ), quien también está distanciado del kirchnerismo.

Otro aspecto central que divide a la nueva liga de gobernadores del PJ, que no termina de articularse, es la posición de cada uno respecto del futuro del peronismo y la participación de la ex mandataria y actual senadora por Unidad Ciudadana. En ese aspecto, Manzur se acercaría más a la posición sectaria y tajante de los gobernadores Urtubey y Schiaretti de no incluir a Fernández de Kirchner en un frente electoral para 2019, pero el resto de los mandatarios peronistas todavía no se pronunció en forma contundente porque deben revalidar títulos en sus provincias, donde todavía el kirchnerismo sigue pisando con autoridad.

De todos los mandatarios del peronismo federal, Uñac fue el único que en los últimos meses se reunió con los intendentes peronistas de la provincia de Buenos Aires, donde el kirchnerismo tiene su mayor caudal de votos; en un distrito que representa el 40% del electorado a nivel nacional.

Armado del escenario

Desde el Gobierno ya comenzaron con el operativo para montar la estructura del acto en el Hipódromo de Tucumán. El vicegobernador en ejercicio del Poder Ejecutivo, Osvaldo Jaldo, y el ministro del Interior, Miguel Acevedo, recorrieron la zona para supervisar la organización. Se estima que el predio contendrá a unas 100.000 personas, según los cálculos oficiales.

En las tribunas, la prioridad será de las columnas de otras provincias. La idea de la Casa de Gobierno, además, es “zonificar” el Hipódromo, de tal manera que los simpatizantes de municipios y de comunas rurales se distribuyan coordinadamente. El escenario (con capacidad para 500 personas), a su vez, tendrá tres niveles: en el primero estarán los gobernadores que lleguen a Tucumán, los dirigentes cegetistas y los principales referentes partidarios; en el segundo nivel se ubicarán diputados y senadores nacionales, además de legisladores. Finalmente, el tercer nivel del escenario estará destinado a funcionarios del gabinete de Manzur, entre otros.

En Esta Nota

Juan Manzur
Comentarios