Cómo trasladar las mascotas: una odisea para quienes no tienen auto

En colectivos sólo admiten perros guías de no videntes. En los taxis deciden los choferes. Un servicio especial

21 Ago 2018
3

EN AUTO. Un perro viaja sobre el asiento; en Tucumán es difícil conseguir un taxi para trasladar una mascota.

A LA CUCHA | EL RINCÓN DE LAS MASCOTAS  

Rosalía Martínez tiene dos perros y un gato en su casa, y no posee auto. Así que cada vez que tiene que llevarlos a la veterinaria - sea una urgencia o no- es un dolor de cabeza para esta docente que se acaba de jubilar y que vive en un barrio al oeste de la capital. “Dependo exclusivamente de la buena onda del taxista al que pare en la calle. No todos me quieren llevar, y eso que tengo caniches; con un ovejero alemán no tendría chances”.

La mujer no entiende por qué, por ejemplo, no se puede viajar en colectivo con un gato en su jaulita o con un perro pequeño en un bolso transportín. “Hasta en los aviones ahora permiten llevarlos en la cabina, pero para movernos por la ciudad con nuestra mascota, si no tenemos auto, estamos complicados”, renegó.

No es algo que le ocurra solo a Rosalía. Cada vez más personas tienen el mismo problema: no cuentan con los medios para trasladar a sus perros o gatos. Si bien en nuestra provincia una línea de colectivos, la 19, hizo un pedido formal al Concejo Deliberante para transportar mascotas, aún no hubo respuestas.

¿Que dice la normativa? La ordenanza que está vigente en este momento impide que las mascotas puedan subir a los transportes públicos: taxis y colectivos. La única posibilidad contemplada por una ley provincial es la de perros guías de una persona no vidente.

En octubre del año pasado, Miguel Villagra, titular de la línea 19, presentó un pedido en el Concejo Deliberante de la capital para que se les permita a los pasajeros viajar con sus mascotas. Según explicó, lo hizo por los constantes mensajes que reciben por parte de los usuarios que solicitan poder transportar sus animales domésticos en colectivo.

“Oficialmente no hubo ningún avance sobre esto. Algunos choferes, si ven que se trata de un perro pequeño y que está en un canasto, sí dejan al pasajero subir con la mascota”, confesó.

El presidente del Concejo Deliberante, Armando Cortalezzi, confirmó que aún no se debatió la posibilidad de permitir, por ordenanza, que las mascotas puedan viajar en el transporte público. No obstante, se mostró a favor de la iniciativa.

“Existe un notable aumento de personas que conviven con perros y gatos; hoy estos animales tienen un valor muy importante dentro de la familia así que no me parece mal que analicemos la situación. Yo estoy a favor de que puedan subir al transporte público mascotas pequeñas; aunque creo que se debe establecer bien en qué condiciones: si deben hacerlo con bozal, en bolsos o caniles, entre otras cosas”, opinó. “Respecto a las personas no videntes, sí me parece que hay que adecuar las normas municipales y permitir que estas vayan acompañadas por sus perros guías”, añadió.

Taxis

Marcos Andújar es taxista hace 20 años. Según su experiencia, no es obligatorio trasladar animales así que si el conductor se niega no hay que enojarse, dice. “Lo ideal es que una persona que quiere viajar con su mascota pida un taxi y arregle las condiciones del servicio con la operadora. Si algún chofer accede, supuestamente no debe cobrar de más. Pero hay quienes lo hacen. Personalmente no me gusta por la higiene del auto, salvo que los traigan en jaula y un cobertor para el asiento. Y que sean animales pequeños”, detalló.

Aunque la mayoría de los taxistas prefieren ampararse en la ordenanza municipal que prohibe el traslado de animales, Andújar reconoce que hay mucha demanda y que son cada vez más los que aceptan llevar mascotas.

Fue ante esa necesidad que Matías Espin creó hace unos dos años el servicio de “All cucha, taxi para mascotas”. “Lo hice porque veía lo que padecían muchos vecinos y allegados que nunca conseguían vehículo para llevar a sus animales lastimados hasta las veterinarias. Trasladar mascotas es un problema en Tucumán. Ningún taxista los quiere llevar; especialmente si son perros grandes”, contó.

