120.000 firmas en contra de una serie de Netflix

“Insaciable” muestra cómo una chica obesa se convierte en una belleza al perder mucho peso

27 Jul 2018
1

ALYSSA MILANO. La actriz aduce que el tema central es el bullying.

Hoy la audiencia televisiva, como la sociedad en todos los ámbitos, está sensible con ciertos temas. Uno de ellos es el de la discriminación por razones de apariencia física, un producto del culto a los cánones de belleza impuestos por la publicidad y la moda.

Muchos de los que vieron el trailer de la comedia “Insaciable”, cuyo estreno anuncia Netflix para el 10 de agosto, se quejaron de que la serie contendría “body-shaming”. Es decir, que descalificaría a las personas con obesidad, reafirmando la idea de que la delgadez es sinónimo de belleza y éxito. Esa idea promovería los trastornos alimentarios, que son causa de muerte en la población adolescente.

En consecuencia, un grupo que se opone al estreno publicó en las redes sociales un pedido de cancelación. A los pocos días, ya han reunido más de 120.000 firmas.

Dieta forzosa

La trama se centra en Patty, una chica obesa que tiene problemas para integrarse en el colegio, sufre bullying, hasta que tienen que cerrarle la boca de forma temporal después de sufrir un puñetazo y eso le impide comer. Cuando vuelve a clase, ha perdido peso de manera asombrosa y se ha convertido en una beldad. A partir de allí, la protagonista comienza a disfrutar de los halagos de todo su entorno, la envidia de las mujeres y el asedio de los varones, pero no se conforma con eso sino que decide ejecutar un plan de venganza contra todos aquellos que la humillaban antes.

Un mensaje nocivo

Quienes argumentan contra la tira, sostienen que están hartos del mensaje: “las mujeres para ser populares, tener amigas, ser deseables... deben estar delgadas” y que esa premisa no se debe transmitir a las nuevas generaciones.

Pero la creadora de la serie, Lauren Gussis, no se quedó callada ante la controversia y publicó un emotivo comunicado explicando que el tema la involucra a ella misma, porque se inspira en su historia personal.

“Cuando tenía 13 años, tenía ganas de suicidarme -escribió la realizadora-. Mis mejores amigas me habían abandonado y quería venganza. Pensé que si parecía guapa por fuera, sentiría que era suficiente. En lugar de esto, desarrollé un trastorno con la comida... y esta clase de rabia te lleva al lado oscuro. Todavía no me siento cómoda en mi propia piel... pero intento compartir mi dolor y mi vulnerabilidad a través del humor. Esta serie es una historia admonitoria acerca de lo peligroso que es creer que la imagen es lo más importante (...). Dénle una oportunidad”.

Comentarios