Su camioneta utilitaria permite que las mascotas viajen cómodas, con bozales y jaulas, si es necesario. Generalmente lo contratan para llevar animales a la veterinaria, aunque también le ha tocado hacer traslados por mudanzas.

Hasta hace un tiempo existían dos o tres servicios más de este tipo, pero algunos fueron cerrando. “Es que bajó mucho el trabajo; nosotros antes hacíamos hasta 10 traslados por día y ahora dos o tres como mucho. Y eso que cobramos prácticamente lo mismo que un taxi. Pero no hay dinero. Hay mucha gente que sufre por no tener cómo llevar a su mascota por ejemplo a un control o a una castración”, evaluó el emprendedor.

> Por aire, tierra o agua
En subte.- En Buenos Aires, la Legislatura aprobó el año pasado una norma que establece que las mascotas puedan viajar en subte. Se autoriza a que un mayor de edad pueda viajar con un perro o un gato, que deberán estar en un transportín o canil. Y solo pueden viajar los sábados, domingos y feriados, sin costo adicional para el usuario.
Micros rosarinos.- En la ciudad de Rosario, Santa Fe, una ordenanza aprobada en 2016 permite trasladar en colectivo y también en taxi perros y gatos que no pesen más de ocho kilos. Eso sí: deben ir en su canil.
Aviones.- Latam y Aerolíneas Argentinas permiten el traslado de perros y gatos “como equipaje acompañado”, en caniles adecuados, en cabina o bodega, según disponibilidad. El animal tiene que viajar en su contenedor y no puede estar sedado. Si viaja en cabina, se necesita certificado del veterinario con una vigencia máxima de 10 días antes del viaje. Si va en bodega, la vigencia la define la entidad sanitaria del país de destino. En algunos casos, los animales no pueden ser menores a ocho semanas de edad.
Ferry.- Los ferrys que van a Uruguay permiten que las mascotas viajen en cabinas o en butacas si son pequeñas. Si son grandes (más de seis kilos o más de 40 centímetros) pueden ir en bodega, dentro del vehículo del pasajero o en un canil en la cubierta exterior.

> Operativos
Castraciones en Tafí Viejo y en la capital

Esta semana los operativos móviles de atención de mascotas y castración se llevarán a cabo en Tafí Viejo (Balcarce y Pedro Miguel Aráoz) y en la capital (Eudoro Aráoz al 700). Estos centros de atención estarán abiertos al público de 8 a 13. Si te interesa castrar a tu mascota tenés llegar a las 8 de la mañana. El animal debe llevar 12 horas de ayuno de sólidos y acordate de tener una manta para abrigarlos después de la cirugía. En el caso de los gatos, deben ser trasladados en jaulas, bolsos o mochilas. Si tu idea es desparasitarlos o vacunarlos contra la rabia, podés ir de 8 a 13.


> Estudio
Por qué el contacto con los perros favorece  el desarrollo emocional de los chicos

Un estudio volvió a confirmar el beneficio que tiene el vínculo entre los perros y los humanos, principalmente durante la primera infancia, porque impacta positivamente en el desarrollo socio-emocional de los niños. Según la Universidad de Cambridge, la relación que las mascotas domésticas tienen con los chicos genera un efecto positivo en las destrezas sociales y su bienestar emocional, lo que favorece que lleven una infancia saludable. Además, adquieren valores, como el respeto por la vida animal, la confianza en sí mismos y el desarrollo de la autoestima.


> Salud canina
Detectan una epidemia de tos de la perrera en Tucumán: cómo hay que actuar

El veterinario Joaquín López Islas notó en los últimos días un incremento de consultas con perros que presentan “tos de las perreras”, una enfermedad de las vías respiratorias muy contagiosa, aunque es de fácil tratamiento y de poca peligrosidad, y no puede transmitirse a seres humanos. “Muchos llegan asustados porque creen que su perro se tragó un hueso . En realidad es que tienen tos de la perrera. No hay que desesperarse; con una consulta al veterinario es suficiente: la enfermedad dura unos seis días y se trata con antibióticos. No deja secuelas”, advirtió el profesional.

Comentarios